Consejos para visitar Berlín con poco dinero

· 30 septiembre, 2018
Berlín es una ciudad fascinante, y no hace falta gastar mucho para disfrutar de sus encantos. Buena parte de sus atractivos son gratuitos.

Visitar Berlín y gastar poco dinero es totalmente compatible. Hay muchas atracciones gratuitas y otras a las que se puede acceder con algún tipo de descuento. A continuación, te descubrimos los mejores consejos que puedes seguir para rentabilizar al máximo tu viaje a la capital de Alemania. ¿Te animas a conocer cuáles son?

Planifica tu viaje con tiempo

Visitar Berlín, vista de la ciudad
Vista de Berlín

Antes de poner rumbo a Berlín es necesario planificar bien el viaje. De primeras, las épocas en las que los precios son más asequibles en relación al alojamiento son otoño, primavera y, sobre todo, invierno. Es decir, mejor evitar los meses de verano, ya que la ocupación hotelera, la presencia turística en los lugares de interés y los precios son más altos.

Decidida la fecha en la que viajaremos a Berlín toca elegir el alojamiento. Hay gran cantidad de establecimientos que ofrecen una excelente relación calidad-precio. Solo tenemos que decantarnos por aquel que mejor se ajuste a nuestro presupuesto o preferencias (localización, servicio…). ¿Dónde buscarlo? En apps como Booking o Airbnb.

Respecto al transporte, en caso de que optemos por el medio más rápido, es decir, por el avión, podemos tantear los precios de varias compañías low cost, como Ryanair o Vueling. Mejor si los billetes los compramos con bastante antelación, pues así podremos beneficiarnos de precios mucho más asequibles para nuestros bolsillos.

Visitar Berlín sin gastar: espacios gratuitos

Puerta de Brandenburgo en Berlín
Puerta de Brandenburgo

En la capital de Alemania se pueden realizar muchas actividades que no conllevan coste alguno. Se puede recorrer Berlín a pie para ver algunos de sus monumentos más destacados. Entre ellos se encuentran la Puerta de Brandeburgo y el Muro de Berlín. También se pueden conocer a través de un free tour.

Uno de los grandes atractivos de la ciudad, el Parlamento, es gratis. Eso sí, si quieres visitarlo y descubrir su espectacular cúpula de cristal, obra de Norman Foster, debes reservar la entrada con antelación.

Al mismo tiempo, la ciudad cuenta con diversos museos que se pueden visitar de forma gratuita, como el Museo de los Aliados, que explica la historia de la presencia de las fuerzas occidentales en el lugar durante la Guerra Fría. También son gratuitos la East Side Gallery y el Memorial del Muro de Berlín, que se encuentran al aire libre.

Los parques de Berlín

Tiergarten en Berlín
Tiergarten

Si vas a visitar Berlín, es inevitable que en algún momento pases por alguno de sus parques, otra opción gratuita. Uno de los más destacados es el Tempelhofer Freiheit, un antiguo aeropuerto que fue reconvertido y que hoy tiene de diversas zonas para poder ir en bicicleta, correr o hacer picnics si el tiempo acompaña.

Otro parque igual de recomendable es Tiergaten, ubicado en pleno corazón de Berlín, junto a la Puerta de Brandenburgo. Y si visitas Treptower Park, verás algunos monumentos soviéticos.

Si quieres disfrutar de parques con un toque diferente, visita Volkspark Friedrichschain, que cuenta con un pequeño anfiteatro para cine de verano y otros espectáculos, o Mauerpark, donde se conserva un trozo del Muro de Berlín.

Benefíciate de los descuentos que existen

Isla de los Museos, imprescindible al visitar Berlín
Isla de los Museos

A la hora de visitar Berlín, una buena forma de ahorrar es adquirir una de las tarjetas que ofrecen múltiples descuentos, como la Berlin Welcome Card. Esta es la oficial de turismo de la capital de Alemania y conlleva un coste de unos veinte euros en caso de elegir la que tiene cuarenta y ocho horas de duración.

Por tanto, aquellos que se hagan con la Berlin Welcome Card pueden coger el transporte público de manera gratuita o escoger entre más de doscientas atracciones turísticas para obtener un descuento de más del cincuenta por ciento. También incluye una guía de bolsillo como regalo y así no perder detalle de la ciudad.

En caso de querer visitar la Isla de los Museos, lo cual es más que recomendable al acoger distintos museos con colecciones extraordinarias, se debe adquirir la tarjeta de setenta y dos horas de validez por cuarenta y cinco euros. Y si se abonan dos euros se puede acceder del mismo modo a Potsdam o al Aeropuerto Schönefeld (SXF).

Como acabamos de ver, visitar Berlín con poco dinero es posible. Tan solo hay que seguir los distintos consejos de los que hemos hablado en este artículo.