8 preciosos rincones de Portugal que no conoces

Cuando pensamos en Portugal podemos pensar en el Lisboa, Oporto o Sintra. Sin embargo, este país tiene mucho para ofrecer. Hay rincones de Portugal que son poco conocidos, pero encantadores. Pueblos o paisajes de larga historia o enorme belleza. Merece la pena desviarse un poco del camino marcado para descubrirlos. Te mostramos algunos. ¿Nos acompañas?

Rincones de Portugal para descubrir

Aunque quizás la palabra “desconocido” no sea exacta, sí podemos decir que estos rincones de Portugal no son tan famosos para los turistas como otros como el Monasterio de los Jerónimos de Lisboa o los paisajes del Algarve. En esta ocasión hemos buscado destinos y atractivos fuera de lo habitual.

1. Óbidos

Óbidos en Portugal
Óbidos – Jose Ignacio Soto

Se trata de una villa medieval muy bien conservada, situada a 75 kilómetros al oeste de Lisboa. Sin duda, una excelente idea para una escapada de fin de semana o una excursión de un solo día desde la capital portuguesa.

No te pierdas la visita al castillo, que data del siglo XII. También puedes recorrer las murallas, con muros de 13 metros de altura, o visitar la Iglesia de Santa María, entre otros atractivos históricos.

2. Curral das Freiras

Rincones de Portugal, Curral das Freiras
Curral das Freiras – saiko3p

Su traducción sería “Valle de las Monjas” y está ubicado en el centro de la isla de Madeira. Este pueblo, aislado y protegido por montañas, se construyó en una caldera volcánica a más de 1500 metros de altura hace 5 siglos, primero como monasterio resguardado del asedio de los piratas.

Llegar a él no es fácil, solo hay un camino que parte de Funchal, la capital de la isla. Sin embargo, el espectáculo que ofrece esta diminuta localidad hace que merezca la pena la aventura.

Y ya que estamos en Madeira, también podemos mencionar las piscinas naturales de la costa de Porto Moinz, un paraíso rocoso con aguas cristalinas ideal para pasar el día y disfrutar de maravillosas puestas del sol.

3. Valença

Rincones de Portugal, Valença do Minho
Valença do Minho – arousa

Su nombre completo es Valença do Minho y es una ciudad al norte de Portugal que se comunica con Tuy, en España. Una ciudad tradicionalmente vinculada con el comercio textil, pero que tiene otros atractivos.

Merece la pena destacar que alberga una de las mayores fortalezas de toda la península ibérica. Se trata de un magnífico recinto, con 5 kilómetros de paredes amuralladas, que da a la ciudad un singular toque medieval.

“El que está acostumbrado a viajar, sabe que siempre es necesario partir algún día.”

-Paulo Coelho-

4. Piodao

Piodao en Portugal
Piodao – leoks

Este pueblo es considerado como uno de los más bonitos del país. Forma parte de las Aldeas Históricas de Portugal y ha sido protegido por su riqueza cultural.

Todas las casas están construidas a la manera tradicional, con muros y tejados de pizarra (material que se obtiene en las montañas cercanas). Por sus calles empinadas y estrechas no se puede circular en coche y desde cualquier ventana podrás ver los cultivos en forma de terrazas.

5. Monsaraz

Este pueblo pertenece al Concelho de Reguengos de Monsaraz, en Évora. Puedes recorrerlo en una mañana o una tarde ya que no es muy grande, pero sí muy bonito. El casco histórico con sus murallas y castillo incluidos es, sin duda, lo más destacado de Monsaraz, así como también su precioso entorno rural.

6. Lagos

Lagos en Portugal
Playa en Lagos – Sergei Aleshin

No nos referimos a la ciudad sino a su entorno natural, al sur de Algarve. En esta zona la costa es muy accidentada y presenta paredes rocosas que fueron erosionadas durante miles de años por el mar y ahora tienen formas extrañas.

El agua aquí tiene un color turquesa impresionante y mientras estás disfrutando del día puedes ver acantilados, islas y arcos naturales gigantes de roca. Pequeñas obras maestras de la naturaleza en uno de los rincones de Portugal, sin duda, más bellos.

7. Biblioteca Joanina

Bibilioteca Joanina en Coimbra, Portugal
Biblioteca Joanina, Coimbra – Wirdung / commons.wikimedia.org

Se construyó en el siglo XVIII en la Universidad de Coimbra. De su exterior destaca su magnífica portada barroca. Pero lo realmente fascinante es su interior y sus tres magníficas salas decoradas en estilo rococó. De ella se dice que es una de la bibliotecas más bellas del mundo.

8. Faro de Oporto

Esta maravillosa ciudad tiene rincones muy conocidos, y otros no tanto. En esta última categoría se encontraría el faro ubicado en Foz do Douro. Su función era evitar la gran cantidad de accidentes y hundimientos que se producían en esta franja de costa. Y es que aquí los vientos y las tormentas son impresionantes.

Categorías: Inspiraciones Etiquetas:
Te puede gustar