Conoce el templo colgante de Xuankong en China

María Belén Acosta · 7 octubre, 2019
Visitar el templo colgante de Xuankong, en China, puede ser una de las experiencias más auténticas para los amantes de los paisajes orientales.

Uno de los destinos más demandados en los últimos años entre aquellos que viajan a China es la ciudad de Datong. Además de por su aspecto puramente tradicional y por su cercanía a Beijing, la capital del país, ofrece a sus visitantes la oportunidad de contemplar el típico paisaje de montaña. Sin embargo, su mayor atracción turística es el templo colgante de Xuankong.

El origen de Xuankong

A tan solo 65 kilómetros de Dantong, en la provincia de Shanxi, se encuentra el templo colgante de Xuankong. Este edificio tradicional fue construido hace más de 1500 años, concretamente durante la dinastía Wei del Norte.

Detalle del templo

Su mayor particularidad es que se encuentra construido sobre la pared del acantilado conocido como la garganta del dragón. Este acantilado se encuentra a los pies de la montaña Hengshan, considerada como sagrada.

Su construcción finalizó en el año 491 d.C, durante el mandato del emperador Taihe.  Sin embargo, a pesar de su antigüedad, se conserva en perfecto gracias a la buena mano de los restauradores que han mantenido el templo conservando su esplendor original.

Uno de los principales motivos de su emplazamiento fue la intención de los artesanos de cumplir los principios del taoísmo en lo que respecta al silencio. Además, el lugar donde se encuentra el templo le ofrece una protección natural contra el viento y la lluvia. Por todo esto, el templo colgante de Xuankong es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Visitando el templo colgante de Xuankong

Vista del acantilado

Lo primero que impresiona al llegar al templo es su localización, a nada menos que casi 70 metros sobre el suelo. Si observamos con detalle, veremos como parece estar sujeto por unos pilares de madera, pero no es así. Estos pilares son un mero elemento decorativo. Quien verdaderamente soporta la estructura es la propia montaña.

Algunos habitantes de la región comentan que la construcción de los pilares fue un acierto y que desde entonces han aumentado las visitas. Al parecer, los antiguos ciudadanos que viajaban hasta el templo temían subir a una estructura que no parecía estar sujeta.

Siguiendo la línea natural que ofrece el acantilado, podremos visitar hasta 40 estancias dentro del complejo. Destacan la torre del tambor ceremonial, la sala principal o la famosa puerta de la montaña. Estas estancias ofrecen un espacio que varía entre los 5 y 30 m². Estas salas están construidas no solo sobre las rocas, sino que también están excavadas formando pequeñas cuevas.

Un detalle importante del templo colgante de Xuankong es su función religiosa. Aquí se encuentran nada menos que tres de las religiones más importantes de Asia: budismo, taoismo y confucianismo. De ahí que podamos encontrar figuras representativas de estas religiones en las diferentes salas que conforman el templo.

En la sala Sanjiao, la que se encuentra en la zona más alta, podremos ver una estatua del Buda Sakyamuni, otra de Confucio e incluso una estatua en honor a Lao-Tse. Por último, recomendamos no perder la oportunidad de fotografiar las impresionantes vistas que ofrece el lugar.

Consejos para disfrutar de la visita

Detalle del templo colgante de Xuankon

No debemos preocuparnos por encontrar un medio de transporte que nos lleve hasta Xuankong. En la propia estación de autobuses de Dantong podremos comprar los billetes sin problemas, además son asequibles. El recorrido tiene una duración de unas dos horas y media. Sin embargo, durante el trayecto podremos disfrutar del típico paisaje de montaña.

Una vez lleguemos a la estación, tendremos que coger un taxi para recorrer los últimos kilómetros hasta el monasterio. El precio no es muy elevado, pero se recomienda, en la medida de lo posible, compartirlo. La entrada cuesta aproximadamente unos 17 euros. El horario de visita es de ocho de la mañana a seis de la tarde.

Es de vital importancia recordar que estamos ante uno de los monumentos más ‘peligrosos’ para visitar, sobre todo si tenemos vértigo o no estamos preparados para subir por sus estrechas y poco estables escaleras. Por ello, conviene ir preparado. De hecho, la revista Time, en 2010, publicó una lista con los diez edificios más peligrosos del mundo y en ella estaba el templo colgante de Xuankong.

  • Guanxiong, Y. (1981). Looking at what appears like terraces spit out by a sea-serpent: an overview of Xuankong Temple. Dili Zhishi/Geographical Knowledge.
  • Ruisheng, S. y Yang, L. Suspended in the sky (18 de junio, 2018). Chinadaily.com. Recuperado de http://www.chinadaily.com.cn/a/201806/18/WS5b27075fa310010f8f59d657.html