Planes alternativos para disfrutar de Central Park

Alba Durán 12 junio, 2018
Central Park es perfecto para caminar durante horas o correr. Pero hay muchas más cosas que se pueden hacer en él. Vamos a conocerlas.

Central Park, el pulmón de Nueva York, es enorme, de eso no cabe duda. Es el espacio verde más extenso del distrito metropolitano de Manhattan, donde se encuentra. Por lo tanto, es un lugar donde puedes pasar varias horas dando vueltas fácilmente. Pero se puede disfrutar de Central Park de muchas formas diferentes. Vamos a ver algunas.

Cómo disfrutar de Central Park

Central Park en Nueva York
Central Park – GagliardiImages

Dar forma a un espacio para pasear tranquilamente quizá fuera la intención de los creadores de Central Park, Frederick Law Olmsted y Calvert Vaux. Ellos diseñaron el parque en 1858 como un escape del ajetreo de la gran ciudad.

Sin embargo, puedes hacer mucho más que pasear. Lo mejor es tener un plan para aprovechar al máximo la visita. Por eso, a continuación te vamos a proponer una serie de actividades para que puedas divertirte y descubrir cosas nuevas en tu visita al pulmón verde de la Gran Manzana.

1. Busca las cascadas ocultas en North Woods

North Woods en Central Park
North Woods – gigi_nyc / Flickr.com

La esquina noroeste del parque destaca por la belleza y frondosidad de la naturaleza. Un remanso de paz donde solo se escucha el agua y no llegan los ruidos de la ciudad. Allí, las plantas y árboles florecen como si de un bosque se tratara. Y en ese idílico paisaje están las cataratas de Central Park.

2. Haz un picnic en Sheep Meadow

Gracias a la combinación de las vistas y el césped, Sheep Meadow es el lugar perfecto para hacer un picnic y disfrutar de Central Park como un neoyorkino. Te recomendamos que compres algo de comer en la famosa cafetería Epicerie Boulud. Ofrece una selección diaria de sándwiches, ensaladas y unos cruasanes exquisitos.

3. Admira las flores del Conservatory Garden

Conservatory Garden uno de los sitios para disfrutar de Central Park
Conservatory Garden – Dave Bledsoe / Flickr.com

El Conservatory Garden es el jardín oficial de Central Park. Cuando entras por la impresionante puerta de hierro (diseñada en París en 1894), más de dos hectáreas de jardín te dan la bienvenida. Dentro encontrarás  muchísimos tipos distintos de flores.

Verás tulipanes que florecen en un jardín de estilo francés y glicinias que forman techos y te harán sentir como si estuvieras en Italia. Además, hay esculturas y campos de lirios dedicados a Frances Hodgson Burnett, autora de The Secret Garden (El jardín secreto), El pequeño lord o La princesita. La experiencia merecerá la pena, sin duda.

“El jardín es una delicia para la vista y un consuelo para el alma.”

-Sa’di-

4. Prueba a pescar en Harlem Meer

Harlem Meer en Central Park
Harlem Meer – anaglic / Shutterstock.com

Otra de las formas de disfrutar de Central Park. Para aquellos que quieran probar la pesca, lo pueden hacer gracias al Charles A. Dana Discovery Center de Harlen Meer. Allí puedes coger una caña y probar suerte. Eso sí, la única norma es que los peces tienen que ser devueltos al lago.

5. Ve una obra en el teatro Delacourte (si consigues entradas)

La producción Shakespeare in the Park presenta distintas obras a lo largo del año, normalmente en verano. En años pasados,  se representaron Otelo, La doma de la furia o La comedia de las equivocaciones. Ahí, aparecieron estrellas de renombre como James Earl Jones, Meryl Streep o Jesse Tyler Ferguson.

Y lo mejor es que las entradas son completamente gratis y se pueden conseguir en el parque. El truco es que es casi imposible comprarlas por internet. El consejo es esperar delante del teatro el mismo día del espectáculo porque empiezan a dar las entradas a las 12 del mediodía. Los primeros que llegan, se las llevan.

6. Alquila un bote en miniatura en el Conservatory Water

Conservatory Water en Central Park
Conservatory Water – gigi_nyc / Flickr.ccom

En una de las escenas más famosas de la novela Stuart Little, de E.B. White, aparece esta actividad. El ratón protagonista ayuda a su amigo George a ganar una competición de botes en miniatura que tiene lugar en este lago. Tú también puedes alquilar un bote en miniatura en el Kerbs Memorial Boathouse y ponerlo a prueba en el lago.

7. Juega a las damas o al ajedrez en la Chess & Checkers House de Central Park

Demuestra tus habilidades como jugador de ajedrez o damas en uno de los pabellones dedicados a ello. Solo hay unos pocos en toda la ciudad, y la Chess & Checkers House de Central Park es uno de ellos.

Así que, si te interesa el tema, pásate por allí y juega un rato. Si no llevas tu propio juego, puedes alquilar uno por 2 dólares y disfrutar de una tarde de intensa concentración.

8. Hazle una visita a Hans Christian Andersen

Estatua de Andersen en Central PArk
Estatua de Andersen – Jeroen van Luin / Flickr.com

Al oeste del Conservatory Lake se encuentra una estatua en recuerdo del prolífico escritor danés Christian Andersen. La figura de bronce representa a Andersen sentado en un banco. Está leyendo un libro a un pato, en honor a su famosa historia El patito feo.

Como ves, hay muchas formas de disfrutar de Central Park porque es un espacio que esconde muchísimos lugares especiales. Te hemos mostrado solo algunos, aun así, esperamos que esta lista te resulte útil en tu próximo viaje a Nueva York.

Te puede gustar