Disfruta de Colmar, un pueblo precioso en Francia

Nos marchamos con nuestra mochila bien preparada a uno de los pueblos más bonitos de Francia. Estamos hablando de Colmar, un lugar fantástico y casi mágico de la geografía gala capaz de evocar el clima renacentista como ningún otro rincón del planeta.

¿Dónde está Colmar?

Dada la amplia extensión de Francia, es necesario saber exactamente hacia dónde hay que dirigir los pasos para llegar a Colmar. En este caso hablamos de una ciudad de unos 70.000 habitantes en la región de Alsacia.

Colmar
Colmar – JeniFoto

Las regiones francesas están formadas por departamentos y distritos. En este caso, Colmar es la capital del distrito del mismo nombre que se ubica en el departamento del Alto Rhin, en la maravillosa región de Alsacia conocida por su belleza y sus buenos vinos.

¿Cómo es Colmar?

Llegar a Colmar es acercarse a una de las ciudades más bellas de todo el valle del Rhin. Ubicado en lo que se conoce como la Alta Alsacia, sus calles han guardado con mimo el paso de la historia, pese a situarse en una zona fronteriza y peligrosa.

El patrimonio de la Baja Edad Media y del Renacimiento son los grandes protagonistas de este rincón de la Francia más bella, natural y artística que podemos recorrer hoy en día.

Calle de Colmar
Calle de Colmar – Boris Stroujko

Por ello, Colmar conserva un precioso casco antiguo muy céntrico en el que se intercalan mezclas del arte renacentista primigenio junto al gótico alemán, lo que confiere al conjunto una bella perspectiva.

Como dato curioso, decir que el artista Frédéric Auguste Bartholdi es oriundo de Colmar. Tal vez no te suene su nombre, pero si hablamos de la Estatua de la Libertad, en la ciudad de Nueva York, quizá te sea más familiar, pues este hombre fue su creador.

“¡Nueva York! Desde el principio me turbó tu belleza, esa muchacha de ojos grandes y de largas piernas.”

Léopold Sédar Senghor

¿Qué ver en Colmar?

Comenzamos ya a visitar los lugares de mayor encanto dentro de una localidad que es ya de por sí mágica y espectacular, pero que además esconde rincones realmente bonitos para los amantes de la historia y el romanticismo.

La pequeña Venecia

Canal en Colmar
Canal en Colmar – Vlad Turchenko

Son muchos los pueblos que reciben el sobrenombre de “pequeña Venecia”. Entre ellos se encuentra un barrio de Colmar rodeado por casas tradicionales siempre bien decoradas a base de flores frente al canal y al muelle de Pescadería. Un lugar fantástico para románticos empedernidos.

Museo de Unterlinden

Otro de los bellos rincones de Colmar es el museo de Unterlinden. Instalado en un convento de madres dominicas del siglo XIII, posee un bello claustro gótico y es un testigo maravilloso para guardar todo el arte de una ciudad llena de historia como esta.

Convento de los Dominicos

Otro lugar espectacular que visitar es el convento de los Dominicos, con un claustro y una iglesia que datan del siglo XIII, aunque han sufrido algunas remodelaciones con el paso de la historia.

Colegiata de San Martín

Colegiata de San Martin en Colmar
Colegiata de San Martin, Colmar – NeydtStock

El estilo gótico de Colmar cubre su principal exponente en esta Colegiata de San Martín, cuyas obras comenzaron en el siglo XIII y se alargaron varios años hasta cubrir los casi 80 metros de largo y 70 de alto de este espectacular edificio.

Iglesia de San Mateo

El arte religioso tiene gran presencia en la ciudad gracias a su poderoso patrimonio medieval y renacentista. En este orden encontramos la iglesia de San Mateo, perteneciente a la orden franciscana y que data de finales del siglo XIII.

Casa Pfister

Casa Pfister en Colmar
Casa Pfister, Colmar – Mihai-Bogdan Lazar

De la Baja Edad Media llega también la Casa Pfister, un notable edificio con estilo medieval y gótico con una fachada espectacular y un precioso mirador con corona a un conjunto realmente bello.

La rue des Marchands

Finalizamos nuestro paseo por los rincones más significativos de esta bella localidad caminando por la rue des Marchands. Su principal reclamo son las casas tradicionales antiguas que son de una belleza y encanto maravillosos.

Sin embargo, Colmar esconde muchos más rincones bonitos y llamativos por descubrir. Ahora es tu turno para preparar tu equipaje y marchar a una de las ciudades más bonitas del Alto Rhin y de toda Francia para encontrar un mundo de romanticismo e historia en la célebre Alsacia, tierra de vinos y buen vivir que te va a enamorar.

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar