Agadir: un gran destino de vacaciones en Marruecos

Álvaro Gómez · 21 marzo, 2019
Esta ciudad de la costa atlántica de Marruecos disfruta de un agradable clima durante todo el año. Además, tiene playas estupendas y un ambiente muy europeo.

Para disfrutar de un clima ideal en la costa marroquí tienes que ir a Agadir. Esta ciudad es una buena opción para unas vacaciones veraniegas. Podrás disfrutar del sol y de los 22 grados de temperatura que tiene el agua en los meses de junio, julio y agosto.

Además, Agadir es lo más parecido a una localidad europea que hay en Marruecos, pero con la esencia de las grandes ciudades de este país africano. Podrás optar entre una gran variedad de hoteles, restaurantes y lugares de ocio y también conocer las tradiciones marroquíes en su zoco.

Esta ciudad está llena de historia y tú mismo podrás descubrirlo. Es un buen destino para acudir en familia esa semana libre que tienes en los meses de verano. Y también lo es para disfrutar de unos días de relax con tu pareja. ¡Descubre lo que puedes ver en Agadir!

¿Cómo ir a Agadir?

Barcos en el puerto
Marina de Agadir

Agadir se encuentra al sur de Marruecos, en la costa bañada por el océano Atlántico. Es la capital de la región conocida como Sus-Masa. Está al sur de Marrakech, a 600 kilómetros de Rabat y a 450 de Casablanca.

No tendrás problema para llegar, pues cuenta con un aeropuerto moderno y también un importante puerto. Si vas a hacer una ruta por el país y quieres ir en tu vehículo particular, también lo tendrás fácil. Está unida a las grandes ciudades por una autopista de reciente creación, por lo que el estado de la carretera es muy bueno.

¿Cuál es la mejor época para ir?

Si vas a viajar a Agadir para disfrutar de sus playas y pasar unas vacaciones soleadas, la mejor época son los meses de junio, julio y agosto. Incluso en mayo y septiembre porque, aunque las temperaturas son un poco más bajas, son pocos los días lluviosos.

El resto del año hay una media de unos cinco días lluviosos al mes. Las temperaturas se mantienen parecidas al verano, pues los meses más fríos son diciembre y enero, con unos 14 grados.

Lo cierto es que el clima de Agadir es agradable durante todo el año. Además, la temperatura del agua se mantiene en torno a los 22 grados y en invierno baja solo a los 16 o 17 grados.

Qué ver y hacer en Agadir

Vista de la playa de Agadir
Playa de Agadir

Una de las principales razones para viajar a Agadir son sus magníficas playas. Siete kilómetros de arena en los que podrás relajarte todo el tiempo que quieras. Sus aguas limpias cristalinas te permitirán darte un refrescante baño y permanecer sobre la arena mientras ves un precioso atardecer.

En una parte de las playas podrás apuntarte a un paseo en camello. Si nunca lo has hecho, este es un escenario excelente para que sea tu primera vez sobre las jorobas de este animal.

En la costa de Agadir podrás hacer deportes acuáticos, como el surf o el kitesurf. También es común practicar pesca con caña y pesca submarina. Como ves, hay mucho que hacer relacionado con la playa y el mar.

Pero en Agadir también puedes ver muchas cosas en el interior de la ciudad. Por ejemplo, puedes recorrer el gran zoco, donde conocerás de primera mano la cultura marroquí. Cuenta con más de 6000 negocios y con productos artesanos de mucha calidad.

Otra opción es recorrer el paseo marítimo. Esta zona de Agadir está repleta de comercios y restaurantes y seguramente te recuerden a las ciudades costeras de Europa. En uno de sus extremos verás una noria enorme. Tiene 50 metros de altura y es la más grande de todo el continente.

Visita el parque de cocodrilos

Cocodrilos en Crocopark
Cocodrilos en Crocopark

A tan solo unos minutos de Agadir puedes visitar el parque de cocodrilos Croco. Cuenta con unos 300 de estos animales en un hábitat que intenta recrear el que tienen en el río Nilo. Es uno de los mejores espacios de África para ver cocodrilos en cautividad.

También puedes visitar en plena ciudad de Agadir un zoo con algunos mamíferos pintorescos, como puede ser el canguro. Pero cuenta, sobre todo, con una amplia muestra de aves, con más de 500 especies.

En el aspecto natural, otra zona muy importante es el Parque Nacional de Sus-Masa. Aquí podrás ver una población de ibis eremita, un ave que está en peligro de extinción.