Un viaje a Canadá: cómo conseguir la autorización electrónica eTA

Cristina Blanco · 23 enero, 2019
Si vas a llegar a Canadá en avión y no necesitas visado, debes saber que sí tienes que contar con una autorización para entrar en el país. Explicamos cómo conseguirla.

Un viaje a Canadá es una de las mayores experiencias que podremos vivir. Y hay que organizarlo bien en todos los sentidos. Te hablamos de un trámite importante: la eTA. Es una autorización electrónica imprescindible para poder entrar en el país si vas a hacerlo en avión y en el caso de que no necesites visado. ¿Qué es la eTA? ¿Cómo se consigue?

¿Qué es la eTA y por qué es importante?

La eTA es una autorización electrónica de viaje. Todos los viajeros necesitan tenerla si van a visitar Canadá por motivos de turismo, trabajo o tránsito durante una estancia mínima de seis meses.

Vista de Calgary en Canadá
Vista de Calgary

Es obligatorio contar con la autorizacicón desde en agosto de 2015. Fue entonces cuando se instauró esta normativa con el fin de mejorar la seguridad de las fronteras entre Estados Unidos y Canadá.

La tarjeta tiene una validez de cinco años y es obligatoria para ciudadanos extranjeros exentos de visa que viajan a Canadá por vía aérea. La tarjeta se vincula con el pasaporte y con ella tendremos permiso para entrar, aunque no tendrá validez si nuestro pasaporte está caducado.

Solo hace falta para atravesar las fronteras canadienses, pero una vez tengas permiso de entrada no la necesitarás más para moverte por el país.

Es importante contar con la eTA en cualquier viaje a Canadá. Si no la tienes no podrás entrar en el país. Tendrás que quedarte en el aeropuerto y pagar una multa. No obstante, tener la eTA no te garantiza la entrada en Canadá: la seguridad canadiense será quien evalúe tu pasaporte y decida darte permiso para entrar.

¿Cómo saber si como viajero necesitas adquirir la eTA?

Documentación de viaje
Documentación de viaje

No todas las personas que van a viajar a Canadá necesitan una eTA, dependerá de dónde procedas. Los viajeros que sí la necesitan son los que están exentos de disponer de un visado para viajar. En concreto, varios países de Europa, Nueva Zelanda o Australia.

Los ciudadanos estadounidenses, por el contrario, no necesitan tarjeta eTA, y tampoco aquellos que necesiten un visado para poder viajar. Les basta con el pasaporte o con el visado, en caso de ser de otras naciones extranjeras. Te aconsejamos que antes de viajar te informes si la necesitas. ¡Nadie quiere sorpresas de este tipo!

Por último, y no por ello menos importante, te recordamos que la eTA es imprescindible si vas a viajar en avión. Si vas hasta allí en transporte terrestre o marítimo no la necesitas, ya que en los controles no la solicitan. En los aeropuertos sí, ya que hay más seguridad y un control más específico sobre las personas que entran en el país.

Cómo adquirir la eTA para antes de iniciar el viaje a Canadá

Calgary en Alberta, Canadá
Vista de Calgary

El trámite de adquisición de la eTa es exclusivamente electrónico. Con tu conexión a Internet podrás solicitar la tarjeta en la página web de Ciudadanía e Inmigración de Canadá.

Te mandarán rellenar un formulario con tus datos personales. También recogerán tu huella dactilar para corroborarla con tu pasaporte oficial. Tiene un precio de siete dólares canadienses.

Una vez hecho este trámite, se activará la eTA y te enviarán una autorización que deberás remitir a los agentes de inmigración junto al resto de documentos antes de viajar.

Como ves, es un proceso rápido, sencillo y cómodo, ya que podrás hacerlo desde casa. Tan solo te llevará unos minutos si todo va bien, aunque pueden solicitarte más documentos.

Si no quieres llevarte ningún susto, nuestro mayor consejo es que solicites esta tarjeta cuanto antes. Así te aseguras de que podrás entrar en el país y podrás comprar los billetes. Al fin y al cabo, es uno de los trámites necesarios para organizar esta aventura.

Detalles como la eTA, llevar nuestro DNI actualizado, tarjetas de crédito y demás trámites administrativos son cosas que jamás se nos deben olvidar si vamos a viajar al extranjero. Así que ya lo sabes, ten todo a punto y organiza con tiempo tu viaje a Canadá. ¿Por lo demás? ¡Una vez allí solo te quedará disfrutar!