San Marino: un encantador país europeo

· 25 diciembre, 2015

La “Serenísima República de San Marino” es el Estado soberano más antiguo del mundo y, si bien es un micropaís europeo, tiene mucho para ofrecernos. Si vemos el mapa del continente, San Marino será un simple punto al este de Italia. ¡Pero esa no es excusa para no visitarlo! Conoce más sobre este hermoso enclave en el siguiente artículo.

San Marino: más historia que superficie

La fecha de fundación de este pequeño estado europeo (el quinto de menor dimensión del mundo) data del año 301. Sin embargo, ha sido habitado en la prehistoria, según algunos vestigios encontrados en los alrededores. Si bien es soberano, depende bastante de Italia por estar rodeado completamente por sus fronteras, igual que ocurre con el Vaticano.

La historia de San Marino nos habla de soberanía, comunidad monástica, Napoleón, guerras de independencia e incluso guerras mundiales. También de ducados, asambleas, papados y capitanes. Su constitución data del año 1600 y en la actualidad lo rige un Consejo (Consiglio, en idioma local).

Vista de San Marino
Vista de San Marino liseykina

Pequeña y todo, el país tiene nueve castelli (castillos) o municipios. Cada uno de ellos tiene la consideración de ciudad. Si hablamos de geografía, debemos nombrar a los Apeninos dentro de la topografía y, por supuesto, el monte Titano, de 739 metros de alto.

¿Qué visitar en San Marino?

Situado a 350 kilómetros de Roma y a solo 24 kilometros de Rímini, San Marino conserva ese aire medieval que tanto gusta a los turistas. En algunas épocas del año son más los visitantes que los residentes marinos. Los lugares que no puedes perderte de este país de 60 km² son:

Monte Titano

Monte Titano en San Marino
Monte Titano – gianni triggiani

Está ubicado al este de la capital y tiene tres picos, conocidos como los tres castillos (Rocca, Cesta y Montale). Data de la era terciaria y desde su ladera nacen algunos torrentes (el río Marecchia, que desemboca en el mar Adriático, es el más importante).

Fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 2008, junto con el centro histórico de San Marino. Entre la flora típica encontramos abetos blancos, cipreses y castaños. La fauna está formada por lechuzas, liebres, zorros y jabalíes, entre otros.

Basílica de San Marino

Basilíca de San Marino
Basílica de San Marino – Pablo Debat

Está localizada en la Piazza Domus Plebis, al noreste de la ciudad, y dedicada al fundador del país. En el año 530 se había erigido en el mismo lugar una primitiva iglesia y la construcción de la nueva data de 1826. Las obras terminaron 12 años más tarde. Fue declarada basílica en 1926, es de estilo neoclásico y está formada por tres naves y 16 columnas corintias.

Teatro Titano

Teatro Titano en San Marino
Teatro Titano – damian entwistle / Flickr.com

Es el más importante del país y fue fundado en 1890. Sin embargo, debió ser restaurado cinco décadas más tarde, entre 1936 y 1941, a cargo del Partido Fascista local. Está compuesto por dos filas de palcos. En el centro de la primera es donde se ubicaban los capitanes regentes y arriba se encuentra el Loggione.

El escenario tiene una decoración de figuras en relieve que relatan cómo fue la fundación de la República. Su cúpula contiene los escudos de armas de los 9 castillos de San Marino.

Palazzo Pubblico

Palazzo Pubblico en San Marino
Palazzo Pubblico – Matteo Gabrieli

Es el edificio del ayuntamiento, donde se llevan a cabo las ceremonias oficiales y gubernamentales. Allí se ubican las sedes de las instituciones más importantes: Capitanes Regentes, Consejo de los 12, Consejo grande y General y Congreso de Estado.

Se emplaza en el antiguo edificio Domus Magna Comunis y fue construido entre 1884 y 1894. Para su centenario se renovó casi por completo para proveer de mayor seguridad a la edificación.

“Apenas son suficientes mil años para formar un Estado; pero puede bastar una hora para reducirlo a polvo.”

-Lord Byron-

Primera y segunda Torre

Rocca Guaita en San Marino
Rocca Guaita – Samot

La Rocca Guaita (primera torre) fue construida en el siglo XI y está a 751 metros de altura. Se usaba como fortificación y como cárcel. La Rocca Cesta (segunda torre) se construyó dos siglos más tarde y con una altura de 755 metros, en lo alto del Monte Titano. Tiene forma pentagonal y para acceder a ella se puede recorrer un camino de piedra excavado directamente sobre la roca.

Tu paseo por San Marino te hará viajar en el tiempo. Pensarás que estás en plena Edad Media con sus fuertes, castillos e iglesias. No dudes en conocer esta pequeña nación que tiene mucho para ofrecer.