Conocemos los monumentos de la historia de China

· 9 noviembre, 2018
Con una historia milenaria, en China podemos encontrar monumentos fabulosos de épocas mu diferentes, comenzando por su gran tesoro: la Gran Muralla.

La Gran Muralla, la Ciudad Prohibida, el Templo del Cielo… ¿Quién no ha oído nunca hablar de estos lugares? Con un pasado milenario, hoy hacemos un viaje muy especial para conocer los monumentos de la historia de China más importantes. ¡Presta atención!

5 monumentos de la historia de China

Milenarios y de leyenda, así podríamos definir los monumentos de la historia de China. Muchos de ellos están incluidos en la lista de lugares Patrimonio de la Humanidad. ¿Por qué? ¡Obsérvalo por ti mismo!

1. La Gran Muralla China

Gran muralla, uno de los monumentos de la historia de China
Muralla China

Es el emblema de la República de China e incluso de toda Asia, y una de las nuevas 7 maravillas del mundo. Nace el año 204 a.C. con un propósito muy claro: proteger a China de los posibles ataques extranjeros, como manchúes o mongoles.

Mide nada menos que 6.259 kilómetros y se construyó por sectores en diferentes etapas de la historia de China. La etapa final de su construcción y responsable de su aspecto actual corresponde a la dinastía Ming.

A lo largo de toda su longitud hay torres de vigilancia donde, en caso de presenciar un posible atacante, los soldados debían de encender una fogata como símbolo de aviso.

Visitarla es imposible de una sola vez, pero existen zonas de la Gran Muralla China especialmente habilitadas. Es el caso, por ejemplo, de la zona Mutianyu, cerca de Pekín. También Badaling y Jinshanling. En definitiva, la zona norte de la muralla.

2. La Ciudad Prohibida

Guía de la Ciudad Prohibida de Pekín
Ciudad Prohibida

Situada en el corazón de Pekín, la Ciudad Prohibida es un complejo de palacios donde vivieron y gobernaron más de 24 emperadores. Es, por ello, otro de los grandes monumentos de la historia de China. Un lugar al que durante siglos solo se podía acceder con permiso del emperador.

Tiene una superficie de 72 hectáreas, 980 edificios y un total de 9.999 habitaciones. Es como si una pequeña ciudad creciese en el interior de Pekín y estuviese rodeada de lujos y leyendas. ¡Descubre todo lo que guardan los muros en este legendario lugar!

3. El Templo del Cielo

Templo del Cielo en Pekín
Templo del Cielo

Es otro de los grandes monumentos de la historia de China que solo podrás encontrar en Pekín. Se construyó entre 1406 y 1420 por orden del emperador Yongue.

Al igual que la Muralla China o la Ciudad Prohibida, es otro lugar Patrimonio de la Humanidad, aunque el objetivo de su construcción fue muy diferente. El Templo del Cielo era un altar de sacrificio, un lugar que servía de enlace entre el cielo y la tierra.

Quizás hay que caminar un poco para llegar, pero su interior y su arquitectura te dejarán boquiabierto. ¡No te pierdas este lugar de leyenda!

4. El Gran Buda de Tian Tan

Buda de Tian Tan en China
Buda de Tian Tan

Aquí tenemos otro de los monumentos de la historia de China emblemáticos. Se encuentra en Hong Kong, cerca del monasterio de Po Lin, un lugar de peregrinación. Mide 34 metros de altura y se construyó con 250 toneladas de bronce. Estas cifras la convierten en una de las esculturas de Buda más grandes de China.

Está situado en lo alto de una colina con una escalera de 240 peldaños que los seguidores de Buda deberán de subir para llegar a lo más alto y mostrar su adoración hacia él. En días despejados puede verse a grandes distancias, lo que se convierte en un paisaje excepcional.

5. El Monasterio de los 10.000 Budas

Monasterio de los 10.000 Budas en Hong Kong
Monasterio de los 10.000 Budas

Seguimos hablando de Buda y, sin movernos de Hong Kong, te descubrimos otro de los tesoros de China. Aunque no sea tan antiguo como los lugares anteriores, pues se construyó en el siglo XX, hay algo que lo hace único. En él hay un total de 12.800 estatuas dedicadas a Buda en sus ocho hectáreas de extensión.

“Alégrate porque todo lugar es aquí y todo momento es ahora.”

-Buda-

Como has visto, estos son 5 monumentos de la historia de China emblemáticos y de épocas muy diferentes, aunque hay muchos que se quedan fuera. Merece la pena mencionar el Palacio de Verano, también situado en Pekín, templos como Xuankong o joyas como los guerreros de Terracota.

Lo que queda claro es que en China hay tesoros fascinantes de todas las épocas que podemos encontrar en cada rincón. Solo nos queda desearte un buen viaje y que lo disfrutes mucho. ¡Te encantará!