10 fabulosos palacios españoles que debes visitar

Sonsoles Jiménez 25 abril, 2018
Cada uno de estos palacios es especial por su belleza y por su particular historia. Visitarlos es sumergirse en episodios importantes de la historia española.

Fueron residencia de reyes o de nobles. Sus muros han sido testigos de acontecimientos importantes o escenas cotidianas que hoy sorprenderían. En sus salones se han celebrado grandes banquetes, en sus habitaciones han descansado ilustres visitantes y sus jardines, en algunos casos, llevan siglos enamorando a quien los pisa. Te hablamos de palacios españoles que deberías conocer.

1. Palacio Real, Madrid

Palacio Real de Madrid
Palacio Real de Madrid – Anton_Ivanov

En 1734 un incendio arrasaba el alcázar de Madrid. Felipe V ordenaba entonces construir este magnífico palacio. Magnífico por su belleza y sus dimensiones. Sus más de 3.400 habitaciones guardan obras de arte de incalculable valor y algunas de esas estancias son en sí mismas auténticos tesoros, como el Salón del Trono, el de Gasparini o el de Porcelana.

2. Palacio de La Granja, Segovia

Palacios españoles: La Granja
Palacio de La Granja – peizais

Felipe V impulsaría también la construcción de esta residencia real veraniega, más modesta en dimensiones, pero con unos jardines maravillosos. Jardines en cuya creación participó el mismo arquitecto que diseñó los de Versalles, Le Nôtre. En ellos podrás pasear entre la vegetación y descubrir 21 fuentes monumentales espectaculares.

3. Palacio de Aranjuez, Madrid

Palacio de Aranjuez
Palacio de Aranjuez – milosk50

Otro de los palacios españoles que sirvió de residencia veraniega a los monarcas. En este caso, fue Felipe II quien impulsaría su construcción. Un palacio pequeño pero hermoso, rodeado también de jardines. Tan bellos son, que fueron determinantes en la declaración de Aranjuez como Paisaje Cultural de la Humanidad por parte de la Unesco.

4. Reales Alcázares, Sevilla

Reales Alcázares de Sevilla
Reales Alcázares – javarman

Es el palacio real en uso más antiguo del mundo, y es que hunde sus orígenes en el siglo IX. Una construcción que se fue ampliando con el paso del tiempo y que hoy muestra una amalgama de estilos única. Y no solo merece la pena destacar espacios como el Salón de Embajadores o el Patio de las Doncellas. Los jardines son también una delicia.

5. La Alhambra, Granada

Alhambra de Granada
Alhambra de Granada- emperorcosar

Imposible hablar de palacios españoles y no mencionar la Alhambra. La antigua corte del Reino nazarí esconde lugares tan hermosos como la Sala de los Abencerrajes, la de las Dos Hermanas o el Patio de los Leones. Una belleza que deslumbró al mismísimo Carlos V, que decidió construir dentro del recinto un palacio de corte renacentista que, por supuesto, hay que visitar.

6. Palacio de la Aljafería, Zaragoza

Palacio de la Aljafería en Zaragoza
Palacio de la Aljafería – Loredana Cirstea

También de origen árabe es este precioso palacio, con aspecto de fortaleza visto desde fuera. Luego fue palacio cristiano, sede de tribunal de la Inquisición y cuartel, antes de acabar en ruinas. Hoy restaurado y sede de las Cortes de Aragón, es visita indispensable en Zaragoza. Por cierto, en su torre torre se ambienta una de las óperas más famosas: Il Trovatore, de Verdi.

7. Palacio de la Magdalena, Santander

Palacio de la Magdalena en Santander
Palacio de la Magdalena – Tatiana Murr

Bastante más moderno es este palacio. Se construyó a principios del siglo XX por suscripción popular como alojamiento de  la familia real durante sus visitas a la ciudad. Un palacio de estilo inglés que se asoma en lo alto de una pequeña península y cuyos alrededores son uno de los espacios preferidos por santanderinos y visitantes para pasear.

8. Palacio Real de Olite, Navarra

Palacio Real de Olite
Palacio Real de Olite – Chanclos

Visitar esta espectacular construcción es casi como sumergirse en un cuento. Sus torres, sus almenas y sus galerías te harán retroceder a la época de los reyes navarros, que tenían aquí su corte. Fue uno de los palacios más espectaculares y lujosos de su época, allá por el siglo XV, cuando en él se celebraban justas y torneos y tenía, incluso, zoológico.

9. Palacio de Sobrellano, Comillas, Cantabria

Palacio de Sobrellano
Palacio de Sobrellano – carlos castilla

Es, sin duda, uno de los palacios españoles más llamativos. Su fachada neogótica con toques árabes destaca sobre una terraza en el terreno. Se construyó a finales del siglo XIX por encargo del primer marqués de Comillas. En su interior se puede admirar mobiliario diseñado por Antoni Gaudí, encargado del diseño de otro palacete en Comillas, El Capricho.

10. Palacios españoles: la Almudaina, Palma de Mallorca

Palacio de la Almudaina
Palacio de la Almudaina – Romas_Photo

Comenzó siendo una fortaleza árabe sobre la que Jaime II ordenaría construir un palacio cristiano. Otro de los palacios españoles que son residencia real, aunque hoy en día solo se utilice para actos oficiales. Destacan su Sala de Audiencias o la Capilla Real, una joya del gótico.

Te puede gustar