El Kremlin de Moscú, una increíble fortaleza

· 23 diciembre, 2016

El Kremlin es uno de los iconos de la capital rusa. Un magnífico conjunto de edificios religiosos y palacios rodeado por una muralla con varias torres y que es símbolo del gobierno ruso. Vamos a visitar uno de los lugares más espectaculares de Moscú ¿Quieres acompañarnos?

El Kremlin, la ciudadela de Moscú

¿Sabías que en Rusia hay casi 20 Kremlin (5 de ellos Patrimonio de la Humanidad)? Pero sin duda, el más conocido es el de su capital, Moscú.

La historia de esta ciudadela (traducción de “Kremlin”) comienza entre los siglos XI y XII, cuando la zona era un asentamiento eslavo. A partir de 1156 suceden los cambios: se excava un foso y se construye el fuerte amurallado.

Kremlim de Moscú
Kremlin de Moscú – Baturina Yuliya

En el siglo XIV, cuando Moscú es ya capital, en el Kremlin se erige una fortaleza de piedra, una nueva muralla y un nuevo foso. Además, es elegido como lugar de residencia de la familia real y se construyen tres templos: la catedral de la Asunción, la de San Miguel y la iglesia de Nuestro Salvador.

Poco después levantaría una nueva fortaleza con nueve torres, y más tarde el Kremlin se convirtió en centro cultural de la ciudad. Entre los siglos XV y XVII se erigieron los principales monumentos de la ciudadela. Muchos aún se conservan.

Con las invasiones a Rusia y un gran incendio muchas de las viviendas se destruyeron. En 1713 el Kremlin es residencia temporal de la corte zarista y en 1776 funcionó como Senado. Nuevas obras de restauración se sucedieron tras la invasión de Napoleón y después de la Revolución de Octubre de 1917 se cerró para las visitas (hasta 1955) .

Kremlin de Moscú
Kremlin de Moscú – Alexander Butsenin

Durante siglo XX hubo obras de restauración y antiguos monasterios se demolieron para levantar el edificio de gobierno. Además, catedrales y palacios se remodelaron. En el complejo están los tres establecimientos usados por el Presidente de la Federación Rusa: el Gran Palacio del Kremlin, el Senado y la Escuela Militar.

“El viajero ve lo que él ve, el turista ve lo que ha venido a ver.”

– Gilbert K. Chesterton –

Qué ver en el Kremlin de Moscú

En el vasto territorio del Kremlin (unas 27 hectáreas) la mayoría de los edificios y construcciones son accesibles para los turistas. Catedrales, palacios y todo el conjunto arquitectónico te dejará asombrado. En tu paseo no te pierdas estos atractivos:

1. Catedral de la Dormición o Asunción

Catedral de la Asunción en el Kremlin
Catedral de la Asunción – Artemiy Belyaev

Es uno de los templos más antiguos del conjunto, construido en piedra blanca entre los años 1475 y 1479 por Iván III donde anteriormente estuvo un viejo templo mandado erigir por Iván I.

Se usó como modelo la antigua catedral de la ciudad de Vladímir y fue embellecida por frescos relacionados con la vieja Rusia. Este templo sirvió de panteón para varios patriarcas de la ciudad hasta el año 1700.

2. Catedral del Arcángel Miguel

Catedral del Arcángel Miguel en el Kremlin de Moscú
Catedral del Arcángel Miguel – Karachev Yuriy

Fue construida entre los años 1505 y 1508 sobre los restos de una antigua iglesia. Sus frescos fueron pintados entre los siglos XVI y XVII. Era el lugar elegido para celebrar las victorias del ejército ruso.

Fue usada como panteón para zares y príncipes. En total hay 54 tumbas y 46 lápidas. Entre los grandes monarcas enterrados aquí se encuentran Iván I, Iván II el Glorioso, Iván III el Grande e Iván IV el Terrible.

3. Campanario de Iván el Grande

Campanario de Iván el Grande en el Kremlin de Moscú
Campanario de Iván el Grande – Karachev Yuriy

Es una de las obras más admirables de todo el Kremlin, se construyó en el siglo XVI y unifica a todos los edificios sin importar la época y el estilo arquitectónico. La torre del campanario sirvió de modelo para muchos templos de la vieja Rusia.

Está compuesta por tres cuerpos y en la tercera planta alberga una iglesia. En las galerías están las campanas, siendo la más grande la que pesa 64 toneladas.

4. Cañón Tsar Pushka

Cañón Tsar Pushka en el Kremlin de Moscú
Cañón Tsar Pushka – Artyom Mirniy

Estuvo en servicio en 1856, pesa casi 40 toneladas y tiene una longitud de 5 metros. Es el cañón de mayor calibre del mundo. Se cree que nunca fue utilizado y que se construyó para demostrar el poderío militar ruso.

Al lado del cañón se encuentra la campana Tsar Kólokol, la más grande del planeta, encargada por la emperatriz Ana. Se rompió en 1737, pero fue colocada con un soporte en medio del Kremlin.

Otro lugar imperdible del Kremlin es el Gran Palacio y sus edificios interconectados, que se pueden admirar desde el exterior o bien abonar una buena cantidad de dinero para una visita privada.