El teatro negro y el teatro de marionetas en Praga

20 Abril, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la historiadora del arte Cristina Moreno
El teatro es una de las manifestaciones artísticas más bonitas del mundo. Como podrás ver a continuación, ¡de eso saben mucho en Praga!
 

El teatro negro y el teatro de marionetas de Praga son unos tipos de teatro muy especial. Se trata de unas formas de actuar diferentes, que son parte de la vida de esta ciudad. Todos los días se llevan a cabo actuaciones de este tipo, y acudir a uno de estos teatros es una de las mejores formas de conocer la cultura de este pueblo. ¿Nos acompañas a una representación?

¿Qué es el teatro de marionetas de Praga?

El teatro de marionetas es uno de los más singulares de esta ciudad. Consiste en una representación teatral por medio del uso de marionetas que son movidas por hilos de forma magistral.

Princesas, caballeros, titiriteros y mascotas… todos vestidos, maquillados y peinados hasta el más mínimo detalle, que desde siempre, han causado gran expectación entre el público local y visitante.

De hecho, hay algunos teatros de marionetas como el que cuenta la historia de Don Giovanni, que llevan representándose durante años. Se trata de una divertida adaptación de la obra de Mozart que, precisamente, compuso en esta ciudad de la República Checa, y que se ha convertido en todo un clásico desde su primera representación en 1991.

Personajes del teatro de marionetas de Praga.
 

Lo mismo ocurre con la historia de la Flauta Mágica, del mismo autor, que se representa en el Teatro Nacional de Praga. Estas son dos obras que tienen como protagonistas a las marionetas de Praga, un elemento artesanal que podrás encontrar en las tiendas de artesanía y souvenirs del centro histórico, o bien en el popular barrio de Mala Strana.

El origen de este teatro

El teatro de marionetas tiene su origen en el siglo XVI, y en la actualidad es uno de los más habituales en la ciudad. Como bien dice su nombre, se realiza con marionetas y sus espectáculos son muy especiales.

Parece que las marionetas llegaron a la ciudad de manos de unos ingleses, y fueron los checos quienes las llevaron a su máximo esplendor. Como forma de diversión, comenzaron a surgir compañías itinerantes que llevaban las representaciones por todo el país. Su éxito fue tal que muchas familias comenzaron a confeccionar estos peculiares personajes.

Además, pensadores e intelectuales vieron en este tipo de teatro una buena forma de poner en valor la cultura local. Desde entonces, las marionetas con las que se realizan las representaciones son muy elaboradas y hay todo un mundo de artesanos detrás de ellas.

Actuación en el teatro de marionetas de Praga.
 

En la actualidad, son cientos las familias que se dedican a la fabricación de marionetas y títeres, un saber que se hereda de padres a hijos. En 1922, Praga fue el lugar elegido para constituir la Unión Internacional de la Marioneta, lo que potenció aún más este arte popular.

Qué es el teatro negro de Praga

Otro de los teatros más importantes en Praga es el teatro negro. Se trata de un tipo de teatro muy original, que se hace a oscuras y que se basa en la incapacidad del ojo del ser humano de distinguir figuras negras sobre un fondo negro.

En el teatro negro de Praga, el escenario está a oscuras, la sala también, el telón es negro y los actores van vestidos de negro. Solo algunas figuras y objetos son luminosos, y el hecho de que todo lo demás esté a oscuras produce el efecto óptico de que los objetos luminosos se mueven solos.

Efectos de luces de colores para el teatro negro.

De este modo, objetos flotando, personajes moviéndose de la manera más increíble y mucha fluorescencia componen las diversas escenas de la obra teatral.

Se trata de un tipo de teatro cuyo origen se encuentra en la China imperial, pero que ha tenido su máximo desarrollo y esplendor en Praga. En esta ciudad se comenzaron a mejorar las acrobacias y el movimiento de los objetos iluminados.

 

Es por ese motivo que, cuando se habla de teatro negro, el primero que nos viene a la cabeza es el teatro negro de la capital checa. El más famoso de todos.

Además, en este tipo de teatro, la música es esencial para contar la historia que se quiere mostrar a los espectadores. Se debe a que los actores no hablan y tampoco hay un narrador de fondo que muestre qué está pasando, sino que este teatro es mudo.

Fondo para teatro negro.

En definitiva, esto es algo que gusta mucho a los visitantes de la ciudad, que no se ven obligados a saber varios idiomas para poder entender una obra de teatro. ¡Es una experiencia muy recomendable para todos!