Visitamos las iglesias de Sevilla más bonitas

· 15 noviembre, 2017

En un viaje a Sevilla se han de pasear por sus calles históricas, y así es como cualquiera es capaz de descubrir que tiene una enorme cantidad de iglesias. Y lo más curioso es que la mayoría no solo son lugares religiosos y sedes de hermandades que guardan allí los pasos procesionales de Semana Santa, lo llamativo es que muchas de las iglesias de Sevilla son auténticos museos artísticos. Aquí os presentamos las que consideramos que son las más bellas.

La Catedral de Sevilla

Catedral de Sevilla
Catedral de Sevilla – Wilfried Schnetzler / Flickr.com

Este listado ha de comenzar con el mayor y más espectacular templo sevillano, su Catedral de Santa María de la Sede. Una iglesia gótica, la mayor del mundo en ese estilo, pero que se levantó sobre la que fue una mezquita de los musulmanes.

Y a lo largo de los siglos ha ido recibiendo añadidos y obras de arte de primera categoría. Es decir, no se puede decir que uno ha visitado Sevilla si no se ha maravillado con su catedral, en la cual se puede ver prácticamente toda la evolución de la historia del arte.

Iglesia de Santa Ana

Iglesias de Sevilla: Sana Ana
Iglesia de Santa Ana – José Luis Filpo Cabana / commons.wikimedia.org

Cruzamos el río Guadalquivir y llegamos al barrio de Triana. Allí se levanta al iglesia de Santa Ana, que en realidad fue el primer templo católico de la ciudad tras la reconquista cristiana.

Fue el rey Alfonso X el Sabio quien ordenó su construcción en 1276. Por lo tanto, dadas sus fechas de edificación, el templo es un claro ejemplo de la fusión de estilos románico, gótico y mudéjar.

Iglesia Omnium Sanctorum

Otra de las iglesias de Sevilla más antiguas es esta de Omnium Sanctorum (Todos los Santos). No obstante, del templo original poco queda, ya que fue reformado en el siglo XIV e incluso un incendio durante la Guerra Civil la dejó prácticamente en la ruina. Pero el fervor popular hizo que se reconstruyera desde el mismo año 1940, poco después de acabar la contienda bélica.

Basílica de la Macarena

Iglesias de Sevilla: Basílica de la Macarena
Basílica de la Macarena – Sevilla ciudad / Flickr.com

De entre todas la hermandades de la archifamosa Semana Santa de Sevilla hay una que es la más emblemática. Se trata de la Hermandad de La Esperanza Macarena. Pues bien, cualquier fiel debe acercarse hasta ella, ubicada en la calle Bécquer.

Y quien no sea muy religioso también debería llegar hasta este lugar para apreciar un cuidado templo que también se reconstruyó tras la Guerra Civil, y que es la máxima expresión del sentimiento religioso andaluz.

Iglesia de San Marcos

Este otro templo se encuentra en la calle de San Luis, una de las vías más antiguas de Sevilla, ya que fue el cardo de la primigenia ciudad romana. Y siglos después sería la principal arteria de la ciudad musulmana. Pues bien, con la toma cristiana de la ciudad, allí se levantó la iglesia de San Marcos en estilo gótico-mudéjar.

“Sevilla es especial porque emociona y se emociona, porque da cuerpo a la belleza y a la gracia de los sueños.”

-Plácido Domingo-

Iglesia de Santa María la Blanca

Iglesias de Sevilla: Santa María la Blanca
Iglesia de Santa María la Blanca – José Luis Filpo Cabana / common.wikimedia.org

Otro ejemplo de la evolución de las creencias en la historia sevillana lo podemos descubrir en la actual iglesia católica de Santa María la Blanca. Un recinto que antes fue tanto mezquita para los musulmanes, como sinagoga para los judíos.

Os recomendamos su visita porque en su interior podréis ver unos grandes lienzos circulares de Murillo. Si bien son réplicas, ya que los originales están en el Museo del Prado de Madrid, el Louvre de París y en una colección privada británica.

Más iglesias de Sevilla dignas de visita

Iglesia del Salvador en Sevilla
Iglesia del Salvador – Anual / commons.wikimedia.org

El listado de las iglesias de Sevilla dignas de visita sería larguísimo, pero aquí os vamos a apuntar solo unas pocas. Una sería la iglesia de la Anunciación, con el panteón de sevillanos ilustres, donde descansan los restos de los hermanos Bécquer, entre otras personalidades de la ciudad.

Otra sería la Basílica Colegial del Divino Salvador, la segunda más grande de Sevilla. O también podemos mencionar la de San Luis de los Franceses, excepcional ejemplo del arte barroco.