El Gran Buda de Kamakura, una de las maravillas de Japón

Cristina Blanco 2 junio, 2018
Mide más de 13 metros y es una de las estatuas de Buda más grandes del mundo. Una estatua, además, que se puede ver por dentro.

En la ciudad japonesa de Kamakura se encuentra una de las estatuas de Buda más grandes del mundo. En concreto, el Gran Buda de Kamakura es la segunda escultura más grande después del Buda de Tōdai-ji, en Nara. Es, de este modo, uno de los iconos más famosos del país. ¿Quieres saber más cosas sobre él? ¡Acompáñanos!

Algunos datos del Gran Buda de Kamakura

Buda de Kamakura
Buda de Kamakura – Petr Meissner / Fickr.com

El Gran Buda de Kamakura se encuentra en el templo Kōtoku-in, y también suele recibir el nombre de Daibutsu. Kamakura se encuentra a una hora de Tokio, la capital de Japón, y es conocida por su historia samurái. Es una ciudad en la que persiste como en pocas el espíritu del Japón tradicional.

Los registros de los que se dispone indican que fue en el año 1252 cuando se comenzó a fabricar la estatua, en concreto durante el periodo Kamakura. Pero había un precedente, una estatua hecha de madera destruida al parecer por una tormenta. Fue entonces cuando el sacerdote Jōkō de Tōtōmi sugirió la construcción de una nueva en bronce.

En la escultura, el buda está sentado en posición de loto y sus manos se encuentran apoyadas sobre sus piernas haciendo un gesto de meditación. No se sabe con exactitud quién fue el encargado de su fundición, pero se piensa que fueron Ōno Gorōemon o Tanji Hisatomo, artistas importantes de la era.

Dimensiones de la estatua

Buda de Kamakura
Buda de Kamakura – bryan… / Flickr.com

La estatua pesa cerca de 93 toneladas, y mide 13,35 metros de alto. Sus grandes dimensiones y el hecho de que esté hueca por dentro hacen que sea posible visitar el interior.

Desde sus primeros momentos estuvo alojada en el interior de un templo, aunque fue destruido hasta en dos ocasiones por una tormenta. Y el tsunami del 20 de septiembre de 1498 acabó definitivamente con él. Desde entonces, la estatua se encuentra en un espacio abierto, en concreto, en los exteriores de la escuela de la Tierra Pura.

Con el paso del tiempo, la enorme figura sufrió un gran deterioro, por ello tuvo que ser restaurada en varias ocasiones. Ya en el siglo XX lo que se hizo fue reforzarla para evitar posibles daños causados por terremotos.

Horarios y tarifas de visita

Manos del Gran Buda de Kamakura
Manos del Gran Buda – Justin C. / Flickr.com

El Gran Buda de Kamakura se puede visitar todos los días de 6 de la mañana a 6 de la tarde. Aunque durante el invierno cierra media hora antes. La entrada cuesta 200 yenes, lo que equivale a un total de 1,51 euros. ¿Impresionante, verdad? En cuanto a la visita al interior del buda, la entrada va aparte y cuesta un total de 20 yenes.

Cómo llegar a Kamakura y visitar la estatua

Para llegar a Kamakura hay varias opciones. Se pude tomar la línea JR Yokosuka en la estación de Tokio y bajarse en Kamakura, o bien la línea JR Shgonan Shinjuku. Otra posibilidad es utilizar el tren Enoden dirección Enoshima, que lleva también a Kamakura.

A la hora de bajarse, hay dos opciones: Hase o Kamakura. Desde esta última, el Gran Buda de Kamakura está a 25 minutos caminando. En cambio, desde Hase hay solamente 10 minutos hasta allí.

Qué más ver en Kamakura

Templo Hasedera en Kamakura
Templo Hasedera – Alessandro Grussu / Flickr.com

La región de Kamakura tiene una larga historia a sus espaldas. Por ello, en los alrededores también hay más templos que merece la pena visitar. Los más recomendables son los de Hasedera, datado en el año 736. Y también el templo Shokozan-Tokeiji.

Junto al Gran Buda hay otro santuario llamado Zeniarai Benten. Está excavado directamente en una roca de la que brota un manantial. Se dice que si mojas tu dinero allí, tendrás mucho éxito económico.

“Es mejor viajar bien que llegar.”

-Buda-

No cabe duda de que Japón es un lugar de antiguas tradiciones y leyendas. Te aconsejamos dejarte llevar por su historia, cultura y costumbres para aprovechar al máximo experiencias inolvidables.

En cuanto a tu visita al Gran Buda de Kamakura, te aconsejamos una sola cosa: disfruta de la naturaleza. Disfruta de las montañas y los jardines que rodean esta inmensa escultura que tanta paz y serenidad inspira a aquellos que la visitan. ¡No te arrepentirás!

Te puede gustar