El lago de Sanabria: magia, belleza y leyendas

Adrián Pérez 22 agosto, 2017

Está al noroeste de la península ibérica y a más de mil metros sobre el nivel del mar. El lago de Sanabria es una de las joyas que esconde la provincia de Zamora. Un maravilloso lugar incluido en un parque natural que vamos a visitar. ¡No te lo pierdas!

El origen del lago de Sanabria

Este es el mayor lago glaciar de España y uno de los más grandes de Europa. Tiene una superficie de casi 3,5 km², una longitud de 3 kilómetros y una profundidad media de 46 metros. El principal caudal que lo nutre corresponde al río Tera.

Lago de Sanabria
Lago de Sanabria – LFRabanedo

Su cuenca lacustre se originó tras la glaciación de Wurm (hace más de cien mil años). En este terreno se formaron lenguas de hielo de más de 20 kilómetros. Esta es la razón de que el paisaje aquí sea de amplios cañones, morrenas en el perímetro del lago y estrías glaciares.

Gracias al mismo proceso de glaciación que formó este lago también se crearon varias lagunas distribuidas por el Parque Natural del Lago de Sanabria. Un lugar al que merece la pena dedicar una escapada.

“Mira profundamente en la naturaleza y entonces comprenderás todo mejor.”

-Albert Einstein-

Lago de Sanabria: perfecto para un día de playa

Playa del lago de Sanabria
Lago de Sanabria – Jose Antonio Gelado / Flickr.com

Sí, además de pasear por su magnífico entorno, el lago de Sanabria te permite pasar un día de sol, baños o juegos acuáticos. En él encontrarás varias playas de arena y piedra, ideales para disfrutar de un día hermoso en pleno contacto con la naturaleza. Y en sus aguas se puede practicar pesca y bañarse.

En el oeste del lago las principales playas Viquiella (la más extensa del parque) y Custa Llago, ambas de arenas finas. En el sureste hay más opciones: El Folgoso, el Pato, los Enanos y los Arenales de Vigo, todas con arena y piedras entremezcladas y una zona de hierba que también se puede disfrutar. Y, para resaltar su belleza, están protegidas por un hermoso bosque.

Una escapada para disfrutar de la naturaleza

Puedes hacer una excursión de un día desde alguno de los pueblos cercanos para disfrutar del lago o quedarte en sus inmediaciones algo más de tiempo. Aquí hay campings donde podrás pasar unos días inolvidables en medio de la naturaleza.

Lago de Sanabria
Lago de Sanabria – Juan Enrique del Barrio

Seguro que te faltará tiempo para disfrutar de todo lo que se puede hacer aquí. Puedes alquilar barcas y piraguas para navegar tranquilamente por el lago, puedes practicar buceo o realizar rutas de senderismo por los alrededores.

También puedes subir al catamarán eólico-solar que funciona en el lago desde el 2011 y que realiza recorridos didácticos y turísticos. Durante la travesía se puede ver el fondo del lago porque la embarcación dispone de una cámara subacuática.

Desde cualquier punto de vista descubrirás rincones fascinantes. Entrando hacia el interior del lago desde la playa de Custa Llago hay un cortado subacuático de piedra de 10 metros de longitud. Y casi rozando con la otra orilla una especie de isla llamada de las Moras y que tiene  con abundante vegetación.

Cerca del lago puedes visitar también los restos del balneario de Bouzas, construido a mediados del siglo XIX sobre un hermoso paraje en la orilla derecha. Las aguas medicinales sulfurosas se vertían en unas bañeras una vez que pasaban por una hermosa fuente.

Mitos y leyendas del lago de Sanabria

Lago de Sanabria
Lago de Sanabria – LFRabanedo

El lago de Sanabria es un lugar repleto de leyendas y relatos que han ido pasando de generación en generación. La más famosa es la del origen de las aguas sobre el pueblo Valverde de Lucerna.

Según se cuenta, en la víspera a la noche de San Juan un peregrino buscaba refugio en varias casas sin obtener respuesta. Al salir del pueblo encuentra un horno de leña y las mujeres que estaban cocinando pan le dan de comer.

El peregrino clava su bastón y empieza a brotar agua… a las pocas horas el pueblo queda inundado, a excepción del lugar donde estaba el horno (el cual sobresale como una isla en medio del lago).

En la literatura también se habla del lago. Miguel de Unamuno visitó la zona en 1930 y se inspiró en su belleza para escribir San Manuel Bueno, mártir. En este libro hay dos poesías: la primera se refiere al pueblo de San Martín de Castañeda y la segunda a la leyenda de Valverde de Lucerna.

Te puede gustar