Hygge: la filosofía que hará que te enamores de Dinamarca

19 julio, 2018
Es una forma de vida que busca el bienestar a través de pequeños placeres. El 'hygge' es el secreto de la felicidad de los daneses.

Dinamarca es, según el informe que realiza la ONU de manera anual, el país más feliz del mundo. Añadido a su de sobra conocido estado de bienestar, muchos hablan de que el hygge es el secreto de este estado general de felicidad danés. Vamos a conocerlo mejor.

¿Qué es el hygge?

Ciclistas en Copenhague
Copenhague – William Perugini

Puede que esta sea la primera vez que escuches el término hygge (que se pronuncia, más menos, como “juga”). Esta es una filosofía de origen escandinavo, con una traducción nada sencilla y que en los últimos años se ha puesto de moda por toda Europa.

Consiste básicamente en entender y disfrutar la vida a través de los placeres sencillos y cotidianos, tanto en solitario como en compañía. Esos planes, como disfrutar de un simple chocolate caliente son los que te dan la felicidad plena, al más puro estilo Dinamarca.

“La felicidad depende de nosotros mismos.”

-Aristóteles-

Los secretos del hygge

A continuación, te damos 10 claves para que adoptes el hygge, aunque no vivas en Dinamarca.

1. Busca tu tiempo

Persona disfrutando del hygge
nito

Es frecuente dedicar tiempo a trabajar o realizar todas las tareas que debemos hacer a lo largo del día, olvidándonos del tiempo que debemos dedicar a aquellos que nos rodean, e incluso de nosotros mismos. Intenta darles algo de tu tiempo diario a tus amigos, a tu familia y a ti, cuidándote y relajándote dejando de lado las obligaciones cotidianas.

2. Elimina todo lo que no te de tranquilidad

Cuando estés con tus amigos o tu familia, intenta no hablar de política o de otros temas que crispen el momento. Tampoco pienses en el trabajo, en problemas o en lo estresado que estás. Y por supuesto, mantente alejando del teléfono, del móvil o de otros aparatos que enturbien tu felicidad

3. Acuérdate de tus antepasados

El hygge tradicionalmente está asociado a las actividades y objetos que tienen un valor sentimental para los daneses. Por ello, mantente unido a todo lo que tenga que ver con tu familia, y guarda pequeños tesoros que hagan que te sientas más en paz.

4. Genera un ambiente adecuado

Ambiente Hygge
Alena Ozerova

Para los daneses es esencial encontrarse en un lugar que les haga sentir bien. Para ello, es muy importante la iluminación, las velas son imprescindibles y las flores básicas. Algo muy sencillo es que, aunque comas solo, pongas la mesa adecuadamente. Ese será un momento muy agradable.

5. Abre tu casa

El hygge puede darse en cualquier momento y en cualquier lugar. Desde una barbacoa con amigos a un paseo por el parque. Pero es cierto que a los daneses les gusta más reunirse en casa, algo que dista mucho de la cultura mediterránea.

6. Ponte cómodo

Como decíamos, el hygge tiene mucho que ver con disfrutar de los placeres más cotidianos. Y esto tiene que ver con estar cómodo rodeado de elementos que ayuden a ello, como las velas, mantas gorditas, un buen libro o un chocolate caliente.

7. Exterioriza el hygge

Esta palabra es muy frecuente en danés, utilizándose tanto como adjetivo, como adverbio y como verbo. Define a la perfección la sensación de armonía y paz que te causan los pequeños placeres que hemos venido definiendo. Por ello, es necesario que expreses cuando una experiencia que acabas de vivir ha sido hyggelig para ti.

8. Haz cosas hyggelig

Amigos brindando en ambiente hygge
Ekaterina_Molchanova

Hyggelig se refiere a todas aquellas acciones que hacen que estés más cerca del hygge, es decir, todo aquello que te causa paz. Eso sí, hay que tener en cuenta que no todo lo que parece hyggelig lo es, ya que algo que te puede gustar mucho puede tener elementos que en realidad no son nada hygge.

Recuerda que todo debe ser tranquilo y te debe causar armonía, nunca estrés o estar unido, por ejemplo, a dispositivos electrónicos.

9. Huye de ambientes “no hygge

Igual que hay cosas que no son hygge, también hay lugares que no lo son. Lo contrario a este término es uhyggelig y se refiere básicamente a todo aquello que, lejos de darte paz, te causa miedo, temor o no te invita a estar cómodo.

10. Reúnete en pequeños grupos

Aunque esto depende un poco de tu forma de ser e incluso del tamaño de tu casa, el hygge se consigue mejor en pequeños grupos. Esto evita que se formen reuniones paralelas dentro de una más grande o que no se pueda mantener una conversación relajada porque hay muchas voces sonando a la vez.

Te puede gustar