Great Divide Mountain Route: una ruta en bicicleta increíble

27 diciembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por el historiador del arte Armando Cerra
La Great Divide Mountain, recorriendo en bicicleta el oeste de los Estados Unidos, es algo más que una carrera, es una verdadera aventura a pedales.

La Great Divide Mountain es uno de los recorridos para bicicleta de montaña más ansiados por cualquier amante de la ‘mountain bike’. Eso sí, requiere de una buena preparación física, una larga experiencia en este tipo de itinerarios y una buena bici para resistir semejante prueba. Son miles de kilómetros los que hay que recorrer por el oeste de Estados Unidos.

Great Divide Mountain: aventura en bicicleta

Cuando decimos que la Great Divide Route se desarrolla a lo largo de miles de kilómetros, no exageramos. Hay una distancia exacta a la que enfrentarse: 4007 kilómetros. Es, precisamente, el camino que se debe atravesar para ir desde la frontera estadounidense con Canadá al norte, con el límite meridional que lo separa de México.

Pero como las fronteras entre todos estos grandes países de Norteamérica son enormes, vamos a dar más pistas para conocer los puntos precisos del comienzo y el final de la Great Divide Route. Comienza en Eureka, en el estado de Montana, y concluye en Antelope Wells, en Nuevo México.

De las montañas al desierto

Parque Nacional Rocky Mountains
Parque Nacional Rocky Mountains

Otra forma de resumir el increíble itinerario que les espera a los ciclistas es decir que van desde las Montañas Rocosas hasta tierras más desérticas. Por lo tanto, hay que ser un rider experimentado para circular en todo tipo de terrenos y hacer frente a las más variadas adversidades. Por supuesto, se debe llevar un buen equipo, incluyendo protecciones y herramientas para reparar averías.

¿Por qué Great Divide Mountain Bike Route?

Sigamos conociendo más cosas sobre esta apasionante prueba ciclista. Y una de las preguntas más habituales es por qué se llama así. Pues bien, básicamente, porque recorre la zona divisoria de la hidrografía en Estados Unidos, la franja de terreno que inclina los ríos hacia el este o el oeste. O, lo que es lo mismo, a un lado los ríos desembocarán en el Atlántico y al otro en la costa del Pacífico.

De alguna forma, es una experiencia que equivale a las famosas rutas automovilísticas que recorren Norteamérica de costa a costa. Pero, en este caso, se hace dando pedales y yendo de norte a sur. Es un viaje muy duro, pero, sin duda, inolvidable.

Primero montañas

Carretera en las Montañas Rocosas en Canadá
Montañas Rocosas

El comienzo de la Great Divide Route es a gran altura. Y aún así, el recorrido todavía es ascendente para subir altas cimas de las Montañas Rocosas. Son unos parajes dignos de pararse a hacer fotos. Pero los corredores no tienen tiempo para eso.

Los deportistas solo tienen que concentrarse en dar pedales y administrar sus esfuerzos. Y todavía deben hacerlo más en las ediciones más recientes, cuando se han incorporado más kilómetros a la carrera, ya que se está comenzando en Banff, Canadá.

Después las grandes praderas

Granja en Wyoming
Antigua granja en Wyoming

Una vez que los paisajes más duros y empinados se van dejando atrás, los ciclistas dejan los estados de Montana y de Idaho para irse adentrando en Wyoming y después en Colorado. Es decir, van a circular por las praderas del oeste de Estados Unidos. Son tierras tan bellas como cinematográficas, de hecho, esta es una carrera de película.

Y para acabar el desierto

A estas alturas ya hay ciclistas que, tanto por lesiones o averías como por falta de resistencia física e incluso mental, han abandonado la prueba. Sin embargo, todavía queda un tramo muy importante, definitivo y duro: estamos hablando de los paisajes desérticos de Nuevo México. Son tierras de rocas, arenas, sol intenso y cactus, en definitiva, un territorio no apto para el hombre.

Fin de la Great Divide Mountain Bike Route

Desierto en Nuevo México, fin de la Great Divide Mountain
Nuevo México

Solo unos cuantos llegan por fin a la meta. Es un largo viaje que dura, en sus últimas ediciones, hasta 37 días para algunos. No solo lo es por la enorme distancia que se recorre, también lo es porque su mayoría discurre por terreno no asfaltado y una pequeña parte lo hace por zonas realmente salvajes.

En definitiva, es una proeza deportiva y, como decíamos al principio, la Great Divide Mountain Bike Route es un hito para todo corredor de ‘mountain bike’. Por eso, no es extraño que la carrera tenga más de 20 años de historia, ya que la primera vez que se celebró fue en 1997, organizada por la Adventure Cycling Association. Desde entonces su fama no ha dejado de crecer.

  • The Great Divide. Recuperado el 26 de diciembre de https://www.the-great-divide.com/Pages/Route.php
  • Great Divide Mountain Bike Route. Oficina de Turismo de Montana. Recuperado el 26 de diciembre de 2019 de https://www.visitmt.com/places-to-go/trip-ideas/between-the-parks/great-divide-mountain-bike-route.html