Rincones singulares de España que te encantará conocer

Desde estaciones abandonadas a curiosos museos o lugares perfectos para meditar. Este es un recorrido por lugares muy poco convencionales.

Monumentos maravillosos, ciudades con siglos y siglos en sus calles, espacios naturales increíbles… Pero en esta ocasión nos queremos fijar en rincones singulares de España. Lugares que a veces pasan desapercibidos pero que tienen su encanto. Si no los conoces, seguro que querrás visitarlos.

1. Un curioso parque temático decimonónico

Parque del Pasatiempo de Betanzos
Parque del Pasatiempo – Jordi Roqué / commons.wikimedia.org

Los parques temáticos no son un invento reciente. El ejemplo es el parque del Pasatiempo de Betanzos, en A Coruña, ideado por dos indianos a finales del XIX. Un parque en el que estatuas, laberintos, jardines y otros elementos pretendían reflejar lugares, hechos y aspectos destacados del mundo, como la Muralla China o las pirámides de Egipto.

2. El banco más bonito del mundo

Banco de Loiba
Banco de Loiba – Irantzu Arbaizagoitia

No cambiamos de provincia, pero nos vamos a Ortigueira, a los acantilados de Loiba. Dicen que es el banco más bonito del mundo, y quizá no lo sea el banco, pero sí las vistas. Desde él se pueden contemplar unas espectaculares imágenes de un tramo de la costa gallega. Eso de día, de noche, si está despejado, son las estrellas las protagonistas del paisaje.

3. Una curiosa pista de skate

Santa Bárbara de Llanera
Santa Bárbara de Llanera – CHILDREN OF DARKLIGH / Flickr.com

Uno de los rincones singulares de España por su asombrosa transformación. La iglesia de Santa Bárbara de Llanera, en Asturias, es un templo, pero de skate. Abandonada durante décadas, el colectivo Church Brigade construyó dentro una pista. El artista Okuda San Miguel se encargó de la decoración y hoy este lugar es centro de peregrinación… de aficionados a este deporte.

4. Rincones singulares de España: un museo submarino

Museo Atlántico de Lanzarote
Museo Atlántico – cactlanzarote.com

Para visitar este museo hay que saber algo de submarinismo o, al menos, bucear. En cualquier caso, merece la pena aprender a hacerlo solo para admirar la obra de Jason deCaires Taylor. Son 300 figuras hechas de hormigón de pH neutro cuyo objetivo es “fundirse” con el ecosistema subacuático de Lanzarote, convirtiéndose en una especie de arrecife artificial.

5. Un museo de rostros pétreos

Ruta de las Caras de Cuenca
Ruta de las Caras – Diego Delso / commons.wikimedia.org

Subimos a superficie. En Cuenca, en los pinares del pantano de Buendía, encontramos una ruta muy singular entre enormes rostros esculpidos en la piedra. En ella podremos ver desde personajes de fantasía a compositores o rostros de divinidades orientales que le ponen un punto de misticismo a un lugar que ya de por sí invita a la relajación.

6. Un monasterio budista en los Pirineos

Monasterio budista de Panillo
Monasterio budista de Panillo – Jesus Abizanda / Flickr.com

Si lo que necesitas de verdad es un retiro espiritual, en la localidad oscense de Panillo, este lugar es perfecto para ello. En Dag Shang Kagyu se respira paz y armonía en cualquier rincón. El templo, las estupas, la casa de velas y el entorno invitan a un viaje interior. Uno de esos rincones singulares de España al que querrás volver.

7. Un pueblo de cuento

Rincones singulares de España: Urueña en Valladolid
Urueña – Jose Luis RDS / Flickr.com

Más que de cuento, Urueña es un pueblo de libro. Tiene uno de los cascos antiguos mejor conservados de Valladolid, pero lo que le hace especial es que cada pocos pasos nos toparemos con una librería, además de con un interesante espacio cultural dedicado a la lectura. Es la primera localidad de España catalogada como Villa del Libro.

8. Una preciosa estación abandonada

Estación internacional de Canfranc
Estación Internacional de Canfranc – Etienne Valois / Flickr.com

En su construcción no se escatimaron gastos. La estación de Canfranc, en el Pirineo oscense, debía ser el gran escaparate de España, un magnífico edificio para recibir a los viajeros que llegaran de Francia en tren. Se inauguró en 1929 con la presencia de Alfonso XIII. No estuvo ni medio siglo en funcionamiento, pero el abandono no le ha restado un ápice de encanto.

9. Unas singulares pirámides

Pirámides de Güímar
Güímar – Imagentle

Situadas al sur de la isla de Tenerife, las pirámides escalonadas de Güímar están rodeadas de misterio. ¿Quién las construyó? Hay quien dice que los agricultores de la zona, otras versiones hablan de masones, de antiguos pueblos egipcios o de los guanches. Y al misterio se suman algunos supuestos sucesos paranormales en la zona.

10. Un pozo sin fondo

Pozo Azul en Burgos
Pozo Azul – Miren Berasategi / Flickr.com

En Covanera, en Burgos, hay un manantial de aguas limpias y cristalinas. Pero es algo más que eso. El Pozo Azul es un paraíso para los los espeleólogos. Dicen que es la cueva subacuática más larga de España. Hasta ahora se  han explorado cerca de 14 kilómetros, y no se ha llegado al final. Uno de los rincones singulares de España del que solo unos pocos han podido disfrutar.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar