Un paseo por las alturas para admirar las cúpulas más bonitas

Juan Luis Minarro 29 abril, 2016

Son muchas las construcciones que destacan en todo el mundo  por tener unas cúpulas impresionantes. Esta pieza se distingue por ser una de las partes mas llamativas de los edificios que coronan y puede tener diferentes formas, aunque la más habitual es la semiesférica. Hay cúpulas impresionantes por su tamaño, hermosas por su decoración o llamativas por sus colores. Vamos a conocer algunas de ellas.

Las cúpulas y su evolución

Aunque los griegos no utilizaron con frecuencia cúpulas en sus edificaciones, sí lo hicieron los romanos, y un claro ejemplo son los palacios de Roma. Posteriormente, en el Imperio Bizantino, se siguió utilizando este elemente constructivo, como puede observarse en la Iglesia de Santa Sofía, en  Estambul.

Entrada al Panteón de Agripa
Cúpula del Panteón de Agripa, Roma – PerseoMedusa

Sin embargo, las cúpulas más vistosas y sugerentes son las representativas del Islam, como la Cúpula de la Roca en Jerusalén. Y no podemos olvidarnos del gran colorido de las ortodoxas, o de la forma de trabajarlas que se tenía durante la Edad Media, período en el cual se comenzaron a edificar con dos bóvedas, una sobre otra. Ya en la época actual la aparición de la cúpula geodésica supone toda una innovación.

Cúpulas impresionantes

1. Mezquita del Jeque Lotf Allah en Isafahán, Irán

Edificada durante la dinastía safávida en el siglo XVI, es una de las construcciones más imponentes del Islam, y además una de las más impresionantes de todo el mundo. Se encuentra en la plaza Naghsh-e-Jahan, en la ciudad de Isfahán en Irán.

La mezquita llama la atención por su colorido espectacular, con una gran variedad de tonos entre los que destaca el azul. Sin embargo, en su cúpula este color se diluye por la rica decoración en tonos amarillos, creando una imagen espectacular.

Mezquita Sheikh Lotf Allah, Irán
Mezquita Sheikh Lotf Allah, Irán – JPRichard

Hermosa por fuera y por dentro. El interior de la cúpula es maravilloso. Cuando los rayos del Sol penetran a través de su parte central se puede apreciar el dibujo de un pavo real, este detalle la hace única y especial en comparación con el resto

2. Catedral de San Basilio en Moscú, Rusia

Cuando se piensa en Moscú rápidamente nos vienen a la mente una serie de iconos típicos como, por ejemplo, la catedral de San Basilio, una catedral en la que destacan sus preciosas y coloridas cúpulas. 

Catedral de San Basilio de Moscú
Catedral de San Basilio, Mosú – Reidl / Shutterstock.com

Este bello edificio se encuentra en la Plaza Roja y su gran variedad de formas y colores no pueden pasar desapercibidos de ninguna de las maneras a los ojos de los turistas.

Originariamente con una cúpula grande y ocho más pequeñas, se construyó por mandato del zar Iván el Terrible. La leyenda asegura que, una vez terminada la basílica, el gobernante ordenó que sus arquitectos fueran cegados para que estos no pudieran edificar otra obra tan maravillosa como esta.

Cuando la milicia de Napoleón invadió esta tierras, quiso destruirla. No obstante, sus soldados se conformaron con arrasarla y una vez que la contienda hubo finalizado, este espectacular edificio fue reformado. En el año 1990 fue nombrada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y hoy en día sus coloridas y particulares cúpulas son una de las señas de identidad del país.

“El orgullo de quienes no pueden edificar es destruir.”

-Alejandro Dumas-

3. Catedral de Florencia, Italia

El bonito templo de Santa María del Fiore se encuentra situado en la incomparable ciudad de Florencia, en Italia. Cuando se empezó su construcción se pretendía que llegara a ser la iglesia de mayor tamaño de todo el planeta, sin embargo, tuvo que conformarse con el cuarto puesto de la lista.

Cúpula de la catedral de Santa María del Fiore
Cúpula de Santa María del Fiore – Ozerov Alexander

La magnífica cúpula que corona el templo fue construida por Filippo Brunelleschi y tiene nada menos que 114 metros de altura y 45 metros de diámetro. Todo un reto para la época y, de hecho, el arquitecto tardó 14 años en verla terminada. Por cierto, se puede subir a o alto y contemplar unas magníficas vistas de la ciudad.

Impresiona por fuera y por dentro, ya que el interior de la cúpula está decorado con obras de Giorgio Vasari y Federico Zuccari que representen el Juicio Final.

4. Taj Mahal en Agra, India

Es el monumento mas conocido de toda India. Esto es así debido a la la belleza del edificio y a la bonita historia que gira a su alrededor. Una historia de amor, la del emperador Shah Jahan y su esposa, para la que construyó este imponente mausoleo.

Vista del Taj Mahal en la India
Taj Mahal, la India – Rajat Kohli

El Taj Mahal es un complejo que cuenta con 22 cúpulas de tamaño pequeño que representan los 22 años que se necesitaron para construirlo. Pero la vista no se dirige a ellas, solo lo hace después de haber admirado la que ocupa el espacio central, la llamada Corona del Palacio, una hermosa y espectacular cúpula de mármol blanco que cubre el mausoleo y que está rodeada por cuatro pequeños domos.

Hemos visto cuatro edificios con cúpulas completamente diferentes, pero maravillosas. Cada una de ellas, en su estilo es única, pero hay otros muchos ejemplos magníficos de este tipo de elementos constructivos: desde las que tienen siglos, como la de San Pedro en el Vaticano, a las más modernas, como la de cristal que corona el Reichstag en Berlín.

Te puede gustar