8 curiosidades de la catedral de San Basilio de Moscú

· 3 junio, 2018
Su imagen, colorida y singular, es inconfundible. Un templo con casi 500 años de historia que encierra muchas curiosidades. Vamos a descubrir algunas de ellas.

Su imagen es inconfundible. Es uno de los tesoros de Moscú. Un templo llamativo con sus cúpulas y sus espectaculares colores. Hoy queremos contarte algunas de las curiosidades de la catedral de San Basilio. ¿Quieres venir con nosotros en este viaje misterioso?

Curiosidades de la catedral de San Basilio

Casi quinientos años de historia dan para mucho, y este magnífico templo ha sido testigo de buena parte de la historia de Rusia. Testigo, y, a veces, también protagonista. Por eso, son muchas las curiosidades de la catedral de San Basilio. Te contamos solo algunas

1. La ordenó construir Iván el Terrible

Cúpulas de la catedral de San Basilio
Cúpulas – Vladitto

Fue a mediados del siglo XVI cuando Iván el Terrible mandó construir esta imponente iglesia. Había un motivo: cumplir una promesa. Si conseguía conquistar el Kanato de Kazan (lo cual sucedió), erigiría un templo en el centro de la capital rusa. Tan solo siete años después se consagraba el templo.

2. Sus nueve capillas

Otra de las curiosidades de la catedral de San Basilio es que está compuesta por nueve capillas independientes, una de las cuales se eleva como la torre central.

No obstante, ninguna es más importante que la otra, ya que todas guardan el mismo significado. Representan cada uno de los santos pertenecientes a los días festivos en los que Iván ganó una batalla. ¿Interesante?

3. Iván el Terrible hizo de las suyas

Catedral de San Basilio de Moscú
Catedral de San Basilio – andriano.cz

Dicen las leyendas que, como el resultado dejó absolutamente impresionado al zar, este decidió dejar ciego al arquitecto. Trataba así de que nunca más pudiera reproducir nada semejante. Sin embargo, parece ser solo eso, una leyenda, ya que incluso hay dudas de quién diseñó esta joya.

4. ¿Quién fue el arquitecto?

Decíamos que hay dudas sobre la autoría del proyecto. Pues bien, la tradición dice que fueron dos arquitectos: Barma y Póstnik. Pero parece ser que podrían ser la misma persona, Póstnik Yákovlev. Arquitecto que, por cierto, continuó trabajando años después de que la catedral de San Basilio estuviera acabada.

Y surgen más dudas. Hay quienes afirman que, al igual que ocurre con algunas partes del Kremlin, fue un arquitecto italiano invitado por el zar quien la construyó.

“Un edificio tiene dos vidas. La que imagina su creador y la vida que tiene. Y no siempre son iguales.”

-Rem Koolhaas-

5. El nombre original

Detalle de la catedral de San Basilio
Cúpulas de la catedral – Kris3

Su nombre original es catedral de la Intercesión de la Virgen junto al foso. Un nombre que hace referencia a la ubicación del templo, situado junto al foso el que sirvió de defensa del Kremlin hasta principios del siglo XIX.

6. ¿Por qué la catedral de San Basilio?

San Basilio fue una figura reconocida en en el país. Se decía que preveía el futuro, iba desnudo y descalzo por las calles y vivía de la caridad. Las peculiares circunstancias que lo rodeaban hicieron creer a la gente que hacía milagros y que incluso despertaba el temor de Iván el Terrible.

De hecho, el zar mismo ordenó enterrarlo en la iglesia de Santa Trinidad. Sin embargo, años más tarde, el zar Fiodor Ivanovich mandó a llevar sus restos a esta catedral y ordenó construir una capilla para albergarlos, motivo por el cual la iglesia lleva su nombre.

7. Casi desaparece

Plaza Roja de Moscú
Plaza Roja – Javen

Todos los monumentos antiguos han pasado por malas épocas, y la catedral de San Basilio no iba ser menos. Estuvo a punto de desaparecer por incendios. Durante la invasión de Napoleón se quiso volar y en la época de Stalin hubo plantes para derruirla y dar más espacio a la Plaza Roja.

Respecto a este último plan, se dice que el encargado del plan general de la remodelación de Moscú fue a ver a Stalin. Llevaba una maqueta y de ella quitó la catedral. Dicen que la respuesta de Stalin fue: ¡Ponla en su lugar! San Basilio se libraba así de la demolición.

8. Era imagen del tetris

Quién no ha jugado al tetris. ¿Recuerdas la imagen que se veía al abrirlo? ¡Sí! ¡La catedral de San Basilio! ¿Pero qué hacía la catedral en el tetris? Este juego lo creó el ruso Alekséi Pázhitnov y usó la imagen de la iglesia como apertura.

¿Qué te han parecido estas curiosidades de la catedral de San Basilio de Moscú? Seguro que ahora tienes aún más ganas de conocer este maravilloso edificio.