5 actividades para disfrutar del lago Tahoe

Álvaro Gómez · 29 marzo, 2019
Navegar o bañarse en verano. Esquiar en invierno. O practicar senderismo en cualquier época. La lista de actividades que se pueden realizar en el lago Tahoe es muy amplia.

El lago Tahoe es un entorno natural de Estados Unidos en el que podrás realizar muchas actividades para pasar el día. Se encuentra entre California y Nevada, por lo que es el destino favorito de muchos norteamericanos que acuden allí a pasar sus días de descanso.

Si estás de viaje en el país y vas a visitar alguno de estos dos estados, puedes dedicar un día a disfrutar del este fabuloso lugar. Será una jornada diferente que te ayudará a sobrellevar el estrés de las grandes ciudades y pasar una agradable jornada.

El lago es inmenso, tiene 35 kilómetros de longitud y 19 kilómetros de ancho. Por ello, hay mucho que conocer e innumerables planes por hacer en esta maravilla natural. Conoce las 5 cosas que no puedes perderte en el lago Tahoe.

1. Navegar por el lago Tahoe

Vista de Emerald Bay
Emerald Bay

La mejor forma de disfrutar del lago es navegando por sus aguas. Lo más común es hacerlo en kayak, una variedad del piragüismo en la que pueden ir hasta cuatro personas en la misma embarcación. Todos tienen que remar y coordinarse y, aunque se practica en competiciones, también puedes ir despacio para conocer el entorno.

Hay un par de zonas en el lago Tahoe donde puedes alquilar un kayak por horas. Son diferentes, por lo que si quieres conocer a fondo el lago puedes ir cada día a una. En Emerald Bay descubrirás un paisaje natural de película. Es una entrada del lago en la tierra que tiene una pequeña isla en su centro.

La otra parte del lago donde se practica kayak es en Camp Richardson. Esta zona es menos vistosa e incluso puede que encuentres más gente en el agua, porque está en una zona de playa.

2. Disfrutar de las playas

Playa en el lago Tahoe
Playa en el lago

Otro motivo para acudir al lago Tahoe son sus playas. Miles de personas llegan hasta él cada día de verano con el picnic preparado para pasar el día. Es perfecto para darse un chapuzón en un día caluroso y pasar horas y horas relajado sobre la arena.

Son muchas las playas que hay en el lago. Las más populares son Pope Beach y Laside Beach, aunque hay otras que quizá te guste visitar por estar menos concurridas. Entre ellas, podemos mencionar Commons Beack Park, Kiva Beach o la de Camp Richardson.

3. Practicar deportes de aventura

Esquiadores en Heavenly Mountain
Heavenly Mountain

Los más aventureros también pueden disfrutar del lago Tahoe. La actividad más estimulante, y en la que soltarás toda tu adrenalina, consiste en subir a Heavenly Mountain Resort. Desde allí podrás descender desde lo alto de la montaña en tirolina.

El ascenso se hace en teleférico y durante ese paseo podrás disfrutar de unas vistas inigualables. De hecho, puedes acceder a un mirador en el que descubrirás la inmensidad del lago.

Otros deportes con los que soltarás adrenalina son el esquí acuático por el lago o los propios de la época invernal. Y es que en las inmediaciones del lago también puedes practicar esquí o el snowboard. De hecho, son muchos los que acuden a Heavenly Mountain para aprovechar al máximo la nieve del invierno.

4. Admirar el lago Tahoe desde un globo

Vista aérea del lago Tahoe
Vista aérea del lago

Si el mirador que comentábamos antes es una buena forma de ver la inmensidad del lago Tahoe, hay que reconocer que la mejor forma es sobrevolarlo. Una de las actividades más increíbles de las que podrás disfrutar aquí es la de subir a un globo aerostático.

Además de obtener la mejor panorámica posible del lago, podrás aprender mucho sobre cada zona que verás. Es así porque los guías que te acompañarán en el viaje te explicarán todo lo que saben y podrán resolver tus dudas.

5. Practicar senderismo

El entorno natural del lago Tahoe es inmenso y va más allá del propio lago. Las montañas, llanuras o bosques son un excelente escenario para practicar el senderismo. Para ello, dispones de varias rutas que guardan muchos encantos.

La más conocida es la de Eagle Falls Trail. Si la sigues, podrás pasar horas de caminata entre escenarios naturales espectaculares. No olvides tu cámara y, lo más importante, el agua y unas buenas zapatillas.