Londres en tres días, organiza tu visita a la capital británica

Si tienes pensado viajar a la capital inglesa, debes saber que en un fin de semana largo solo tendrás tiempo para ver lo “imprescindible”. Sin embargo, muchos viajeros optan por una primera aproximación para ver Londres en tres días, haciendo un recorrido rápido que abarque lo típico. Si no tienes mucho tiempo disponible, te ofrecemos esta guía con lo mejor de la ciudad en 72 horas.

Londres en tres días: día 1

Comienza con un buen desayuno en el hotel o en una cafetería cercana. El primer destino es Hyde Park, el pulmón verde más grande de Londres. Para ello, trata de llegar temprano, toma el metro en Marble Arch y da un paseo hasta Wellington Arch.

Palacio REal de la Corona Británica en Londres
Palacio de Buckingham – maziarz

Cruza al parque contiguo, llamado Green Park, y llega al palacio de Buckingham, donde a las 11:30 de la mañana se lleva a cabo la ceremonia del cambio de guardia. De todos  modos, consulta el horario y los días, porque varía a lo largo del año.

Tras haber terminado, puedes comer algo por el camino (por ejemplo, unos típicos fish and chips). Cruza el St. James Park y enseguida llegarás a la abadía de Westminster. Esto te llevará aproximadamente dos horas, pero no te lo puedes perder.

Avanza en sentido al río para toparte con el famoso Big Ben y el palacio de Westminster. Luego cruza el puente del mismo nombre hasta llegar a la noria London Eye, desde la que se puede ver toda la ciudad desde lo más alto.

Si ya se hizo tarde y tienes hambre, puedes ir a la zona de Piccadilly para cenar, o bien dar un paseo por los grandes almacenes Harrods, donde encontrarás todo tipo de objetos, ropa y recuerdos.

Londres en tres días: día 2

Levántate lo más temprano posible, ya que tu primer destino te llevará casi toda la mañana: la Torre de Londres, que fue usada como residencia real, fortaleza, prisión y donde en la actualidad viven los conocidos cuervos que son protegidos por una guardia especial.

Puente de la Torre en Londres
Puente de la Torre – f11photo

Tras haber conocido todos sus rincones, cruza el Tower Bridge por encima del río Támesis y a la derecha encontrarás el ayuntamiento y el buque HMS Belfast, que solo deberás ver por fuera por falta de tiempo.

Toma el metro hasta Camdem Town, un barrio lleno de tiendas y mercadillos ideal para almorzar. Otra opción, si te gusta el arte, es dirigirte al Museo Británico, donde podrás contemplar la Piedra Roseta, la sección dedicada a Egipto o el Monumento de las Nereidas, entre otras joyas.

Si aún tienes tiempo y ganas, recorre las calles Oxford y Regent, llegando hasta Piccadilly Circus. Si ya lo viste el día anterior, entonces dirígete a Chinatown, en el barrio del Soho y donde se puede cenar por menos de 10 libras (bastante asequible comparando los precios londinenses).

Londres en tres días: día 3

Este último día en la capital inglesa también comienza bien temprano. Te recomendamos que a las 10 de la mañana ya estés en las puertas de la catedral de San Pablo, junto a la estación de metro St. Paul’s. Podrás visitar tanto la cripta como la cúpula.

Catedral de St. Paul, uno de los lugares qeu ven en Londres en tres días
Catedral de St. Paul – GagliardiImages

Luego toma el metro hasta Charing Cross para conocer Trafalgar Square y a la Galería Nacional. Por último, y ya para el momento del atardecer, te aconsejamos que recorras el barrio de Convent Garden, repleto de restaurantes, teatros y tiendas. Ideal para cenar allí y, por supuesto, descansar hasta que sea la hora de regresar a tu ciudad.

“El que no sale nunca de su tierra está lleno de prejuicios.”

Carlo Goldoni–  

Este es un recorrido para descubrir Londres en tres días. Si tienes más tiempo, hay otros muchos lugares interesantes. Por ejemplo, puedes visitar el Shakespeare‘s Globe Theatre (reconstrucción de un teatro de la época del genial escritor), la librería de Nothing Hill o la casa de Sherlock Holmes.

Y si lo tuyo son los museos, la oferta es interminable. Además de los ya mencionados, puedes visitar el museo de cera Madame Tussauds, el Imperial War Museum, el Museo de Historia Natural, la Colección Wallace o el Museo de la Ciencia, entre otros muchos.

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar