El lago Yueyaquan, una explosión de vida en pleno desierto del Gobi

23 julio, 2018
Es un pequeño oasis entre las arenas del desierto. Un lugar singular que se ha convertido en reclamo turístico.

En esta ocasión nos desplazamos a China, concretamente a la provincia de Gansu. Es aquí, en pleno desierto del Gobi, donde se encuentra el conocido lago Yueyaquan o lago Crescent. Su increíble entorno, unido a su curiosa forma, lo han convertido en uno de los lagos más espectaculares del mundo. Vamos a descubrir más sobre él.

Un popular destino turístico al que se llega en camello

Pagoda en el lago Yueyaquan
Pagoda – keso s / Flickr.com

Este lago se encuentra a unos 6 kilómetros de la ciudad de Dunhuang, en el noroeste de China. El Yueyaquan (o lago de la Luna Creciente, en chino) es un oasis que tiene forma de media luna. El nombre se le puso durante la dinastía Qing.

Las medidas de este lago no son nada desdeñables: tiene 218 metros de largo y 54 de ancho y almacena agua pura de manantial. Al lado del lago, hay una pagoda tradicional y una calle llena de puestos de souvenirs.

Y es que el Yueyaquan se ha convertido en un popular destino turístico. Los turistas suelen contratar recorridos guiados en camello para admirar el oasis y pasear por las dunas que lo rodean. No es de extrañar, puesto que es una experiencia única.

Su popularidad no ha hecho más que aumentar a lo largo de los siglos

Lago Yueyaquan
MMPOP

Está claro que el conjunto paisajístico que uno encuentra cuando visita el Yueyaquan es inolvidable. El lago, la pagoda y la vegetación que rodea el oasis dan forma a una hermosa escena. Muchos dirán que parece sacada de un cuento, pues resulta increíble encontrar tal brote de vida en medio del enorme desierto.

Es por eso que, a lo largo de los siglos, el lago ha impresionado a innumerables turistas, peregrinos y comerciantes. Todos ellos han parado, sin falta, a reponer fuerzas en este bello lugar que siempre ha formado parte de la mítica Ruta de la Seda.

Hoy el oasis y su entorno sobreviven gracias al turismo. Cada año, Yueyaquan recibe medio millón de visitantes. Muchos acuden exclusivamente para admirar el conjunto de la pagoda y el lago. Otros aprovechan para visitar las cuevas de Mogao, conocidas como las cuevas de los Mil Budas, Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

El lago que ha sobrevivido durante miles de años en el medio de un desierto

Lago Yueyuaquan
keso s / Flickr.com

El simple hecho de que el lago Yueyaquan no haya desaparecido parece increíble. Los expertos creen que se debe a la combinación de la baja altitud y la posición en la que se encuentra, que impide que la arena de las dunas caiga dentro de él.

Pero lo cierto es que este antiguo oasis sí ha corrido el riesgo de desaparecer y ser tragado por la arena. Pero, afortunadamente, el gobierno se ha hecho cargo de la situación y lo ha salvado. Aunque se ha mantenido intacto durante más de 2000 años, el aumento de la desertificación ha hecho que se seque poco a poco.

De hecho, en 1960 el lago Yueyaquan tenía una profundidad media de unos 5 metros. En los 30 años siguientes, esta cifra se fue reduciendo progresivamente. A principios de los 90, la profundidad media no superaba el metro.

En 2006, el gobierno local decidió intervenir para evitar la desaparición del oasis reponiendo el agua. Así, la profundidad ha vuelto a aumentar y ya no corre el riesgo de quedar para siempre en el recuerdo.

Algunos consejos para cuando visites el lago Yueyaquan

Lago Yueyaquan
keso s / Flickr.com

A continuación, te daremos 3 consejos que deberías tener en cuenta si te estás planteando visitar este espléndido oasis:

  • Te recomendamos visitar el oasis por la mañana o bien entrada la tarde, ya que al mediodía hace bastante calor y quizás no disfrutes tanto de la experiencia por las altas temperaturas.
  • No olvides echarte crema solar y cubrirte del sol. Ponte una gorra o cúbrete con un pañuelo.
  • Asegúrate de guardar la cámara en su funda cuando no la uses para que no entre arena en la lente, ya que puede arañarla.

Resulta increíble pensar que, en un mundo tan globalizado y urbanizado, todavía quedan lugares como el lago Yueyaquan. Si eres el tipo de viajero que ama admirar las maravillas de la naturaleza, no dudes en incluir este lago en forma de media luna en tu próximo itinerario.

Te puede gustar