8 pueblos de Albacete que no te puedes perder

Albacete no es una de las provincias más sonadas de España pero, sin duda, es una de las más hermosas. De esas, que cuando las conoces te sorprenden. Queremos que nos acompañes en un recorrido por los pueblos de Albacete más bonitos. ¿Estás listo para nuestro viaje?

Los pueblos de Albacete más bonitos

Vamos a visitar pueblos de Albacete con una larga historia, situados en medio de paisajes maravillosos o con rincones únicos y especiales. Cada uno, a su manera, está lleno de encanto.

1. Ayna

Ayna, uno de los pueblos de Albacete más bonitos
Ayna – Pedro Oliva

Dicen que es la pequeña Suiza española por la ubicación y forma de sus casas. El famoso castillo de la Yedra se encuentra en esta localidad, una visita que no te puedes perder. La Cueva del Niño esconde pinturas rupestres que datan del Paleolítico.

Un pueblo pequeño pero lleno de encanto y sitios que ver como las salinas árabes y el balcón de los Picarzos. Su encanto es tal que fue escogido como escenario para la conocida película Amanece que no es poco. ¿Te lo vas a perder? ¡Esperamos que no!

2. Alcalá del Júcar

Alcalá del Júcar en Albacete
Alcalá del Júcar – Wenk Marcel

Situado en una hoz del río Júcar, su imagen aérea es cuanto menos pintoresca. De hecho, está considerado uno de los pueblos más bellos de la península ibérica. Su castillo de origen almohade es, sin duda, su mayor orgullo. Como también lo es su puente romano, que en el siglo XV era una aduana del paso del Camino Real de Castilla a Levante.

3. Almansa

Almansa, uno de los pueblos de Albacete más bonitos
Castillo de Almansa – siete_vidas

Solo mirar su castillo te transportará a otra época. Aunque en realidad este castillo no hizo las funciones como tal, sino que fue usado como fortaleza construida en el siglo XV por el marqués de Villena. Su enclave es maravilloso y las vistas del lugar que obtendrás desde arriba dejarán una preciosa imagen grabada en tu retina.

Este pueblo vive básicamente de la viticultura y la fabricación de calzado. No olvides comprarte unos buenos zapatos en el lugar. ¡Son únicos!

4. Hellín

Su nombre original fue Ilunum por la influencia romana, y llegó a convertirse en uno de los pueblos más importantes de la era Hispania. Podrás encontrar atractivos para todos los gustos, pues tiene parajes naturales como pantanos y cañones increíbles y celebraciones destacadas, como su Semana Santa.

5. Chinchilla de Montearagón

Chinchilla de Montearagón, uno delospueblos de Albacete más bonitos
Chinchilla de Montearagón – Iakov Filimonov

Su castillo es reclamo a miles de turistas cada año. Pero parte de su belleza se debe al lugar en el que se encuentra el pueblo, enclavado en lo alto de una montaña. Su casco antiguo guarda rincones maravillosos que tienen mucha historia que contar y descubrir.

Como en toda Castilla, aquí también puedes tomar un buen vino, especialmente en la Bodega de los Aljibes, uno de los más conocidos de Castilla.

6. Tobarra

Este pueblo ya es bonito incluso antes de llegar a él. Sus características casas de colores con techos rojos dejan una imagen imborrable en la mente. No dejes de visitar el Museo del Tambor, característico por conservar algunos de los tambores más antiguos que han marcado una tradición muy bien conservada en su Semana Santa.

“Las personas no inician viajes, los viajes inician a las personas.”

-John Steinbeck-

7. Nerpio

Nerpio, uno de los pueblos de Albacete más bonitos
Nerpio – Quate

Este es uno de los pueblos de Albacete más hermosos por su patrimonio cultural y paisajístico. También cuenta con un castillo que te dejará sin aliento, el castillo del Taibilla. La Atalaya de Vizcable, una torre con mucha historia y el conjunto rupestre de Solana de las Covachas también merecen estar en la lista de cosas por visitar en este hermoso pueblo.

No debes dejar de visitar el embalse del Taibilla, el Molino de las Fuentes y el observatorio de aves de Mingarnao. Pondrán el broche de oro a tu visita en este, uno de los pueblos de Albacete más hermosos.

8. Letur

Letur es un pueblo que parece sacado de una postal, en la Sierra de Segura y con un casco histórico como el que no verás en otro lugar. Aunque también hay muchos parajes naturales por ver como el charco de las Canales, una piscina natural con agua cristalina en la que darte un chapuzón, eso sí, en verano.

Como ves, Albacete tiene mucho por ofrecer. Si nunca habías considerado la zona como un destino de vacaciones, te instamos a que cambies de opinión. ¡Lo disfrutarás muchísimo!

Categorías: Inspiraciones Etiquetas:
Te puede gustar