Mi Viaje
 

El Peinador de la Reina de la Alhambra de Granada

Es un espacio renacentista pensado para la emperatriz Isabel de Portugal en la Alhambra de Granada. Destacan sus bellas vistas y los frescos del interior.

El Peinador de la Reina de la Alhambra de Granada

El Peinador de la Reina de la Alhambra de Granada es un espacio coqueto cuya obra se asentó sobre una torre nazarí perteneciente a la muralla defensiva del monumento granadino. Su objetivo era convertirse en un espacio exclusivo para la nueva reina española Isabel de Portugal, quien había llegado a Granada tras su boda con Carlos V.

La construcción del Peinador de la Reina

Con la llegada de Carlos V a la Alhambra, muchas fueron las reformas que se acometieron en los palacios nazaríes. Entre ellas, la más conocida es la construcción del Palacio de Carlos V por Pedro Machuca. Este palacio debía ser el nuevo ingreso a todo el conjunto y la cara visible del nuevo poder.

Palacio de Carlos V
Palacio de Carlos V

Pero en el interior de los palacios ya existentes también se llevaron a cabo algunas intervenciones. Ese es el caso de las llamadas habitaciones de Carlos V o de Washington Irving, llamadas así por haber sido aposento de ambos en diferentes épocas.

Con motivo de esas reformas, en 1637 se acometió la construcción del maravilloso Peinador de la Reina, cuyo ingreso se realiza desde una de las habitaciones de Carlos V y que estaba destinado a ser las habitaciones privadas de la emperatriz Isabel.

Sin embargo, parece que las ocupó durante un corto periodo de tiempo. Los continuos temblores que sufría la colina de la Alhambra provocaron que la emperatriz prefiriese mudarse al monasterio de San Jerónimo de Granada.

La torre nazarí

La Alhambra
Peinador de la Reina (izquierda) y torre de Comares – Salvador Fornell / Flickr.com

El Peinador de la Reina se encuentra sobre la torre de Abu l-Hayyay. Es una torre musulmana que nada tiene que envidiar a los espacios de época cristiana. Fue construida en el siglo XIV por Yusuf I y por Mohammed V sobre el adarve de la muralla que protege toda la zona de la torre de Comares. A ella se accedía a través de un pasadizo o desde la zona del patio de Daraxa.

Este es un lugar hecho para el deleite de los sentidos con una impresionante decoración de yesería, azulejos y madera tallada que se unían a las maravillosas vistas que se tienen de la colina del Albaicín. Tenía, además, una importante estufa en la que se quemaban incienso y plantas aromáticas para proporcionar un aroma relajante en todo el espacio.

El peinador cristiano

Vistas del Peinador de la Reina
Mirador del Peinador – Jaime Pérez / Flickr.com

En esa torre se construyó el peinador que destaca, sobre todo, por las pinturas al fresco que realizaron para la emperatriz dos de los discípulos de Rafael, los italianos Julio Aquiles y Alexander Mayner. Realizadas entre 1539 y 1546, representan varias de las hazañas del emperador en sus campañas bélicas.

Este peinador cuenta con dos espacios. El primero de ellos es una alcoba que se asoma a la torre musulmana por medio de un arco. El otro espacio es un corredor o mirador exterior a modo de deambulatorio por el que se podía recorrer todo el espacio exterior de la torre y tener vistas al Generalife y Sacromonte, al Darro y Albaicín y a Granada.

Y todo ello está cubierto por una armadura central de origen musulmán. En su arrocabe o vigas que la unen a las paredes se ve la siguiente inscripción:

… El auxilio divino, el dominio y la clara victoria sean para nuestro señor Abu I- Hayyay, príncipe de los musulmanes, excelso sea su triunfo.

En el suelo hay una losa del sahumerio realizada por Oliver Hurtado en 1540, como complemento a un sahumerio que había situado en las habitaciones inferiores y por el cual penetraría el aroma a plantas aromáticas que mencionábamos anteriormente.

Las pinturas italianas del Peinador de la Reina

Pinturas en el Peinador de la Reina
Frescos en el Peinador – Esteban Romero / Flickr.com

En ambos espacios, las pinturas son las protagonistas. Así, encontramos representadas escenas de las campañas de Carlos V en Túnez en 1535. Ambos artistas representaron desde la salida de la escuadra desde el puerto de Cagliariel hasta la retirada de las tropas y su regreso a Sicilia, pasando por escenas que nos muestran el desarrollo de varias operaciones militares.

Asimismo, podemos encontrar otras pinturas que representan las figuras alegóricas de las Virtudes de la Templaza, Fe, Caridad, Justicia, Fortaleza y Esperanza. También hay escenas representando la fábula de Faetón, mientras que la habitación central está cubierta de guirnaldas de flores entremezcladas con animales y otras figuras.

En la actualidad, el Peinador de la Reina es un espacio de visita limitado por el Patronato de la Alhambra y el Generalife debido a sus necesidades de conservación. Sin embargo, se puede contemplar desde las habitaciones del emperador.

Las leyendas que encierran los muros de la Alhambra

Las leyendas que encierran los muros de la Alhambra

El afamado conjunto palaciego de la Alhambra no es solo famoso por su bella arquitectura, sino también por las historias y cuentos que protagoniza.




  • El Peinador de la Reina. Patronato de la Alhambra y Generalife. Recuperado el 5 de enero de 2020 de http://www.alhambra-patronato.es/edificios-lugares/peinador-de-la-reina

Cristina Moreno
Cristina Moreno
Licenciada en Historia del Arte por la Universidad de Granada. Máster Oficial en Arquitectura y Patrimonio Histórico por la Universidad de Sevilla donde además ha cursado estudios de Doctorado. Especialista en Paleografía y Diplomática por el Archivo de la Real Chancillería de Granada. En lo profesional, ha realizado estudios históricos para el Patronato de la Alhambra y el Generalife, para la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) en el Valle del Colca, y para propietarios de casonas históricas de la ciudad de Arequipa, Perú. Además es autora de artículos y forma parte de varios grupos de investigación. En la actualidad, es jefa de Investigación y Educación patrimonial en Ampuero + Moreno (Arquitectura, Patrimonio e Historia).