Visitamos Lucca, un encantador pueblo de la Toscana

Si estás pensando en la encantadora Toscana como destino para unas vacaciones, te vamos a proponer una hermosa localidad como punto focal de tu viaje. Aunque no es tan conocida como sus vecinas Siena o San Gimignano, Lucca tiene muchos atributos con qué presumir dentro de sus elegantes murallas renacentistas. Conoce a la maravillosa Lucca y sorpréndete con su belleza y encanto.

La ciudad de las 100 torres y las 100 iglesias

Lucca está ubicada al sur de Toscana, entre Pisa y Florencia. Es una de esas ciudades que viven en consonancia con su pasado, historia y tradiciones. Mantiene intactas sus murallas medievales, ya que nunca fueron atacadas, y uno de sus mayores encantos es que dentro de ellas se conserva su casco antiguo tal cual como estaba en la Edad Media.

Lucca en Italia
Lucca – DaLiu

Su excelente estado de conservación se debe a que la ciudad fue una república independiente durante 500 años, hasta 1847. Este hecho la mantuvo alejada de la destrucción de la guerra, lo que ha permitido que se mantenga intacta a pesar del tiempo. Actualmente Lucca cuenta con uno de los patrimonios artísticos más importantes de la Toscana.

Lucca es comúnmente denominada “la ciudad de las 100 torres y las 100 iglesias”. Su casco histórico y encierra en su interior tesoros artísticos que merecen una visita, porque su autenticidad y belleza se palpa en sus calles, monumentos, iglesias y torres. Además, sus habitantes te harán sentir bienvenido, mostrándote su amabilidad y el estilo de vida italiano en su forma más genuina.

Joyas maravillosas de Lucca

Las murallas

Las murallas de Lucca es uno de sus tesoros más llamativos. Asombra mucho a los visitantes su estado de conservación. De hecho, Lucca es una de las pocas ciudades en el mundo que mantienen sus murallas medievales en perfecto estado.

Muralla de Lucca
Muralla de Lucca – Petr Jilek

Los altos muros tienen 12 metros de altura y 4,5 kilómetros de extensión. Las murallas abrazan el casco histórico de la ciudad y su belleza y conservación fueron aprovechadas para transformarlas en un maravilloso paseo público.

Estas pueden ser recorridas en su totalidad, ya sea a pie o en bici. En este maravilloso paseo se pueden observar encantadoras vistas de Lucca con todas sus torres y monumentos. El paseo dura aproximadamente dos horas y hacerlo es todo un placer.

Catedral de San Martín (Duomo)

Catedral de San Martín en Lucca
Catedral de San Martín – Frank Fischbach

Esta magnífica catedral de estilo románico-gótico típico toscano comenzó a levantarse en el siglo XI. Su fachada y muros están llenos de detalles y en su interior está colmada de obras de arte, como el monumento funerario de Ilaria del Carretto o el antiguo crucifijo del “Volto Santo”

La torre y el palacio de Guinigi

Torre Guinigi en Lucca
Torre Guinigi – Banet

La torre es uno de los monumentos más famosos de la ciudad. Para ser de la época medieval se encuentra muy bien conservada. Mide 44 metros de alto y fue construida en 1390 por la familia Guinigi, para dar cuenta de su fortuna y prestigio.

Esta torre se sale de la norma, pues en su cima alberga jardines de encinas que la hacen espectacular. Por un módico precio se puede subir y admirar vistas increíbles de la ciudad arropado por la sombra de los árboles del jardín.

Basílica de San Frediano

Basílica de San Frediano en Lucca
Basílica de San Frediano – Claudio Giovanni Colombo

La basílica de San Frediano es una de las iglesias más antiguas de Lucca. Data del siglo V y es muy conocida por el maravilloso mosaico dorado de su fachada. Además, en su interior alberga preciosas capillas y fantásticas obras de arte.

Palacio y jardines Pfanner

Palacio Pfanner en Lucca
Palacio Pfanner – Frank Bach

Es uno de los palacios más destacados del centro histórico. Su jardín data del 1700, en él se pueden admirar estatuas y fuentes rodeadas de flores diversas, cedros y limoneros. Este palacio es pequeño pero de gran belleza, merece la pena una visita.

“Las flores siempre hacen mejor a la gente, más feliz y más servicial: son la luz del sol, la comida y la medicina del alma.”

-Luther Burbank-

Plaza del Anfiteatro o plaza del Mercado

Plaza del Anfiteatro en Lucca
Plaza del Anfiteatro – Rudmer Zwerver

Esta plaza es muy singular, con su forma ovalada es la única en el mundo que esconde un anfiteatro romano del siglo I. Aunque este anfiteatro fue transformado en residencias, se pueden ver pequeñas ruinas de los muros externos originales.

La plaza tiene 4 accesos, pero la puerta oriental es la única que conserva la forma original de anfiteatro. Aquí se puede disfrutar de cafés, restaurantes, tiendas de souvenirs y heladerías. También es el lugar donde frecuentemente se realizan los mercados populares.

Lucca es una ciudad digna de estar en el entorno de la Toscana. Esta maravilla amurallada, está llena de encanto, historia y arte. Vale la pena conocerla.

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar