Islandia en invierno: lo que debes saber

Te presentamos algunos datos útiles y qué actividades hacer si viajas a Islandia en el invierno. ¿Estás preparado para un viaje que no olvidarás?
Islandia en invierno: lo que debes saber
Milagros Natividad Yegros

Escrito y verificado por coordinadora turística Milagros Natividad Yegros el 27 mayo, 2021.

Última actualización: 27 mayo, 2021

Sobre todo en invierno, Islandia posee paisajes privilegiados, tanto que parecen sacados de un cuento. La naturaleza compuesta por volcanes, glaciares, géiseres, cañones, fiordos, montañas, auroras boreales, cascadas e increíbles playas invita a disfrutar a pleno en esta o en cualquier otra época del año.

Ya sea en primavera, otoño, verano o invierno, te aseguramos que te maravillarás en esta gran isla. A continuación, te contaremos sobre las alternativas para aprovechar tu estadía en Islandia a pesar del frío.

¿Cómo es Islandia en invierno?

En esta estación del año, la nieve cubre los negros campos de lava y nos regala vistas asombrosas. Además, el diáfano cielo oscuro por las noches es interrumpido por luces danzantes verdes, blancas o rojas que forman parte de un increíble fenómeno natural: las auroras boreales.

Lo que debes saber sobre el país y el invierno

Luego de Gran Bretaña, Islandia es la segunda isla más grande de Europa y el país más joven en el mundo. Se encuentra a 286 kilómetros de Groenlandia —el país vecino más cercano—, a 420 kilómetros de las Islas Feroe, a 795 kilómetros de Escocia y a 950 kilómetros de Noruega.

Islandia se encuentra dentro del círculo polar ártico, y la mitad de la masa terrestre de Grímsey —una isla frente a la costa norte de Islandia—, también. Pese a ello, se encuentra en un «punto caliente» que se ubica en medio de la Corriente del Golfo que calienta desde México, lo que da como resultado inviernos relativamente más cálidos que en otros países de Europa.

Esto no le quita relevancia a que hay que estar preparado con ropa bien abrigada y especial para las condiciones climáticas de Islandia, ya que la Corriente del Golfo hace que sea, al menos, un poco menos frío, pero no llega a cálido. Tampoco debes olvidar unos buenos calzados cómodos y apropiados para la nieve o para la actividad que vayas a realizar.

La temporada invernal abarca los meses de septiembre a abril, aunque los dos primeros meses y los dos últimos de esta temporada son más llevaderos porque el invierno está ingresando y se está yendo.

Las carreteras en alta montaña se cierran por la densa nieve y, por donde puedes circular, debes tener cuidado. En este sentido, es importante aclarar que conducir en la nieve es algo que no se recomienda, a menos que tengas experiencia.

Qué hacer en Islandia en invierno

Islandia en invierno es ideal para el esquí nórdico, y ni siquiera hay que alejarse mucho de Reikiavik —la capital islandesa— para ver asombrosos paisajes. Si visitas este país durante esta época, puedes ver auroras boreales y glaciares, escalar en hielo, conocer increíbles cuevas de hielo, disfrutar en las únicas aguas termales o pasear en los típicos trineos llevados por los huskies siberianos.

Ve las famosas auroras boreales

Las auroras boreales son un fenómeno que se puede apreciar en Islandia en invierno.

En la época invernal puedes deslumbrarte con uno de los más maravillosos fenómenos naturales, que son las auroras boreales. Muchos organizadores que ofrecen esta experiencia constantemente buscan «cazar» auroras boreales, es decir, intentan hallar las mejores ubicaciones para verlas.

Aunque los lugares más desolados son los mejores, en las cercanías a Reikiavik también es posible ver auroras boreales en ocasiones, e incluso desde allí mismo. Eso sí, al ser un fenómeno de la naturaleza, nunca hay 100 % de probabilidades de que se las pueda ver, y por eso se recomienda pasar al menos una semana si quieres efectivamente presenciarlo.

Escalada en hielo y senderismo

¿Amante de la aventura? Pues entonces la escalada en hielo es para ti; y lo mejor es que no solo se puede realizar en invierno, sino en cualquier época del año. Eso sí, en invierno tienes el plus de escalar cascadas de hielo.

La escalada se realiza principalmente en los glaciares Sólheimajökull y Svínafellsjökull, en el sur de Islandia. También puedes hacer senderismo en, por ejemplo, los glaciares Snæfellsjökull en el oeste, y Vatnajökull en el este.

Turistas escalando en el hielo en Islandia en invierno.

Algo que debes saber es que, ya sea para senderismo o escalada, debes estar acompañado de un guía profesional y, probablemente, contar con experiencia en la disciplina. Los recorridos a pie a menudo pueden complementarse con otros recorridos, como safaris en jeep o paseos en bote por una laguna glaciar.

Cuevas naturales de hielo

¿Qué otra cosa podría sorprenderte demasiado además de las auroras boreales? Las cuevas de hielo con un hermoso color azul sin dudas son una de ellas. Cerca del glaciar Vatnajökull, cada invierno se forman increíbles cuevas naturales que, llegado el verano, se desvanecen.

Por esa razón, en invierno puedes ver cuevas de diferentes tamaños y formas, e incluso las cantidades no son siempre las mismas. El glaciar Vatnajökull se encuentra a aproximadamente unos 250 kilómetros de Reikiavik en el sureste del país, cerca de Höfn.

Aguas termales

Durante todo el año, tienes disponibles las aguas termales de Islandia para disfrutar y relajarte como nunca, pero esto mejora aún más en invierno. El lugar más visitado para ello es la Laguna Azul (foto de abajo), que suele combinarse con otras actividades como paseos en barco por la bahía o paseos a caballo.

La Laguna Azul es una de las aguas termales en Islandia.

También puedes visitar la Laguna Secreta en el sureste, que es la más antigua de Islandia. Si quieres evitar la aglomeración de personas, los baños naturales de Mývatn son perfectos para ello. Otra recomendación es que, si vas al Círculo Dorado, de camino no te pierdas los baños geotérmicos de Fontana.

Islandia es asombrosa

Si tuviésemos que describir brevemente a Islandia, simplemente diríamos que es asombrosa. Islandia es naturalmente fascinante. En cualquier momento del año, puedes maravillarte con este lugar.

El invierno, por su parte, presenta paisajes únicos que te harán vivir experiencias irrepetibles. Ya sea que veas auroras boreales, que hagas escalada en hielo, visites asombrosas cuevas, te relajes en las aguas termales o hagas cualquier otra actividad en esta época, recordarás la belleza de Islandia en invierno.

Te podría interesar...
Conoce las maravillosas playas de arenas negras en Islandia
Mi ViajeLeerlo en Mi Viaje
Conoce las maravillosas playas de arenas negras en Islandia

Islandia es un país fantástico, lleno de hermosos paisajes por descubrir. Uno de ellos son las maravillosas playas de arenas negras de esta parte d...