Sanaá en Yemen, una hermosa ciudad en peligro

Adrián Pérez 12 octubre, 2016

Sanaá, la capital de Yemen, es una ciudad de arquitectura sorprendente que nos traslada a los cuentos de Las mil y una nochesSus fantásticas casas-torre de complicados adornos la convierten en una de las ciudades más singulares del planeta. Singulares y también en peligro.

Sanaá se encuentra a 2.300 metros de altitud, en una fértil meseta entre montañas. Una zona conocida antiguamente como “Arabia Feliz” y que fue punto destacado en las rutas comerciales de Oriente. Una ciudad cuyos primeros registros datan del siglo I a. C. y que a lo largo de la historia ha sido objeto de deseo de diferentes pueblos, desde los etíopes a los otomanos.

La hermosa ciudad antigua de Sanaá

El casco histórico de Sanaá fue catalogado en el año 1986 como Patrimonio de la Humanidad por parte de la Unesco. Sus fantásticas casas, prácticamente pegadas entre sí y de sorprendente altura son únicas. La construcción de esta urbe como la conocemos hoy empezó en el siglo XI, pero las casas más antiguas de Sanaá datan del siglo XVI.

Sanaá en Yemen
Sanaá – tropilux / Flickr.com

Casas construidas en piedra, ladrillo y adobe con amplias ventanas. Llegan a tener seis pisos de altura y sus fachadas están bellamente decoradas con adornos geométricos realizados en estuco.

Se calcula que existen unas 6.000, teniendo en cuenta que muchas están sufriendo graves por la guerra civil que asola el país. De hecho, los bombardeos del año 2015 arrasaron algunas de las joyas de la ciudad.

No son sus únicos atractivos. En la vieja Sanaá existen al menos 103 mezquitas, 29 madrazas, 64 minaretes y 14 hammams.  La ciudad, además, está rodeada de una gran muralla. Y es su peculiar entramado urbano otro de sus atractivos: un entramado jerárquico que lleva desde los espacios y edificios públicos a los particulares, a las viviendas.

El antiguo Museo Nacional de Yemen

Inaugurado en 1971, este museo hace un recorrido por la historia de Yemen a través de infinidad de objetos de todo tipo, muchos de ellos trasladados desde zonas de importancia arqueológica del país. Un museo que se encuentra en el llamado Palacio de la Felicidad y que abrió sus puertas en 1971.

Palacio Dar-alHajar Yemen
Palacio Dar-alHajar

El Palacio de Ghumdan

Antiguamente, esta construcción hacía las veces de castillo y era la principal fortaleza de la ciudad. Este palacio se sitúa en la zona oeste de la mezquita de Saná y fue construido en el siglo III, en la época preislámica, durante el reinado de IIsharah Yahdub.

Esta edificación, sin embargo, ha tenido que ser reconstruida varias veces. Según la leyenda, fue completamente arrasada por el califa Uthman, y mucho antes por el conquistador Abrahah al-Hubashi.

Sanaá, una ciudad en peligro

Sanaá en Yemen
Sanaá – Franco Pecchio / Flickr.com

Sanaá fue catalogada como capital árabe de la cultura en el año 2004. Una ciudad hermosa que tuvo su momento de gloria. Pero lamentablemente, esta joya se encuentra en peligro por los constantes bombardeos y atentados en esta parte de Oriente Medio.

Por desgracia y como ya comentábamos, algunas edificaciones de la ciudad han sido completamente destruidas. Y los ataques son continuos, por lo que el peligro de que este tesoro desparezca para siempre es mucho más que una amenaza. De hecho, el Comité del Patrimonio de la Humanidad ya ha inscrito el sitio en la lista de Patrimonio de la Humanidad en peligro.

“Hay que evitar el combate en lugar de vencer en él. Hay triunfos que empobrecen al vencido, pero no enriquecen al vencedor.”

– Juan Zorrilla de San Martín –

Evidentemente, en estos momento, la visita a Sanaá está desaconsejada y quien se arriesgue a ello debe ser absolutamente consciente de los peligros que entraña.

Te puede gustar