Curiosidades de la Sagrada Familia de Barcelona

Pedro 20 enero, 2018

La Sagrada Familia se encuentra entre los monumentos más visitados de todo el continente europeo. Entre 4 y 5 millones de personas lo visitan cada año, sin contar muchos otros turistas que se aproximan al templo para verlo por fuera y hacerse una foto. Es un edificio único y espectacular, por eso queremos contarte algunas curiosidades de la Sagrada Familia de Barcelona. 

¿Cuándo se puso la primera piedra?

Fachada de la Sagrada Familia
Fachada – Ted & Dani Percival / Flickr.com

Esta magnífica obra de Gaudí se empezó a construir, al menos de manera simbólica, el 19 de marzo de 1882. Eso hace que, si los trabajos terminasen en 2026 como está previsto, se tarde nada más y nada menos que 144 años en su construcción.

La primera piedra la puso, en un acto oficial, el entonces obispo de Barcelona, José María Urquinaona. Sin embargo, las obras como tales no comenzarían hasta más de un año después, en agosto de 1883.

Un proyecto de vida para Gaudí

Torres de la Sagrada Familia
Torres – Brian Lamb / Flickr.com

Una de las curiosidades de la Sagrada Familia de Barcelona es que el proyecto inicial no se encomendó a Gaudí, sino a otro arquitecto, Francesc de Paula Villa. Sin embargo, desavenencias con el ayuntamiento barcelonés hicieron que abandonara.

Antoni Gaudí había sido discípulo de Francesc de Paula y tenía 31 años cuando empezó a trabajar en el proyecto. Lo cambió completamente y a él dedicaría buena parte de su vida. De hecho, durante mucho tiempo se dedicó en exclusiva a la Sagrada Familia, incluso los últimos años de su vida vivió en la iglesia.

Las 18 torres de la Sagrada Familia

Cuando se acabe este templo, contará con 18 torres. La torre central está dedicada a Jesús y medirá 170 metros. Las 12 más bajas representan a los apóstoles y las cuatro algo más altas a los evangelistas. La que falta hasta completar las 18 está dedicada a la Virgen María.

No hay líneas rectas

Interior de la Sagrada Familia
Interior de la Sagrada Familia – haschelsax /Flickr.com

Otra de las curiosidades de la Sagrada Familia es que en el interior del templo no verás líneas rectas. Tiene una razón, sus elementos pretenden imitar la arquitectura de la naturaleza. Las columnas pretenden simular árboles, pero lo cierto es que su diseño está calculado al milímetro.

“El arquitecto del futuro se basará en la imitación de la naturaleza, porque es la forma más racional, duradera y económica de todos los métodos.”

-Antoni Gaudí-

Financiación de la Sagrada Familia

La construcción del templo se está realizando gracias a donaciones privadas. También la venta de las entradas para visitarlo supone una parte importante de los ingresos que permiten la continuidad de las obras.

El incendio de la Sagrada Familia

Interior de la Sagrada Familia
Interior del templo – haschelsax / Flickr.com

La Sagrada Familia no se libró de las consecuencias de la Guerra Civil. Así, un grupo de anticlericales provocó un incendio que afectó a parte del templo.

Fue un hecho terrible, ya que se quemó el taller de Gaudí. El arquitecto, sabiendo que no iba a ver culminada su gran obra había elaborado infinidad de bocetos y planos para sus sucesores. Lamentablemente, se perdieron en el incendio y las obras desde entonces continúan siguiendo los planos originales.

Curiosidades de la Sagrada Familia: el cuadrado mágico

Este cuadrado mágico se encuentra en la fachada de la Pasión. Es una especie de sudoku de 4 metros de ancho y otros tantos de alto y la suma de sus números es siempre 33, la edad que tenía Cristo cuando murió.

La muerte de Gaudí

El 10 de junio de 1926, Antonio Gaudí murió a los 74 años de forma inesperada al ser atropellado un tranvía. Se le enterró en la capilla del Carmen de la cripta del templo. Si las obras del templo se acaban en el año 2026, la finalización coincidirá con el centenario de la muerte del arquitecto catalán.

Un templo especial en todos los sentidos

Curiosidades de la Sagrada Familia, vista del templo
Sagrada Familia, Barcelona – Patrice_Audet / Pixabay.com

Como puedes ver, la Sagrada Familia es un templo que esconde grandes curiosidades. Sobrevivió, no solo al propio Gaudí, también a un incendio, e incluso al crecimiento desmesurado de Barcelona. El que un proyecto como este, muchos años después de la muerte de su arquitecto, siga construyéndose, da una idea de su majestuosidad y las complicaciones constructivas que encierra.

Existen muchas joyas en el mundo, pero desde luego la Sagrada Familia de Barcelona es incomparable. Y lo es tanto por su particular estilo como por su azarosa trayectoria. Ahora solo queda que realmente acaben las obras para verla en toda su belleza.

Fotografía de portada: NMK Photography

Te puede gustar