Descubre la impresionante catedral de Cuzco

27 noviembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la historiadora del arte Cristina Moreno
Es muestra del sincretismo religioso que se da en Perú y uno de los templos más impresionantes que jamás visitarás. ¿Quieres saber más sobre la catedral de Cuzco?

La catedral de Cuzco es un fabuloso templo cristiano que preside la plaza de Armas de la antigua capital del Imperio inca. Construida en piedra dorada, en su interior podrás escuchar misa en quechua o admirar la talla del Cristo de los Temblores. En definitiva, es un templo en el que se aúnan el cristianismo y la religión andina.

La construcción de la catedral de Cuzco

La construcción de este inmenso templo cristiano forma parte del proceso de conquista que la Corona española llevó a cabo en el Nuevo Mundo. El templo comenzó siendo una pequeña iglesia, la del Triunfo, hoy integrada en el conjunto catedralicio, que asombra por su belleza y majestuosidad.

Construida entre los años 1560 y 1664, entrar en la catedral es como viajar a otra época. Por ella pasaron numerosos arquitectos, entre los que destacan Juan Miguel de Veramendi, Juan Correa y Miguel Gutiérrez Sencio. Este último era conocedor de los tratados y obras de Vitruvio, Vignola y Juan de Herrera.

Además de ello, muchos obispos, así como el virrey Toledo, estuvieron implicados en su proceso de construcción. Fue así porque Cuzco, la antigua capital inca, debía contar con una de las mejores catedrales de toda la cristiandad.

El templo

Catedral y plaza de Armas de Cuzco
Catedral y plaza de Armas de Cuzco

La catedral de Cuzco se asentó sobre los cimientos del palacio del Inca Viracocha. Es uno de los templos más bonitos que podemos encontrar en Latinoamérica. Conformando todo un conjunto elevado sobre la plaza de Armas en una plataforma con casi 4000 metros cuadrados de área, en sus laterales se pueden encontrar los templos del Triunfo y de la Sagrada Familia.

Para su fábrica se utilizaron piedras de la cercana Sacsayhuamán y otras de piedra andesita procedentes de canteras cercanas. Cuenta con planta rectangular con tres naves, siendo la central la mayor. Y se cubre por medio de 24 bóvedas de piedra que se sostienen gracias al trabajo de una serie de arcos de medio punto.

Se trata de un templo que mezcla elementos góticos, renacentistas y barrocos, ya que en su diseño y construcción se tuvieron en cuenta otros templos como la catedral de Granada y la catedral de Jaén. Destaca su bonita fachada enmarcada por imponentes torres. Precisamente, estas se diseñaron con una altura mayor, pero un terremoto acaecido en 1650 provocó que su diseño se replanteara.

Tesoros en el interior de la catedral de Cuzco

Interior del templo
Interior de la catedral / Laura Sarmiento / Flickr.com

En su interior, la catedral de Cuzco cuenta con centenares de tesoros. Entre ellos destaca una de las mejores muestras y más numerosas de la pintura de la llamada Escuela Cusqueña. El más llamativo es el lienzo de La Sagrada Familia pintado por Marcos Zapata, donde el plato principal es un cuy asado.

Además, puedes contemplar al Señor de los Temblores o Taytacha en quechua, como lo llama cariñosamente la población local. Y en ella se encuentran la mitad de las cenizas del Inca Garcilaso de la Vega, que murió en España en 1616. Estas fueron enviadas por el rey Juan Carlos I en 1978, dejando la otra mitad en España para que estuviera en sus dos patrias.

Además de todo ello, cuenta con una maravillosa colección de platería que se puede contemplar en una de sus capillas. Entre estos objetos destacan un anda de plata repujada que pertenece al Señor de los Temblores y una custodia del Corpus Christi en la que destaca un precioso pelícano de plata picándose el pecho para dar de comer a sus hijos.

A inicios de la nave principal encontrarás un enorme coro tallado con obispos y santos. Es una maravilla de la escultura que no te puedes perder. Y en todas las capillas te sorprenderá algún retablo barroco de columnas salomónicas torneadas, pues todos los rincones de la catedral de Cuzco tienen algo que destacar.

La visita a esta catedral peruana

Visitar esta maravilla de la arquitectura colonial es muy fácil. Solo hay que adquirir un billete único o combinado con otros monumentos. Es el llamado boleto del circuito religioso, que incluye las iglesias de San Blas y de San Cristóbal y el Museo de Arte Religioso de la ciudad.

Su visita puede realizarse todos los días en horario de 10 a.m. a 4 p.m. Pero también cuenta con varios horarios de misa en los que asistir a la eucaristía en quechua. Además, tienen varias tarifas que dependen de la edad del visitante.

  • La Catedral (Qosqo, Cuzco, Cusco - Peru). Recuperado el 27 de noviembre de 2019 de http://www.qosqo.com/qosqoes/catedral.html
  • Catedral del Cuzco (s.f.). En Wikipedia. Recuperado el 27 de noviembre de 2019 de https://es.wikipedia.org/wiki/Catedral_del_Cuzco