Izamal en México, la Ciudad de las Tres Culturas

Nos vamos a embarcar en una nueva aventura que nos llevará hasta una población maravillosa de México. Izamal es una pequeña localidad del país centroamericano conocida como la Ciudad de las Tres Culturas y la Ciudad de los Cerros. ¿Te vienes a conocer un poco mejor este bonito enclave?

¿Cómo es Izamal?

Izamal es una pequeña localidad mexicana ubicada en el Estado de Yucatán. Está a unos 66 kilómetros de Mérida, tiene unos 20.000 habitantes y destaca por sus vestigios arqueológicos y su mezcla de culturas e historia.

Pirámide en Izamal
Pirámide maya – Lev Levin

Izamal, en idioma maya se pronunca, Itzmal, y significa rocío del cielo. Este lugar se conoce como la Ciudad de los Cerros por su patrimonio arqueológico, ubicado sobre 12 pequeñas montañas. Entre lo más llamativo destacan 5 pirámides mayas de un enorme tamaño.

No obstante, también Izamal es famosa como la Ciudad de las Tres Culturas. Es este caso se refiere a su gran herencia cultural. Así pues, en la localidad encontramos vestigios de la época prehispánica, de tiempos coloniales y del México más contemporáneo.

Breve historia de Izamal

Si visitas Mérida, la célebre ciudad mexicana, es posible que encuentres hueco para conocer Izamal. Muchos viajes organizados hasta Chichén Itzá la incluyen por su esplendoroso pasado prehispánico y colonial.

Como hemos dicho, su nombre maya significa rocío del cielo. Este lo recibe gracias al dios Zamná, quien se identifica con la sabiduría. Para los antiguos habitantes preshispánicos de la zona, era un instructor y un maestro.

“No sé hasta dónde está la flor del árbol, la flor del bejuco”

-Proverbio maya-

No obstante, fue fundada como ciudad en el siglo XVI. Se levantó un enclave importante en su época sobre los restos de la ciudad maya que allí se encontraba. Por ejemplo, donde estaban las ruinas de un adoratorio maya conocido como Pap-hol-clac, se levanta el Conjunto Conventual de la Señora de Izamal desde hace varios cientos de años.

Izamal
Izamal – Esdelval

Como dato curioso, Izamal recibió en 1992 la visita del papa Juan Pablo II. Se ofreció una misa en el atrio del templo de la Purísima Concepción, que antaño fue el convento de San Antonio de Padua. Desde ese momento, los edificios del centro histórico se pintaron de amarillo y blanco, los colores de la bandera del Vaticano.

Qué ver en Izamal

Conocida un poco la historia e idiosincrasia de Izamal, ¿qué maravillas nos esperan cuando visitemos esta ciudad mexicana? Vamos a ver algunas de las más bellas, caso de los antiguos caminos que llevaban hasta el lugar elevado sobre 12 colinas. Antaño hubo muchos, pero hoy quedan dos, Kantunil y Aké, que se pueden recorrer y recordar las viejas costumbres mayas.

Gran Pirámide de Izamal
Gran Pirámide – Fjdelisle / commons.wikimedia.org

También se conserva en Izamal una rica herencia arqueológica. Ejemplo es el templo de Kinich Kak Moo, conocido como la Gran Pirámide. Destaca por su enorme tamaño y por la plaza en su parte superior. Se cree que antaño se usó para ritos y ceremonias dedicadas a la deidad Itzamná.

Pasando de la época prehispánica a la colonial, encontramos el templo de la Purísima Concepción, que antaño fue el convento de San Antonio de Padua. Su atrio es muy monumental y data de 1561. contiene una hermosa portada plateresca y un retablo neogótico añadido durante el siglo XIX.

Más intereses de Izamal

Pero Izamal también es una ciudad que guarda bien sus tradiciones y las combina con el México más contemporáneo. Por ello celebra sus fiestas tiñendo el atrio del exconvento de San Antonio de Padua con tonos arco iris. Ahí es cuando pasean a la Virgen de Izamal por las calles de la ciudad.

Convento de San Antonio de Padua en Izamal
Convento de San Antonio de Padua – Ivan Sgualdini

También este es un gran lugar para probar la comida yucatera, como se conoce a la gastronomía del estado en que se ubica. Su toque es mestizo, de ahí que entre los platos preferidos de la región esté el frijol con puerco, el puchero de gallina, los salbutes, el queso relleno, la chaya con huevo o los panuchos, entre otras muchas delicias que descubrirás en la ciudad.

Y por si todo esto fuese poco, también Izamal es una ciudad con gran pasión por la artesanía. Los trabajos de joyería y talabartería son ideales. Así pues, no cabe duda de que esta es una población con gran encanto en México. ¿Te atreves a conocerla?

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar