Pueblos de Ciudad Real en Castilla-La Mancha

· 27 octubre, 2018
Ciudad Real es tierra cervantina, escenario de las andanzas de Don Quijote, al que seguimos sus pasos por algunas de las más bonitas localidades de la provincia.

Si estás buscando un destino para practicar el turismo de interior, Ciudad Real es la provincia que has de elegir. Aquí te espera una pléyade de poblaciones hermosas, así como unos paisajes distintos. Unas tierras con su propia personalidad y, por supuesto, con las huellas de uno de los personajes más célebres del mundo: Don Quijote.

Don Quijote en Ciudad Real

No os extrañéis si en las próximas líneas hacemos diversas referencias a la creación de Cervantes. Y que es su importancia trasciende la literatura y se ha convertido en símbolo de toda La Mancha, y más concretamente de Ciudad Real.

¿Por qué? Porque en estas tierras vivió algunas de sus más famosas aventuras, e incluso hay quien piensa que nació aquí. ¿Dónde? En un lugar de La Mancha

Villanueva de los Infantes

Villanueva de los Infantes en Ciudad Real
Villanueva de los Infantes – santiago lopez-pastor / Flickr.com

Para muchos estudiosos, ese lugar de La Mancha fue Villanueva de los Infantes. En realidad, no todos los investigadores del Quijote están de acuerdo con esa teoría. Pero lo que sí que está claro es que Villanueva de los Infantes es uno de los pueblos más bellos de Ciudad Real.

Comprobad por vosotros mismos hasta dónde llega el encanto de esta localidad. Dedicad tiempo a visitar sus iglesias y conventos, así como sus diversos palacios o la Casa del Caballero del Verde Gabán.

Argamasilla de Alba

Casa de Medrano en Argamasilla de Alba
Casa Medrano en Argamasilla de Alba – Dilema / Wikimedia Commons

Otra población de Ciudad Real candidata a ser patria chica de Alonso Quijano es Argamasilla de Alba. Lo que está claro es que aquí está la Casa Medrano, donde estuvo preso Cervantes.

Y aquí podemos visitar la Casa del Bachiller Sansón Carrasco, el Pósito de la Tercia o la Rebotica de los Académicos, donde se siguen reuniendo los estudiosos cervantinos.

Campo de Criptana

Molinos de viento en Campo de Criptana
Campo de Criptana

Nombrar La Mancha y el Quijote es evocar molinos de viento. Y desde luego, en muchas poblaciones de Ciudad Real todavía se conservan estos gigantes con aspas. Pero en pocas hay un conjunto tan amplio y bien cuidado como en Campo de Criptana.

Algunos de sus molinos ahora son museos. Y entre ellos hay uno dedicado a una de sus hijas más ilustres: Sara Montiel.

“Mire vuestra merced -respondió Sancho- que aquellos que allí se parecen no son gigantes, sino molinos de viento, y lo que en ellos parecen brazos son las aspas, que, volteadas del viento, hacen andar la piedra del molino”.

-Fragmento de “Don Quijote de la Mancha”-

Viso del Marqués

Palacio del Marqués de Santa Cruz en el Viso del Marqués
Palacio del Marqués de Santa Cruz – Wikimedia Commons

Pero no todos los pueblos hermosos de Ciudad Real están tan estrechamente ligados con Cervantes. Aunque es verdad que siempre tienen un toque literario que les da una personalidad especial. Ese es el caso de Viso del Marqués.

De entre todo su conjunto monumental destaca el Palacio del Marqués de Santa Cruz, actual Archivo General de Marina, y escenario ideal para rodar las aventuras del Capitán Alatriste.

Almagro

Corral de Comedias de Almagro
Corral de Comedias – Festival Internacional de Teatro / flickr.com

Seguimos con la literatura en los más bellos pueblos de la provincia de Ciudad Real. Ahora le toca el turno a Almagro. Toda la población tiene diversas joyas históricas en forma de templos, hospitales, conventos o palacios.

Sin embargo, ningún otro rincón posee la importancia de su corral de comedias. Desde el siglo XVII hasta hoy este sitio es el escenario idóneo para representar las obras de teatro del Siglo de Oro español.

Almadén

Interior de la mina de Almadén en Ciudad Real
Mina de Almadén – Raimundo Pastor / Flickr.com

De lo visto hasta ahora se deduce que el patrimonio repartido por las localidades de Ciudad Real es de lo más variopinto. Pues a eso hay que sumar lo que nos ofrece Almadén, un lugar conocido por sus minas históricas de cinabrio, con el que se consigue mercurio.

Unas minas que son Patrimonio de la Humanidad y fuente de riqueza que hizo que se construyeran sus grandes monumentos, como la Academia de Minas o el Real Hospital de Mineros.

Daimiel

Tablas de Daimiel en Ciudad Real
Tablas de Daimiel – Guillén Pérez / Flickr.com

Tal vez sea un poco injusto colocar a la población de Daimiel entre las más atractivas de Ciudad Real. Pero hay un motivo para que aparezca aquí. Este núcleo acoge la maravilla del Parque Nacional de las Tablas de Daimiel. Un espacio natural único, y más aún en un entorno tan peculiar como es La Mancha.

Manzanares

Manzanares, uno de los peublos de Ciudad Real más bonitos
Manzanares – Zarateman / commons.wikimedia.org

El paseo por Manzanares nos ha de llevar hasta el castillo de Pilas Bonas o al palacio de Marques de Salinas. Y hay que entrar a alguna de sus iglesias: la de la Asunción, Nuestra Señora de Altagracia o la del Santísimo Sacramento. Pero sobre todo, hay que paladear toda una institución como es el Museo del Queso Manchego.

Valdepeñas

Vamos a acabar el recorrido por la provincia de Ciudad Real en Valdepeñas. La idea es llevarnos el mejor sabor posible de este viaje por el paisaje rural manchego.

Y para ello, qué mejor que haber comprado un queso de la zona en Manzanares para degustarlo con un buen vino de Valdepeñas. Algo que es posible hacer en las visitas que se hacen a las bodegas repartidas por esta localidad.