Si vas de vacaciones a la nieve, elige un buen hotel

· 7 noviembre, 2018
Buscar un hotel con las mayores comodidades y cerca de las estaciones de esquí, si se va a practicar este deporte, es importante para disfrutar de unas grandes vacaciones invernales.

El verano se ha ido, pero con él llega otra temporada emocionante: el invierno. Esta estación trae consigo la nieve, ideal para disfrutar de muy buenos momentos y compartir fotos estupendas en las redes sociales. Hay grandes destinos invernales, pero escoger un buen hotel si vas de vacaciones a la nieve es imprescindible. Te contamos por qué.

Razones para buscar un buen hotel en tus vacaciones a la nieve

El invierno no es época de ir de acampada o dormir en tu furgoneta, por mucho que te guste este tipo de turismo. Lo mejor es buscar un buen alojamiento que te ofrezca todas las comodidades para disfrutar de esta temporada. Te contamos qué debes tener en cuenta a la hora de elegir hotel si vas de vacaciones a la nieve.

La ubicación

Zermatt en Suiza, para planear unas vacaciones a la nieve
Estación de esquí de Zermatt-Cervinia

Seguro que si vas a pasar unas vacaciones a la nieve querrás disfrutar de esta e ir todos los días a esquiar, o a practicar cualquier otro deporte invernal. Es cierto que los hoteles más alejados son más económicos, pero perderás mucho tiempo en los trayectos a las estaciones de esquí.

No olvides que en invierno los días son mucho más cortos. Si estás muy lejos, apenas podrás disfrutar unas horas. Además, debido a las bajas temperaturas, es posible que alguna nevada te impida acceder por carretera en algún momento. En el peor de los casos quizá no puedas llegar a la zona de pistas.

Por tanto, en lo que tiene que ver con el hotel, no escatimes. Busca alojamiento cerca de las pistas de esquí. Ahorrarás un tiempo precioso para disfrutar lo más posible de la nieve.

Las comodidades

Habitación de hotel

Los deportes de nieve son agotadores, y nada mejor para descansar de estos que una buena cama. Asegúrate de que el hotel que eliges es agradable y acogedor. Pero también mira si dispone de mobiliario de calidad que te permita descansar y relajarte tras una larga jornada deportiva.

Otra de las comodidades a las que no puede renunciar es la calefacción. Por norma general los hoteles de estas zonas están perfectamente preparados. Pero puedes encontrarte con algunos hoteles o pensiones más económicos que podrían tener sistemas antiguos de calefacción que no den la talla y estropeen tu estancia.

También te aconsejamos que escojas un hotel con bañera. No hay nada mejor que un baño de agua caliente para relajarse y disfrutar del momento. Además, te ayudará a recuperarte del cansancio.

La comida

Ya que has escogido un hotel en la zona de las pistas, asegúrate de que su comida es de calidad y puedes comer ahí. Todo ello hará tu estancia más cómoda, pues no tendrás que ir bajo el frío buscando un sitio dónde comer.

A veces un pequeño detalle, algo que parece tan obvio que no nos hemos fijado en ello, puede hacer que las vacaciones se arruinen. Por eso conviene dedicar tiempo a buscar un buen alojamiento.

Lo que no puedes olvidar si vas de vacaciones a la nieve

Senderistas en la montaña

Y ya que sabes en qué hotel te vas a alojar, nunca viene mal tener en cuenta algunos otros consejos para disfrutar como nunca de esas vacaciones en la nieve.

  • Muchos tienden a ponerse toda la ropa de abrigo que tienen en el armario, pero si quieres practicar algún deporte de nieve, seguramente no te permitirá moverte. Busca prendas térmicas que mantendrán el calor corporal, pero que permitan libertad de movimientos.
  • Unas buenas botas son indispensables. Por los pies puede entrar mucho frío y puedes enfermar. Todo esto sin contar que unos pies mojados harán que ya no te sientas cómodo ni siquiera para caminar, menos para esquiar o hacer otro deporte. Y hay que pensar también en las lesiones.
  • No pienses que porque estás en la nieve no necesitas protección. ¡Todo lo contrario! Los reflejos del sol sobre la nieve son mucho más peligrosos que el sol directo del verano. Por tanto, no olvides unas buenas gafas con protección solar y una crema de factor 50 como mínimo.

¿Ya estás listo para organizar unas vacaciones a la nieve con estos consejos? Si dedicas algo de tiempo a planificarlo todo, disfrutarás de unos días inolvidables. ¡Nosotros nos vamos contigo!