Los templos de Angkor, una de las maravillas del mundo

Armando Cerra 14 abril, 2018
Es uno de los lugares más fascinantes y misteriosos de Asia. Recorremos los templos de Angkor, en Camboya, para conocer su historia y sus secretos.

Los templos de Angkor se han convertido en el gran atractivo turístico de Camboya y uno de los más importante reclamos para hacer un viaje al Sudeste Asiático. Estamos hablando de un lugar que es, sencillamente, hermoso, cautivador y misterioso. Una joya monumental única en el mundo donde la religión, el arte y la naturaleza se fusionan de modo alucinante.

Visitar los templos de Angkor

Angkor Wat
Angkor Wat – Oriol Querol

Para llegar a visitar los templos de Angkor lo habitual es hospedarse en la ciudad de Siem Reap, muy cercana al conjunto histórico. Una urbe perfectamente comunicada con la capital del país: Phnom Penh. Además, cuenta con su propio aeropuerto internacional, conectado con distintas ciudades de Asia.

De esta manera, Siem Reap se convierte en la base de operaciones ideal debido a su oferta hotelera y de restaurantes. Sin olvidar que desde ahí  hay distintos transportes para acercarse hasta los templos de Angkor, de los que dista poco más de 10 kilómetros. Una distancia salvable en autobús, taxi e incluso en bicicleta.

Angkor, el cielo en la tierra

Angkor Wat
Angkor Wat – Ginger Wang

Como nos indica el título de este este artículo, se puede considerar a los templos de Angkor como una de las maravillas del mundo moderno. No está en el listado de las siete primeras, pero en el concurso internacional para elegirlas sí quedo como finalista.

Y son maravillosos por su increíble magnitud y belleza, algo lógico, si pensamos que lo que se intentó representar aquí fue el monte Meru, que viene a ser algo así como el monte Olimpo del hinduismo. Es decir, un lugar donde vivirían, ni más ni menos, que los dioses.

Durante siglos, cada gobernante del Imperio jemer que dictó los destinos de Camboya se empeñó en embellecer el conjunto, y de esta manera lo fue ampliando hasta límites increíbles. Por esa razón, los templos de Angkor son la construcción religiosa más grande del planeta.

Lo que fue y lo que es

Templos de Angkor
Templos de Angkor – Tim Pryce

Cuando los turistas visitan hoy los templos de Angkor deben pensar que esto fue una inmensa ciudad. En ella  había otras muchas construcciones más endebles de madera o adobes que, obviamente, no han llegado hasta nuestros días.

En este lugar vivieron hasta un millón de personas, incluidos muchos potentados que tuvieron aquí sus grandes palacios y edificios de gobierno.

Pero, como decimos, esas construcciones eran de materiales menos resistentes, y es que los edificios de piedra solo podían ser habitados por los dioses. Y esos son los que han llegado hasta la actualidad, aunque desde luego en estado ruinoso, ya que la jungla tropical también ha intentado adueñarse del lugar.

¿Cuántos días viajar a los templos de Angkor?

Se ha de decir que, por muchas jornadas que se pasen aquí, los templos de Angkor nunca se acaban de descubrir en toda su inmensidad. Además de que siempre son fascinantes en sus múltiples detalles, elementos y perspectivas. No obstante, podemos recomendar un mínimo de tres días para visitar sus elementos principales con toda la calma que merecen:

Angkor Wat

Angkor Wat
Angkor Wat – Guitar photographer

Esta construcción tal vez sea la más espectacular de todo el conjunto. Es un grandioso templo dedicado a Visnú. Y si es hermosa su arquitectura, ese efecto se multiplica por el entorno, especialmente por el lago donde se refleja toda su hermosura.

Su silueta simula una cordillera recortada sobre el cielo. Una cordillera en la que hay valles que son los patios, y mares representados por el foso que la rodea. Y para acceder hasta él hay que pasar un puente, que sería la materialización de naga, la serpiente mítica que permite que los hombres lleguen hasta los dioses.

Angkor Thom

Angkor Thom
Angkor Thom – rujithai

Esta otra zona es conocida como la ciudadela. A ella se accedía flanqueando sus cinco puertas, cuatro hacia cada punto cardinal y una quinta denominada de la Victoria. Esas puertas poseen una decoración intimidatoria, con rostros que son tanto de dioses como de demonios.

En esta área estaba la gran capital del Imperio jemer, de ahí la apariencia militar del conjunto. Se trata de un lugar por el que simplemente hay que perderse. Así se llega a partes como la Terraza de los Elefantes o los restos del templo de Baphuon.

Bayon

Templo Bayon en Angkor
Templo Bayon – Guitar photographer

El templo de Bayon es otra de las joyas del conjunto. Este edificio tiene hasta 54 torres, y en su desarrollo hay tallados centenares de rostros que le recordaba a la población que su rey y los dioses lo venían todo. Y por si fuera poco, en esas paredes hay infinidad de relieves que si los pusiéramos en línea recta superarían una longitud de un kilómetro.

En definitiva, en los templos de Angkor todo es superlativo, grandioso y diferente. En fin, una maravilla con mayúsculas.

Te puede gustar