Rascafría, un precioso pueblo en la Sierra Norte de Madrid

· 25 febrero, 2018
Rascafría es un encantador pueblo, punto de partida perfecto para descubrir la sierra madrileña. Pero también tiene monumentos interesantes.

El pequeño pueblo de Rascafría, en la sierra de Madrid, lo tiene todo: monumentos, un monasterio, historia, puentes y unos magníficos paisajes rodeándolo. Una excursión fantástica para realizar desde la capital o un lugar para un fin de semana de lo más relajado. ¿Te quieres venir con nosotros a conocer Rascafría? ¡Pues vamos!

1. Naturaleza en Rascafría: el Parque Natural de Peñalara

Parque Natural de Peñalara
Parque Natural de Peñalara – Jacinto Marabel Romo

En este parque encontramos el pico más alto de la Sierra de Guadarrama, además de varias lagunas de origen glaciar. Son muchos los senderos que puedes seguir aquí, pero una de las rutas más famosas es la que va del puerto de Cotos a la laguna de Peñalara. Se tardan unas dos horas y media en recorrer los cuatro kilómetros de ida y vuelta.

Desde esta ruta tendrás vistas inigualables y te podrás hacer una idea de todo lo que alberga este parque en su interior y del fabuloso entorno de Rascafría.

2. Monasterio de Santa María del Paular

Monasterio de El Paular en Rascafría
Monasterio de El Paular – JOSE RAMIRO LAGUNA

Con una mezcla de gótico y barroco, este monasterio es una de las joyas del norte de la Comunidad de Madrid. Fundado en el año 1390 por orden de Enrique II de Castilla, fue la primera cartuja existente en el Reino de Castilla y León. Hoy es hospedería.

Su claustro y la iglesia son maravillosos. Mención aparte merece el patio de la Cadena, que está a la entrada del hotel. Árboles como olmos, robles, fresnos y sauces de cientos de años lo pueblan y sus escaleras de piedra, sus columnas de estilo renacentista y su naturaleza forman una postal increíble.

Y muy cerca, fíjate en el llamado Bosque de Finlandia, uno de los más bonitos de la Comunidad de Madrid, llamado así por su parecido a los bosques nórdicos.

3. El puente del Perdón

Puente del Perdón en Rascafría
Puente del Perdón – LOBO QUIRCE / commons.wikimedia.org

El puente del Perdón está justo frente del monasterio y en principio sirvió para que los monjes accedieran al molino de papel ubicado en la finca de Los Batanes. Permite cruzar el río Lozoya y, aunque el primer puente se construyó en el siglo XIV, el que hoy podemos contemplar es del siglo XVIII.

Su nombre, al parecer, se debe a que en él se llevaban a cabo habitualmente los juicios de los presos. A los que se les otorgaba el perdón se les devolvía a sus casas.

4. Cascada del Purgatorio

Cascada de Purgatorio en Rascafría
Cascada del Purgatorio – JOSE RAMIRO LAGUNA

Desde el monasterio podemos ir hacia la cascada del Purgatorio. Está situada en un precioso entorno natural y mantiene todo el año un buen caudal, aunque con el deshielo y las lluvias este es magnífico. Puedes contemplarlo desde un pequeño mirador.

El sendero para llegar a la cascada es muy sencillo si no vamos en invierno. Si esa época es la única en la que puedes hacer este recorrido, los suelos helados y la probabilidad de nieve hacen aconsejable hacerlo con ropa y calzado adecuados, así como con bastón.

5. Mirador de los Robledos

Si tienes suerte y el clima te acompaña, disfrutar de las vistas y la tranquilidad que ofrece este mirador será una experiencia increíble. Verás un monolito de piedra construido en homenaje a los guardas forestales, así como una especie de reloj con una aguja que indica qué picos, accidentes geográficos y collados puedes admirar desde aquí.

6. Iglesia Parroquial de San Andrés Apóstol

IGlesia de San Andrés en Rascafría
Iglesia de San Andrés – DavidDaguerro / commons.wikimedia.org

Este monumento data del siglo XVI y es especial que uno de los participantes de la construcción pudo haber sido Juan Guas, el arquitecto de los Reyes Católicos. Como curiosidad, te diremos que sus campanas se perdieron durante la guerra y que las que tiene ahora se hicieron con los materiales de dos aviones que se estrellaron por la zona.

7. Ayuntamiento de Rascafría

Data de principios del siglo XX, aunque se rehabilitó en 1984. Tiene estilo neomudéjar y se ubica en la plaza central del pueblo. Una casa consistorial que se encarga de velar por los intereses de los dos mil habitantes que habitan este pequeño pueblo serrano.

“Ser el eterno forastero, el eterno aprendiz, el eterno postulante, he allí una fórmula para ser feliz.”

-Julio Ramón Ribeyro-

Este ha sido nuestro paseo por Rascafría, una bonita localidad en el corazón de la Sierra de Guadarrama en la que hay mucho más que naturaleza. ¿Te animas a visitarla en tus próximas vacaciones?