Zacatecas un tesoro escondido en el corazón de México

Hablar de Zacatecas es hacerlo de un grupo de ciudades antiguas que se dedicaban a la minería de plata. Estas poblaciones son Querétaro, San Miguel, Guanajuato, San Luis Potosí y Álamos. Son localidades que están al noroeste de la Ciudad de México. De hecho, cada población tiene su propio carácter, lo que hace que visitarlas sea llenarse de una atmósfera y características diferenciadas en cada una.

Estamos ante una zona que realmente se sitúa entre las más recomendables si se quiere hacer turismo en el interior de México. Son lugares agradables en los que la afluencia de visitantes no es tan abrumadora como en las costas. Por ese motivo, se puede vivir ese México más auténtico alejado de las zonas bañadas por el mar.

Ciudades coloniales en el estado de Zacatecas

Capilla del Patrocinio en Zacatecas
Capilla del Patrocinio – Carlos Enrique López C / Flickr.com

Se suele decir con razón que es precisamente en estas ciudades coloniales donde mejor puede apreciarse el auténtico México. Aquí podemos ver a mexicanos haciendo su día a día. Es decir, disfrutar de sus increíbles paisajes, descansar en sus hoteles de origen colonial llenos de detalles que hunden sus raíces en el pasado, pero con grandes comodidades.

En cuanto a la gastronomía, se puede saborear una comida de nivel. Ofrece esos sabores tan particulares que hacen de la cocina mexicana una de las más populares en todo el planeta.

La zona cuenta con una red de carreteras particularmente bien desarrollada. Por ello viajar es bastante rápido y eficiente. Así que este lugar permite tener una experiencia cultural de nivel sin por ello perder la autenticidad que tanto atrae al visitante.

La ciudad de Zacatecas

Catedral de Zacatecas
Catedral de Zacatecas – JonathanVitela / Flickr.com

Esta parte del país obtuvo su riqueza cuando la minería vivió en la zona una época de inusitado auge. Zacatecas es la ciudad que desde el punto de vista geográfico se aleja más del quinteto de localidades mineras del centro del país.

Pero la capital del estado tiene suficientes atractivos como para no dejarla de lado. Si tomas el teleférico hasta lo alto del Cerro de la Bufa (2.673 metros) verás el desierto Chihuahuense y divisarás la frontera de este emplazamiento.

Se puede además recorrer la Plaza de la Revolución Mexicana. También la capilla de Nuestra Señora del Patrocinio, el Museo Toma de Zacatecas, el Observatorio Meteorológico y el Mausoleo de los Hombres Ilustres. Este último se encarga de guardar los restos de los grandes músicos, educadores y luchadores de la ciudad.

Mina El Edén en Zacatecas
Mina El Edén – Carlos Enrique López C / Flickr.com

A 340 metros bajo tierra se puede conocer la mina de plata El Edén. El viaje se hace a bordo de un tren que te lleva al interior de esta cueva para conocer más sobre su historia y las demás leyendas de la minería en la región, a lo que ayuda su museo inaugurado en 1975. Al final del recorrido te sorprenderá “El Malacate”, un club nocturno que se encuentra en una zona en la que en sus tiempos se trituraban los minerales.

Más detalles sobre Zacatecas

En el plano arquitectónico, estamos en una ciudad de gran atractivo. Destaca sobremanera la piedra caliza de color rosa que se usó a la hora de construir sus edificios. Así se dio lugar a que la apodasen la “Ciudad Rosada”. Debes tomarte el tiempo que necesites para detallar el trabajo en piedra y el diseño en hierro intrincado que se usa en los edificios coloniales.

Iglesia de Santo Domingo en Zacatecas
Iglesia de Santo Domingo – Carlos Enrique López C / Flickr.com

Un número importante de los principales edificios necesitaron varios años para terminarlos. Se debió a que sus patrocinadores y creadores tenían la intención de que fueran algo realmente especial para el futuro. Y desde luego, los resultados tan magníficos que podemos ver hoy en día así lo atestiguan.

Aunque parezca mentira, la zona de Zacatecas no es demasiado conocida entre los turistas internacionales que suelen visitar México. Los que se animan a visitar este lugar, quedan gratamente sorprendidos por la amabilidad y atención de los lugareños. Es algo que queda muy patente en los servicios de atención al público. De hecho, están dispuestos siempre a tratar de la mejor manera a quienes les visitan.

“Viajar es descubrir que todo el mundo esta equivocado sobre otros países.”

– Aldous Huxley –

Existen multitud de lugares de interés en esta parte de México. Todos juntos hacen de esta región un destino por descubrir para los visitantes. Hoy es algo que ya valora el turismo mexicano, sabedor de los grandes atractivos de Zacatecas.

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar