26 países europeos donde tienes que cambiar de moneda

Hay países europeos en los que es obligado cambiar de moneda, no se puede pagar con euros. Y no solo hablamos de países del antiguo bloque del este, incluso hay países dentro de la Unión Europea desde hace años en los sigue siendo necesario cambiar de moneda cuando se viaja allí.

Los países de Europa donde deberás cambiar de moneda

Son muchos los países en los que esto ocurre, de modo que os los vamos a nombrar todos y luego os hablaremos de aquellos que nos parecen más interesantes para vuestras próximas escapadas por el Viejo Continente.

Plaza de la Ciudad Vieja en Praga
Praga,  República Checa – JeniFoto

Esta es la lista de los 26 estados europeos donde hay que cambiar de moneda. Y fijaros bien porque algunos de ellos los consideramos dentro de la órbita europea, aunque su territorio, o parte de él, esté en Asia.

Por orden alfabético, estos son esos países: Albania, Armenia, Azerbaiyán, Bielorrusia, Bosnia y Herzegovina, Bulgaria, Chequia, Croacia, Dinamarca, Georgia, Gran Bretaña, Hungría, Islandia, Kazajistán, Liechtenstein, Macedonia, Moldavia, Noruega, Polonia, Rumania, Rusia, Serbia, Suecia, Suiza, Turquia y Ucrania.

Albania

Saranda en Albania
Satranda – Aleksandar Todorovic

La moneda a la que habréis de cambiar vuestro dinero si viajáis a Albania será el lek albanés. La gran ventaja será que al cambiar moneda os sentiréis verdaderos potentados, ya que es un destino francamente económico. Un país por descubrir y que os puede ofrecer maravillas como el castillo de Berat o el lago de Ocrida.

Azerbaiyán

Este es un ejemplo de esos países de la extinta Unión Soviética que, pese a ubicarse en tierras asiáticas, se pueden considerar como parte de Europa. Pero no son parte de la unión monetaria, ya que en este país del Caúcaso se opera con el manat azerí. Si podéis, no dudéis en viajar a la monumental Bakú, capital del país, o la costa del mar Caspio, porque Azerbaiyán es un destino emergente.

Croacia

Dubrovnik en Croacia
Dubrovnik – Dreamer4787

Volvemos al Mediterráneo, o mejor dicho, a orillas del Adriático. Allí está Croacia y allí todavía no hay euros, la moneda nacional sigue siendo la kuna.

¿Qué decir de Croacia? Ya está casi todo dicho, ya que es uno de los destinos favoritos en Europa, y difícilmente no habrás oído hablar de Dubrovnik, la costa Dálmata o la ciudad de Split. Pero hay muchos, muchos más tesoros en este bello país.

“No hay hombre más completo que aquel que ha viajado mucho, que ha cambiado veinte veces de forma de pensar y de vivir.”

-Alphonse Lamartine-

Dinamarca

Copenhague en Dinamarca
Copenhague – Scanrail1

Ahora llegamos a un país que siempre se ha negado al euro, y por ello en Dinamarca es necesario cambiar de moneda, o sea, que con nuestros euros hay que comprar coronas danesas.

Tanto quieren guardar su independencia monetaria que incluso encontraréis cajeros automáticos o datafonos en ciertos establecimientos que no acepten vuestras tarjetas. Así que en Dinamarca tenéis que cambiar moneda, sí o sí.

Lichtenstein

El pequeño país alpino de Licthtenstein no tiene el euro, pero tampoco tiene su propia moneda, ya que opera con el franco suizo. Algo que es lógico si sabemos las peculiares condiciones fiscales de este estado. En fin, que más allá de esas consideraciones, os recomendamos este destino, sobre todo si sois amantes de la montaña.

Noruega

Noruega, uno de los países donde hay que cambiar de moneda
Oslo,Noruega – Marina J

Uno de los destinos más populares de toda Europa es Noruega, y tampoco allí se compra con euros, sino con la corona noruega. Y con muchas coronas noruegas, porque no os podemos engañar, Noruega es un destino caro. A cambio os ofrece algunos de los paisajes más hermosos del mundo, como lo que se ven en sus cruceros por los fiordos o en el trayecto del tren de Flam.

Turquía

Y acabamos esta selección de países europeos  en los que es obligatorio cambiar moneda, hablando del país que por antonomasia está a caballo de Europa y Asia: Turquía. Especialmente por su capital, Estambul, que está divida por el Bósforo y con territorio en los dos continentes.

Una ciudad sencillamente fascinante por sus mezquitas, bazares y palacios, y donde deberéis comprar todo el liras turcas, si bien en los sitios turísticos no dudarán en aceptaros los euros.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar