Asia Meridional y Oriental: desafíos demográficos

María Belén Acosta · 7 junio, 2019
El crecimiento y desarrollo de la población en Asia Oriental y Meridional es desigual. Hoy sus gobiernos se enfrentan a retos muy diferentes.

Asia es el continente más poblado del planeta. Sin embargo, la diferencia de población y de crecimiento, tanto en Asía Meridional como en Asia Oriental, empiezan a preocupar a los investigadores. Se estima que en pocos años países como la India superarán en número de población a la actual China.

De la misma forma, otros países más desarrollados, como es el caso de Japón, comenzarán a tener serios problemas económicos por culpa del envejecimiento de su población. Trataremos en este artículo algunos de los desafíos demográficos a los que se enfrenta el continente asiático.

El desarrollo de la población en Asia Meridional

Hong Kong en Asia Oriental
Hong Kong

La población de Asia se encuentra distribuida de forma desigual sobre el continente. Este desequilibrio es el principal causante de los problemas demográficos a los que zonas como Asia Meridional y Asia Oriental se enfrentan actualmente y se enfrentarán en el futuro.

Asia Meridional cuenta con una población por encima de los 1605 millones de habitantes, superando en 100 millones de habitantes a Asia Oriental.

Zonas con exceso de población, como es el caso de Bangladesh o Hong Kong, cuentan con una densidad de población que supera los 1000 habitantes por km². Por contra, otras zonas se encuentran totalmente desiertas, como Pakistán, algunas islas de Indonesia y las tierras altas del Tíbet.

Según los expertos, se espera que Asia Meridional continúe siendo la región de crecimiento de población más rápida del mundo. Se calcula un crecimiento superior al 7,1 % para el año 2020 como consecuencia de las mejoras producidas durante los últimos años.

Desequilibrios de población en Asia Oriental

Cruce de Shibuya en Tokio
Centro de Tokio

En el caso de Asia Oriental, China sigue siendo el país más poblado del planeta. Su población actual ronda los 1361 millones de habitantes, según la ONU. Su situación especial se debe a la política, ya abolida, del hijo único. Como consecuencia de ella, su población masculina casi triplica a la femenina en la actualidad.

Y con una población de 127 millones de habitantes, Japón mantiene el título de país con la esperanza de vida más alta del planeta. Sin embargo, hoy se enfrenta a la pérdida de población por el elevado envejecimiento. En los últimos cinco años han fallecido en Japón casi un millón de personas. Otros problemas son la superpoblación de Tokio y el abandono de las zonas rurales.

Aumento del índice de desarrollo humano en Asia

Nueva Delhi
Nueva Delhi

Dos de los factores que más aceleran el crecimiento de la población son la mejora del sistema educativo y la mejora de sanidad. De forma global, en los últimos años, más de dos millones de personas han salido de condiciones de extrema pobreza. Dentro de esa cifra, el mayor porcentaje se encuentra concentrado en Asia Meridional.

En esta región, la tasa de crecimiento registra un promedio anual en el índice de desarrollo humano (IDH) de 1,4%. Países como Bangladesh o Nepal, a pesar de su baja población en comparación con el resto de Asia, bajaron las cuotas de pobreza. Aun así, hay varios países que se encuentran muy por debajo del IHD deseado.

China y Japón

Pekín
Pekín

Respecto a estas grandes potencias de Asia Oriental, se cree que los incentivos para la inserción de los jóvenes en la vida laboral podría beneficiar a ese crecimiento demográfico que empieza a ser negativo. Las políticas que apoyan el aumento del papel de la mujer en la vida laboral y la mejora en educación podrían ser determinantes en China.

En cuanto a Japón, el gobierno sigue preocupado por la baja natalidad, además de por tener una de las poblaciones más envejecidas del mundo. Esto último, sumado al exceso de población de las áreas urbanas, ha hecho reaccionar de forma inmediata al gobierno de Shinzo Abe.

Las nuevas políticas tratan de revertir esta tendencia y frenar el flujo migratorio a ciudades como Tokio. Del mismo modo que China, desean incrementar la presencia de la mujer dentro del mercado laboral y mejorar sus condiciones para favorecer un aumento de la natalidad.

Para finalizar, también es importante destacar los efectos de la rápida industrialización y urbanización en la degradación medioambiental que sufre el continente. La deforestación es una de las amenazas más graves a las que se enfrenta Asia. Ataca de forma muy distinta, como es el caso de Indonesia por la explotación de la palma o la falta de recursos naturales en el caso de Japón.

  • Asia Meridional. Banco Mundial. Recuperado de: https://www.bancomundial.org/es/region/sar/overview
  • Índice de desarrollo humano. (s.f.). En Wikipedia. Recuperado el 6 de junio de 2019 de https://es.wikipedia.org/wiki/%C3%8Dndice_de_desarrollo_humano