7 playas de Liencres para olvidarse de todo

· 11 mayo, 2018
Liencres tiene algunas de las playas más bonitas de la costa de Cantabria. Hacemos un pequeño recorrido por ellas.

Liencres es una preciosa localidad de la costa de Cantabria que destaca precisamente por sus playas. Por ello, a continuación vamos a visitar algunas de esas playas de Liencres, que se extienden a lo largo de 8 kilómetros de litoral, así como todo lo que ofrece cada una de ellas. ¿Nos acompañas en este recorrido?

Playa de Cerrias, una de las playas de Liencres         

Playa en Liencres
Liencres – Javier Colmenero / Flickr.com

Se trata de una playa de arena fina y dorada que mide unos trescientos metros de longitud y que está protegida por las grandes rocas que la rodean. No ofrece ningún tipo de servicio, como socorrista o duchas. Sin embargo, si lo que se busca es tranquilidad, es muy buena opción, ya que es de ocupación baja.

Para llegar a ella en automóvil se debe tomar un desvío a la altura de la carretera CA-231. Tras sobrepasar la zona residencial del barrio de las Cerrias, solo queda aparcar y descender por una escalera de madera hasta llegar a la arena. Lamentablemente, no es accesible para personas de movilidad reducida.

Playa de Portío

Playa de Portío en Liencres
Playa de Portío – Chalo Alonso / Flickr.com

Frente a la playa anterior se encuentra la de Portío, que destaca por su entorno casi virgen. Y es que se encuentra rodeada de acantilados de gran interés geológico y paisajístico. Respecto a la misma, decir que tan solo tiene 150 metros de longitud, que está compuesta por arena dorada y que carece de equipamientos.

Asimismo, al encontrarse cerca de Liencres, se puede acceder a ella fácilmente a pie y, por tanto, no hay que coger ningún tipo de transporte. A esto se le suma su tranquilidad. Sin embargo, no todos son ventajas, pues el agua está muy fría y hay muchas rocas, aunque la claridad y la ausencia de olas facilita el baño.

Playa de La Arnía

Playa de La Arnía en Liencres
Playa de La Arnía – Francisco Javier Gil

Otra de las playas de Liencres es la de La Arnía. Sin duda, una de las más bellas debido a su paisaje compuesto por acantilados de roca caliza, pequeños islotes y una plataforma de abrasión. Además, gracias al hecho de que su acceso no sea fácil o a su baja ocupación, se mantiene prácticamente intacta. 

“Salir con el sol poniente en una playa vacía es realmente abrazar su soledad.”

-Jeanne Moreau-

Playa de Somocuevas

Playa de Somocuevas en Liencres
Playa de Somocuevas- Carlos / Flickr.com

Es una de las playas de Liencres preferidas por los nudistas. Tiene unos cien metros de longitud y está dividida en dos partes: la occidental, que es la más pequeña y rocosa; y la oriental, de mayor tamaño, formada por arena y con diversas dunas. Aunque desde cualquiera de las dos se puede disfrutar del bello entorno del lugar.

Playa de Pedruquíos 

A diferencia de la mayoría de las playas de Liencres, en la playa de Pedruquíos predominan las rocas sobre la arena y desaparece totalmente cuando sube la marea. Aun así, merece la pena visitarla cuando se pueda y más para aquellos que tengan animales de compañía, pues su acceso está permitido.

 Playas de Valdearenas y Canallave

Playa de Valdearenas en Liencres
Playa de Valdearenas – Natursports

Por un lado, la playa Valdearenas, que limita con la desembocadura del río Pas, es de arena dorada y fina, y está compuesta por diversas dunas. Esto, unido a su entorno agreste, la convierten en un precioso lugar. Asimismo, dispone de toda clase de equipamientos: desde bar a aparcamiento.

Debido a que es una de las más largas de toda Cantabria, su parte occidental es frecuentada por nudistas. A ella acuden de igual modo los amantes de los deportes acuáticos (surf, windsurf, kitesurf…) atraídos por sus fuertes vientos y oleajes. Dadas estas condiciones, es normal la presencia de un equipo amplio de socorristas.

Por otro, la playa Canallave o playa de Covachos también se caracteriza por ser ventosa y con fuerte oleaje, por lo que es otro de los destinos más valorados de Cantabria para practicar surf en verano, pero también en primavera y otoño. Y aunque es igual de concurrida por los bañistas, su ocupación no llega a ser excesiva.

Ambas forman parte del Parque Natural de las Dunas de Liencres, declarado espacio protegido. Este consta de casi doscientas hectáreas y está formado además por una gran plantación de pino marítimo y por un sistema dunar. Este último puede presumir de ser uno de los más importantes del norte de España.