9 rincones que no esperarías encontrar en Nueva York

· 16 octubre, 2017

La ciudad de los rascacielos siempre sorprende. Más allá de esos lugares archiconocidos, hay otros tan singulares que seguramente nunca esperarías encontrar en Nueva York. Hoy te proponemos un recorrido para descubrir esos sitios maravillosos, poco conocidos y que tienen su propia historia.

1. Tesoros de la Edad Media

The cloisters en Nueva York
The Cloisters – MajJar / Flickr.com

¿Imaginas hacer un viaje a la Edad Media en el corazón de la Gran Manzana? Sí, es posible. The Cloisters te propone un recorrido fabuloso por claustros que te harán creer que estás en la vieja Europa. De hecho, ese es el origen de las piezas y muchas de las piedras que aquí verás.

2. Un tesoro egipcio

Obelisco de Cleopatra en Nueva York
Obelisco de Cleopatra – Elias Rovielo / flickr.com

Seguramente sea el monumento más antiguo que puedas encontrar en Nueva York (fuera de los museos, claro). Un obelisco de casi 30 metros de altura de la época de los faraones. ¿Qué hace en Nueva York? Fue un regalo del gobierno egipcio a los Estados Unidos por su colaboración en la construcción del Canal de Suez.

3. Un parque en unas antiguas vías

High Line en Nueva York
High Line – Albachiaraa

Un ejemplo de “reciclaje” un tanto peculiar. High Line es una vieja vía de trenes en altura transformada en un agradable paseo. Dos kilómetros de un particular sendero en el que las vías han cedido espacio a plantas, zonas de relax y miradores para contemplar la ciudad desde otro punto de vista.

4. Encontrar en Nueva York un arco del triunfo

Washington Square en Nueva York
Washington Square – Javen

En el corazón de uno de los rincones más queridos de Manhattan, Washington Square, se levanta un particular arco del triunfo. Se construyó en 1889 para conmemorar el centenario de la presidencia de George Washington. Por aquel entonces Nueva York era la capital y el presidente tomó en ella posesión del cargo.

5. Una montaña rusa centenaria

Montaña rusa Cyclone en Nueva York
Cyclone – Beth Jusino / Flickr.com

Se llama Cyclone y es la montaña rusa más antigua de Estados Unidos. Hizo su primer viaje en 1927 ¡y sigue en funcionamiento! Tal vez las modernas atracciones sean más espectaculares, pero desde luego, no tienen el encanto de esta.

6. Un trozo del Muro de Berlín

Fragmento del muro de Berlín en Nueva York
Fragmento del Muro de Berlín – Garrett Ziegler / Flickr.com

Un trozo de la historia alemana en la calle 53. Son seis metros de muro, que en 1989 compró William Paley, en aquella época presidente de CBS. Quizá sean los más conocidos, pero también hay trozos del famoso muro en otros puntos de la ciudad.

7. Una estación fantasma

Estación abandonada de Nueva York
NYC City Hall Subway Station – Joe Wolf / Flickr.com

Fue una de las estaciones de la primera línea de metro de Nueva York. Una estación en curva de decoración cuidada y elegante, en la que destacan los azulejos. Pero hace décadas que no pasan trenes por ella, en los años 40 se cerró y hoy es una atracción turística más que puedes encontrar en Nueva York.

8. Una iglesia neogótica en Wall Street

Iglesia de la Trinidad de Nueva York
Iglesia de la Trinidad – Dmytro Kochetov / Flickr.com

Hoy los rascacielos de Manhattan la han “engullido”, pero esta bonita iglesia fue el edificio más alto de Manhattan hasta 1890. Sus 87 metros de altura hoy no parecen nada, pero en su momento protagonizaron el skyline de Nueva York.

9. Homenaje a un héroe “perruno”

Estatua de Balto en Nueva York
Estatua de Balto – Lorianne DiSabato / Flickr.com

Puede que pasees por Central Park y no te fijes. Pero si lo haces, esta estatua tiene una historia muy particular. En 1920 una epidemia de difteria asoló un pequeño pueblo de Alaska. Las condiciones meteorológicas hacían imposible llevar las medicinas por los medios convencionales. Pero Balto lo consiguió, guiando su trineo por el helado camino. Esta estatua es un merecido homenaje.