Visitamos Alcalá la Real, un hermoso pueblo de Jaén

Ciudad fronteriza durante la Edad Media, es una de las localidades andaluzas con más historia. Alcalá la Real es un sitio clave para los amantes del patrimonio histórico.
Visitamos Alcalá la Real, un hermoso pueblo de Jaén

Escrito y verificado por la historiadora del arte Cristina Moreno el 25 Septiembre, 2019.

Última actualización: 25 Septiembre, 2019

Alcalá la Real es un bonito pueblo de la provincia andaluza de Jaén. Está ubicado en una zona estratégica, pues linda con las provincias de Granada y de Córdoba, y en él te espera uno de los castillos más bonitos de la región: la Fortaleza de la Mota.

La Fortaleza de la Mota de Alcalá la Real

El conjunto monumental de la Fortaleza de la Mota es la zona más antigua de esta población. Se trata de una ciudad amurallada que sirvió de zona fronteriza durante la época del Reino nazarí de Granada. Consta de dos partes diferenciadas: de un lado, la zona defensiva, y de otro, la zona residencial que se desarrolló durante los siglos XIV al XVIII.

Fortaleza de la Mota

Dentro de sus murallas encontramos muchos elementos que merece la pena visitar y admirar. Un centro de interpretación que nos mostrará cómo fue la vida en esta población fronteriza, siempre amenazada y en guerra.

Las puertas de acceso y galerías

Para acceder a la fortaleza había que pasar por varias puertas ubicadas en la muralla. Así, destacan la puerta de la Imagen y la de las Lanzas, que llevaban a la zona residencial. Pero había también una serie de pasadizos y galerías horadados en la misma roca y que permitían la entrada y salida de sus moradores.

La alcazaba

Torre de la fortaleza

Era la zona propiamente defensiva. Ubicada en la zona más elevada, tiene un diseño triangular para que se adaptara al espolón del cerro. Cuenta con tres torres unidas por murallas y en el centro se encuentra una pequeña plaza, el patio de armas.

Sus torres de la Mocha, de la Campana y del Homenaje son visitables, tras haber sido restauradas. Su origen es islámico y, por ello, aún se pueden ver algunas puertas de entrada en recodo con arcos de herradura. Pero con la conquista de la zona por las tropas cristianas sufrió una serie de reformas que dejaron elementos decorativos de estilo gótico y de estilo mudéjar.

Además, la alcazaba cuenta con una zona de aljibes que permitían guardar agua de lluvia para el abastecimiento de la tropa y de la población en caso de asedio a la fortaleza.

La zona residencial y la Iglesia Mayor Abacial

Iglesia Mayor Abacial

Junto a la alcazaba comenzaron a construirse numerosas casas para la población de Alcalá la Real. Esta población iría a rezar a la mezquita aljama. Pero con la llegada de los cristianos, en el solar de esta última se levantó una iglesia que poco a poco se convirtió en la Iglesia Mayor de la localidad.

Su construcción se debe a varios arquitectos, entre ellos Ginés Martínez de Aranda y Ambrosio de Vico. Este último fue el creador de la llamada Plataforma de Vico, el primer plano de la ciudad de Granada que se conoce. Se levantó entre 1517 y 1627 y es una mezcla de estilos. Así, en ella encontramos una parte gótica, renacentista, manierista y clásica.

La torre de la Cárcel

Es una torre que ha tenido que ser restaurada casi desde sus cimientos. De origen califal, el rey Alfonso XI la reconstruye, convirtiéndose en uno de los elementos mas imponentes de la fortaleza. Dividida en tres niveles, lo más llamativo de la misma son las bellas bóvedas de ladrillo que cubren sus tres salas. Bajo ella existe una mina de captación de agua.

La iglesia de Santo Domingo de Silos

Iglesia de Santo Domingo y fortaleza

En las inmediaciones de la fortaleza se encuentra esta iglesia, construida tras la conquista de la ciudad de Alcalá la Real en el año 1341. Compuesta por dos naves y cabecera, destaca su bóveda de crucería de estilo gótico, que cubre la zona del altar mayor.

Tenía un retablo en el que participaron algunos de los miembros de la familia de origen italiana Raxis, cuyo mayor exponente fue Pablo de Rojas, uno de los mejores escultores del siglo XVI español. Hoy puede contemplarse en la iglesia de las Angustias. El conjunto se complementa con una sacristía y una torre en la que se encuentra el escudo del abad Maximiliano de Austria.

El centro histórico de Alcalá la Real

La población fue creciendo y se expandió más allá del recinto amurallado de la Mota. La plaza del Arcipreste de Hita y sus inmediaciones otro de los espacios que no te puedes perder en Alcalá la Real. Allí podrás visitar la lonja, el Ayuntamiento, el convento de los Capuchinos, la calle Real y el convento del Rosario.

Te podría interesar...
Mi ViajeLeerlo en Mi Viaje
De turismo para disfrutar de los tesoros de Jaén

Ciudades monumentales, espacios de gran valor natural y lugares llenos de historia son parte de los tesoros de Jaen, una provincia andaluza de gran belleza.




Licenciada en Historia del Arte por la Universidad de Granada.Máster Oficial en Arquitectura y Patrimonio Histórico por la Universidad de Sevilla donde además ha cursado estudios de Doctorado. Especialista en Paleografía y Diplomática por el Archivo de la Real Chancillería de Granada. En lo profesional, ha realizado estudios históricos para el Patronato de la Alhambra y el Generalife, para la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) en el Valle del Colca, y para propietarios de casonas históricas de la ciudad de Arequipa, Perú. Además es autora de artículos y forma parte de varios grupos de investigación. En la actualidad, es jefa de Investigación y Educación patrimonial en Ampuero + Moreno (Arquitectura, Patrimonio e Historia).