Vive una extraordinaria luna de miel en Niza

2 abril, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Armando Cerra
La Costa Azul francesa tiene algo especial. Por eso, Niza es un buen destino para disfrutar de una luna de miel diferente e inolvidable.

¡Oh la lá! ¡Pasar la luna de miel en Niza! ¡En el corazón de la Costa Azul! Desde luego, es un lugar fantástico para celebrar esa nueva unión. Esta ciudad es un destino romántico ideal. Allí os esperan paseos frente al mar, buenos restaurantes, excursiones por los bucólicos paisajes de la Provenza y los ambientes más selectos de la Riviera francesa.

¿Cuándo celebrar una luna de miel en Niza?

Niza en Francia
Vista de Niza

Lógicamente, un viaje de novios se ha de disfrutar inmediatamente después de la celebración de la ceremonia del matrimonio. Y esas fechas a veces es muy difícil elegirlas. Sin embargo, si se lleva la idea de disfrutar de una luna de miel en Niza, os vamos a hacer una recomendación, y es que ese viaje sea durante la primavera.

Es cierto que cualquier fecha del año puede ser un momento magnífico para semejante acontecimiento. Pero en el verano la Costa Azul se llena de turistas y en invierno las temperaturas impiden disfrutar de las playas a tope.

Sin embargo, una luna de miel en Niza durante la primavera permitirá gozar de la ciudad en pleno esplendor y la naturaleza del entorno tomará una vitalidad extraordinaria.

¿Qué hacer durante la luna de miel en Niza?

Un viaje de novios a esta ciudad francesa y, en realidad, a cualquier otra parte del mundo, es para tomárselo con calma, sin agobio alguno. Se trata, simplemente, de gozar en pareja de unos días irrepetibles y disfrutar de los pequeños detalles y de las sensaciones del momento. Y para lograrlo, una luna de miel en Niza es ideal.

Aquí la actividad consiste en pequeños paseos a orillas del Mediterráneo, por el centro de la ciudad y por los alrededores. Te vamos a concretar un poco más esos sitios por los que pasear vuestro amor:

Le Promenade des Anglais

Vista de Hotel Negresco, ideal para una luna de miel en Niza
Hotel Negresco – Claudia Schillinger / Flickr.com

El paseo por excelencia en Niza es el largo Promenade des Anglais (el paseo de los Ingleses). Es una elegante caminata. A un lado se encuentran las playas y el mar Mediterráneo y al otro se distinguen algunas de las construcciones más glamurosas de la ciudad.

Entre esas construcciones hay una que llama poderosamente la atención, el hotel Negresco. Es el establecimiento más elegante de la ciudad y donde se han alojado todas las grandes estrellas que han estado en este lugar de la Costa Azul.

Tal vez tu economía no te permita alojarte allí. Sin embargo, debéis entrar a este establecimiento y disfrutar, al menos, de su cafetería. Allí podéis degustar un buen cóctel para celebrar vuestra luna de miel en Niza.

La Vieux Nice

Casco histórico de Niza
Ciudad Vieja de Niza

Otra zona por la que han discurrir vuestros paseos durante la luna de miel en Niza será por la Ciudad Vieja. Se trata de un laberinto de calles siempre bulliciosas y animadas. Calles que parecen transportarnos a Italia, ya que hay muchos vínculos con el país transalpino.

Aquí encontraréis las tiendas para adquirir los mejores recuerdos de vuestro viaje. También veréis muchos comercios locales para comprar embutidos, frutas y vino para disfrutar de algún picnic en la playa o en los alrededores.

Y desde luego, dispondréis de numerosos restaurantes de día y de noche para paladear la renombrada cocina francesa. Pocas cosas hay más románticas que una cena en alguno de estos establecimientos. Los hallaréis con una carta más tradicional y otras más modernas, en la variedad está el gusto.

Subir a Le Chateau

Os vamos a dar una idea para una de esas cenas. O más bien, para antes de la cena. Se trata de darse ese paseo por la Ciudad Vieja para finalmente ascender hasta Le Chateau, o la Montaña del Castillo. El ascenso queda recompensado si contemplamos el atardecer desde la parte más alta.

Desde Le Chateau se contempla una vista estupenda de la ciudad, de cómo se apaga el sol y cómo se encienden las luces artificiales. Un momento verdaderamente romántico.

Excursiones por los alrededores

Vista de la abadía de Senanque
Abadía de Senanque

Y para acabar con nuestras propuestas para una inolvidable luna de miel en Niza, os vamos a proponer salir algún día de la ciudad y recorrer el entorno. Aquí va alguna idea. Por ejemplo, visitad el encantador pueblo de Gordes y la vecina abadía de Senanque, famosa por sus campos de lavanda.

Aunque otra posibilidad mucho más glamurosa es acercarse a la cercana Montecarlo. Una noche en su casino no se disfruta siempre y una luna de miel puede ser el momento adecuado para ello.