Descubrimos Edimburgo, una ciudad fascinante

· 22 febrero, 2017

Es la capital de Escocia, y muchos lo toman como el lugar donde el avión te deja para poder visitar un lugar hermoso como las Highlands. No obstante, en sí, como ciudad, Edimburgo puede enseñar y aportarte muchas cosas. Por ello, te recomendamos que te tomes un tiempo para visitarla, no te arrepentirás. Para ayudarte, te vamos a mostrar sus lugares más característicos e imprescindibles.

Lo que no te puedes perder en Edimburgo

1. Royal Mile

Royal Mile en Edimburgo
Royal Mile – f11photo

Esta es la calle más larga y famosa de la ciudad y conecta dos puntos importantes: el castillo de Edimburgo y el palacio de Holyroodhouse.

A lo largo de ella te podrás perder por un entresijo de estrechas callejuelas empedradas y patios que te harán creer que has llegado a la edad medieval. Cerca del castillo podrás ver la Castle Esplanade, que el pasado se utilizó para la quema de brujas y hoy es protagonista del Tatoo Festival.

2. Castillo de Edimburgo

Castillo de Edimburgo - jan kranendonk
Castillo de Edimburgo – jan kranendonk

Y hablando del rey de RomaEl castillo de Edimburgo es un imprescindible en tu visita a la ciudad. Se eleva sobre una colina a la que llamaron la Castle Hill y desde donde podrás obtener unas vistas maravillosas de la ciudad.

En él no te puedes perder el cañón de la una en punto, la capilla de Santa Margarita, los Honores de Escocia, el Memorial de la Guerra de Escocia y las Prisiones de Guerra. Esto último si tu sensibilidad te lo permite, pues verás claramente el mal estado en el que vivían los prisioneros en la antigüedad.

3. Palacio Holyroodhouse

Palacio Holyroodhouse en Edimburgo
Palacio Holyroodhouse – Samot

Está situado en el extremo opuesto del palacio, y a pesar de los siglos que lleva construido, aún sigue siendo la residencia oficial de la reina de Inglaterra. Podéis entrar a visitarlo y deleitaros con las decenas de salas de ceremonias y la riqueza escondida en sus muebles, tapices y retratos reales.

Una visita por la majestuosidad entre paredes al estilo barroco que te encantará.

4. Catedral de St Giles

Catedral de Edimburgo
Catedral de St. Giles – ExFlow

Las catedrales siempre son monumentos que visitar allá donde vayamos, y en Edimburgo no podía ser menos. La de St Giles está en el corazón de la Royal Mile. Data del siglo IX y se construyó con el fin de consagrarla al patrón de los leprosos.

Con el paso del tiempo, ha tenido que ser sometida a distintas remodelaciones, aunque eso la ha hecho aún más especial. Hoy se observan como retales en una tela distintos estilos en su fachada.

5. Monumento a Scott

Monumento a Scott en Edimburgo
Monumento a Scott – clivewa

Erigido en honor a escritor escocés Sir Walter Scott, es de estilo gótico y tiene 61 metros de altura. A pesar de que otros monumentos se erigieron en honor al escritor, este es sin duda el más grande.

Tiene un color ennegrecido que mezcla lo siniestro con la belleza, creando una vista especial que no querrás dejar de admirar. Lo interesante es que su punto más alto, la aguja gótica está decorada con 64 personajes de los libros del escritor. Sin duda, un monumento único que merece la pena ver.

6. Royal Yatch Britannia

Royasl Yatch Britannia
Royal Yatch Britannia – Ondrej Deml / Shutterstock.com

El buque oficial de la familia real es un referente turístico que seguro querrás ver en tus vacaciones. Se hacen visitas al interior, en el que podrás ver la majestuosidad de la mano del buen gusto y de la riqueza características de las familias reales.

Tiene su propio centro comercial en el interior, e incluso podrás conocer el camarote de la mismísima reina.

7. La cámara Oculta

Este es un sistema que capta la imagen de la ciudad en una serie de espejos reflectores. Espejos que están situados sobre una superficie cóncava integrada en cuarto oscuro en la parte alta de una torre.

Te ofrecerá una visión de la ciudad de lo más interesante. Es posible que no puedas vivir una experiencia similar en ningún otro lugar.

“Nunca espectáculo tan sobrecogedor conmovió a ojos tan ilusionados”.

– Julio Verne –

Edimburgo es más que un simple trámite por el que pasar para visitar Escocia. No lo dudes, añade esta ciudad a tu lista de cosas por hacer en tus vacaciones por Escocia ¡No te arrepentirás!