El lago Ness: historia de un lugar legendario

· 2 noviembre, 2017
"El hombre que vaga errando fuera de casa, escucha la música más dulce cuando vuelve a ella" –Proverbio gaélico.

Por lo general, desde pequeños escuchamos el nombre de ‘El lago Ness’, el hogar de una criatura enorme y, aparentemente, inmortal que se esconde allí desde hace siglos. Sin embargo, este famoso lago no es solo una leyenda. Existe y, de hecho, ha sido objeto de estudio de muchos investigadores científicos.

Durante el siglo XX, los supuestos avistamientos del monstruo del lago provocaron que este lago, a pesar de ser el segundo y no el primero más extenso de Escocia, cobrase una importancia sin precedentes no solo en Escocia, sino a nivel mundial. Incluso, el monstruo pasó a formar parte de la cultura local y por ello, los escoceses le han apodado cariñosamente como ‘Nessie’.

Fantasía y realidad en un solo lugar

Ahora bien, es el lago más profundo de todo el conjunto insular británico. Se sitúa en las Highlands escocesas, cerca de la ciudad de Inverness, la capital de la región de las Tierras Altas.

Históricamente, en este lugar ocurrieron acontecimientos de gran relevancia, como la batalla de Culloden, en el siglo XVIII. por otra parte, en su parte más sudoccidental, cerca de Fort Augustus, se puede ver la única isla del lago, la Cherry Island, un ejemplo de crannóg.

Lago Ness

En cuanto al monstruo, se ha encontrado evidencia de que las primeras referencias a él datan de hace unos 1500 años aproximadamente, y constituyen parte del folclore escocés.

No sería hasta el año 1868 cuando un periódico publicó un artículo en el cual señalaba la existencia de una extraña criatura de tamaño colosal que vivía en el lago. A partir de entonces, los rumores crecieron cada vez más. Finalmente, en el año 1934 se publicó la primera fotografía de este mítico ser.

Y, aunque podamos llegar a pensar que es solo una leyenda, en el año 2014 el servicio de mapas de la compañía Apple volvió a desatar la polémica. Un joven creyó ver a una misteriosa criatura nadando en medio del lago. Existen múltiples teorías acerca de la veracidad de estas imágenes, pero parece ser que la más acertada es que se trataría de una embarcación y, su respectivo halo, en el agua.

Bien se trate de una fantasía o una realidad, lo cierto es que desde hace años ni los avistamientos ni las investigaciones científicas han cesado en el lago Ness.

Turismo por el lago Ness

Lago Ness

Como no podía ser de otra manera, hoy en día, el lago Ness es una de las principales atracciones de Escocia. Por ello existen diferentes tours tanto alrededor como a través del lago. Por supuesto, hay una gran cantidad de souvenirs disponibles del famoso Nessie. 

1. Inverness

Inverness en Escocia

Inverness es la sede de los Higlands Games. Este evento se celebra para conmemorar la cultura celta y, en especial, la de las Tierras Altas escocesas. Aunque se centran en competiciones de gaita y tambor, en bailes regionales y disciplinas atléticas, también incluyen espectáculos y exhibiciones relacionados con otros aspectos de su cultura.

2. Castillo de Urquhart

Esta imponente construcción es una de las principales atracciones del lago. Un castillo de apariencia misteriosa que está en ruinas, desde que en 1692 los ingleses lo prendieran fuego durante las guerras jacobitas.

Un pasaje subterráneo conduce hasta el centro de visitantes, desde el que se puede acceder a la sala de proyecciones. Aquí se puede ver una presentación multimedia que narrará la turbulenta historia del castillo a lo largo de los años.

Castillo de Urquhart en el lago Ness

3. Drumnadrochit

Druim na Drochaid, es una aldea situada en la orilla oeste del lago. Dentro de este pueblo, dedicado al turismo y a la agricultura, existe una multitud de diversiones. Una de sus grandes atracciones es Nessieland, una exposición temática sobre el monstruo.

Además, en Drumnadrochit podrás probar las delicias dulces de Cobbs Bakery. Esta empresa escocesa es muy famosa y distribuye a todo el Reino Unido.

4. El crucero del lago Ness

Excursión por el lago Ness

Desde Inverness se pueden hacer diversas excursiones en barco. Desde un sencillo crucero por el lago de una hora de duración, hasta un excursión de seis horas que incluye paradas para hacer visitas. En estos cruceros te ofrecen como atractivo de poder ‘descubrir’ objetos extraños en las profundidades del lago por medio de un sonar. 

El lago Ness incita y seduce a sus visitantes, desde sus profundas y oscuras aguas hasta la neblina que envuelve las ruinas cercanas. Todo ello hará que tu visita sea la más excitante que tendrás, así que preparar tus maletas y comienza la búsqueda de los misterios que esconde Escocia.