La Isla Fraser, un paraíso virgen

Isla Fraser es un rincón que forma parte de una región realmente hermosa de Australia. Sin duda se trata de uno de los sitios que nadie se debe perder en un viaje a este país-continente, es Patrimonio de la Humanidad y una tercera parte de su superficie es parque nacional. ¡No dudes en visitar este paraíso virgen del Pacífico!

Isla Fraser, la naturaleza a cada paso

El Great Sandy National Park no es el único atractivo natural que puedes disfrutar en la Isla Fraser… ¡En realidad sus 1800 km² son como una gran reserva! Además tiene el honor de haber sido catalogada como la mayor isla de arena del mundo.

¿Te gustan las travesías en 4×4 por las dunas? En la Isla Fraser encontrarás algunas que llegan a los 180 metros de alto. ¿Te animas? Otras actividades que podrás hacer son pescar, caminar, avistar aves, nadar en las aguas cristalinas y calientes o bien tumbarte al sol a disfrutar de tal belleza.

Dunas en Isla Fraser
Dunas en Isla Fraser – kongsak sumano

Un dato que seguro no podrás creer pero que es verdad es que en la isla hay cerca de 200 lagos de agua dulce que se filtra a través de la arena. El más famoso es el McKenzie, pero no debes ir allí si quieres paz y tranquilidad, ya que todos los turistas lo visitan.

Si estás buscando una verdadera aventura en tus vacaciones, en la Isla Fraser podrás pasear por las pistas de arena rodeadas de una gran cantidad de vegetación. Se organizan viajes en camionetas o andando, según la distancia. !Atravesarás matas, grandes árboles que no permiten ver la luz del sol y flores del tamaño de un perro!

Y justamente hablando de perros… en la isla habitan los dingos. Son perros salvajes que viven en manadas y si bien te pueden convencer con sus caritas de ángeles no dejes que se aproximen demasiado, pueden ser peligrosos.

Perro dingo en Frase Island
Perro dingo en Frase Island – DreamLand Media

“Si quieres volverte sabio, primero tendrás que escuchar a los perros salvajes que ladran en tu sótano.”                   

 – Friedrich Nietzche

Atractivos turísticos de Isla Fraser

Acampar en la playa, hacer travesías en 4×4 y esquivar perros salvajes no es lo único que se puede hacer en Isla Fraser. Esta isla australiana cuenta con otras atracciones que vale la pena disfrutar en una estancia:

Playa de las 75 millas

Como te habrás dado cuenta el nombre es debido a la longitud de esta playa (casi toda la costa este) que termina en Indian Hedis. ¡Allí si que no hay problemas para encontrar un lugar para colocar la toalla!

Indian Hedis

Está localizado al noreste de la isla. Tras subir una pequeña loma podrás disfrutar de unas maravillosas vistas panorámicas de la costa y del mar. ¡Si vas en temporada de ballenas quizás divises alguna! Y si te animas a estar muy cerca de una puedes hacer una excursión en barco desde Hervey Bay.

Maheno Shipwreck

Barco varado en Isla Fraser
Maheno Shipwreck – Troy Wegman

Son los restos de un barco que encalló en las costas cerca de Eli Creek en 1935 y que se convirtieron en un gran trozo de chatarra oxidada. Puede ser una buena idea para los que viajan con niños. ¡Imagina las aventuras de piratas que podemos contar para una tarde de juegos!

Eli creek

Es donde desemboca un pequeño riachuelo en la costa este de Isla Fraser. Es bastante famoso entre los turistas australianos y está formado por pasarelas de madera donde los lugareños y los niños pueden chapotear un poco, o al menos refrescarse después de una gran caminata.

Lago Wabby

Lago Wabby en Isla Fraser
Lago Wabby – Federico Massa

Uno de los tantos lagos de Isla Fraser ¿por qué llama la atención? ¡Porque su agua es verde! No a causa de la contaminación sino de los árboles que lo rodean. Para llegar a este lugar debes hacer una caminara ligera de 1 hora. ¡Pero vale la pena!

Lago McKenzie

Lago MacKenzie en Isla Fraser
Lago MacKenzie – CO Leong

Tienes que pasar por este hermoso lugar durante tu estancia en la isla. Está rodeado de arenas blancas y árboles. Se alimenta del agua de lluvia ya que no hay arroyos ni ríos que lleguen o salgan de él.

La Isla Fraser es un lugar único, no por nada los nativos aborígenes la llamaron K’gari. ¿Qué quiere decir? Paraíso. Ni más ni menos. Si visitas la Isla Fraser te darás cuenta por qué no se equivocaron en lo absoluto.

Categorías: Destinos Etiquetas:
Te puede gustar