Una visita a las ruinas de Jerash en Jordania

Alicia Vecino López·
26 Febrero, 2019
Es una de las ciudades romanas mejor conservadas del mundo, un lugar que nos permite hacer un viaje en el tiempo.
 

Visitar las ruinas de Jerash es una de las actividades que no hay que perderse en un viaje a Jordania. Esta es una de las ciudades romanas más relevantes y mejor conservadas de Próximo Oriente. De hecho, se considera que es un gran ejemplo de lo que fue el Imperio romano.

Historia, arte y cultura envuelven la atmósfera de este lugar. Aquí te esperan restos de grandiosas edificaciones que te harán viajar al pasado. No puede extrañar, por tanto, que sea destino preferido de muchos amantes de la historia y el arte. Y siempre supera todas las expectativas. ¿Preparados para la aventura?

¿Dónde están las ruinas de Jerash?

Ruinas de Jerash
Ruinas de Jerash

Jerash se encuentra al noroeste de Jordania, en concreto sobre el territorio de la antigua Decápolis. El entorno ha ido cambiando enormemente con el paso de los años, sin embargo, sigue siendo una de las ciudades más importantes del país.

Se encuentra muy cerca de Amán, la capital de Jordania, la distancia entre estas dos ciudades es de tan solo 40 kilómetros.

Llegar en autobús para visitar las ruinas de Jerash es muy sencillo. Todos los días de la semana hay autobuses desde la estación de Abdali, en Amán. Eso sí, normalmente, los buses no circulan a partir de las 17:00 hacia la capital. Así que tendrás que coger un taxi o planificar con tiempo la vuelta.

 

¿Qué debes saber antes de ir?

Ruinas de Jerash
Ruinas de Jerash

Jerash ya era una de las ciudades más importantes de la zona en la época de Alejandro Magno. De hecho, llegó a tener más de 20 000 habitantes durante su máximo apogeo. Lo cierto es que formaba parte de las rutas comerciales más importantes de entonces, dado a que sus tierras eran muy fértiles.

Sin embargo, la ciudad entraría en decadencia, ya que el comercio se vio afectado por el incremento de las rutas marítimas y Jerash dejó de tener tanta importancia para los comerciantes. Además, en el año 746 la ciudad sufrió un fuerte terremoto que afectó a la mayoría de las edificaciones.

¿Qué visitar en Jerash?

Visitar las ruinas de Jerash significa disfrutar de una lección de historia en vivo. Allí, podrás contemplar muchos edificios bien conservados, gracias a que la ciudad permaneció enterrada por la arena hasta principios del siglo XX.

Arco de Adriano

Arco de Adriano en Jerash
Arco de Adriano
 

Sin duda, es el monumento más representativo y más impresionante de la ciudad. Su construcción se debe al emperador Adriano. Mide aproximadamente unos 13 metros de altura y se compone de tres arcos y una gran corona en la parte superior.

Nymphaeum / Ninfeo

Un templo dedicado a las ninfas. Su arquitectura está basada en la mitología, representando a la naturaleza y la fecundidad. Durante el periodo romano las divinidades del medio acuático tenían mucha importancia, por ello la estructura más impresionante de este templo es una fuente.

Teatro Sur

Teatro Sur en Jerash
Teatro Sur

Actualmente, el Teatro Sur tiene la capacidad para acoger a 3000 espectadores, incluso ocasionalmente se realizan conciertos al aire libre. Se encuentra junto al templo de Zeus.

Hipódromo

Uno de los monumentos más impactantes al visitar las ruinas de Jerash. Con tan solo estar presente podrás sentir el ambiente de las carreras de caballos de la época. El hipódromo actual se encuentra restaurado, por lo que tiene un aforo de aproximadamente 15 000 espectadores.

Plaza Oval

Plaza Oval en Jaresh
Plaza Oval – kaveman743 / Flickr.com
 

La Plaza Oval es considerada el punto de referencia para poder visitar las ruinas de Jerash. Es uno de los monumentos mejor conservados de la ciudad, junto con el Teatro Sur.

Se compone de 56 columnas que rodean y decoran la plaza. Actualmente, se desconoce cuál era su función, pero probablemente fuera un mercado.

Templo de Artemis

Se sitúa al norte de la ciudad. Se levantó en honor a la diosa de la guerra y la fertilidad. La edificación contaba con 12 columnas, aunque actualmente solo hay 11.

Desgraciadamente, no podemos contemplar las estatuas que lo decoraban y los materiales, pues el templo no está muy bien conservado. Sin embargo, ni sus dimensiones ni su historia te dejarán indiferente.

Teatro norte

Muy similar al Teatro Sur, pero con dimensiones menores. Su estructura está muy bien conservada, podemos incluso subir a la parte más alta del teatro para poder observar la ciudad en todo su esplendor.

Como ves, una visita a las ruinas de Jerash es como hacer un viaje en el tiempo. Uno de los grandes tesoros de un país tan increíble como es Jordania.