Arquitectura de Hamburgo: historia y vanguardia

· 29 septiembre, 2018
Hamburgo es una ciudad en la que se puede contemplar toda una amalgama de estilos arquitectónicos. Desde el neogótico al deconstructivismo.

La arquitectura de Hamburgo aglutina edificios que responden a una amplia gama de estilos. Construcciones a veces espectaculares que merecen ser visitadas en cualquier viaje que se programe a esta ciudad alemana. A continuación, te descubrimos algunos de los más recomendables. ¿Te animas a conocer cuáles son?

Filarmónica del Elba, uno de los imprescindibles de Hamburgo

Filarmónica del Elba en Hamburgo
Filarmónica del Elba

Uno de los edificios más sobresalientes de la ciudad es la Filarmónica del Elba. Es una sala de conciertos ubicada junto al río que le da nombre y que alberga diversos apartamentos en su parte superior.

Se trata, pues, de una obra ambiciosa que fue proyectada por el estudio suizo Herzog & de Meuron, responsable, por ejemplo, del Estadio Nacional de Pekín.

La construcción, que finalizó en el 2016 aunque su apertura no se produjo hasta un año después, pertenece al movimiento arquitectónico del deconstructivismo y destaca por el contraste que supone la parte de ladrillo sobre la que se levanta y la superficie vidriada de arriba. Su interior no es menos sorprendente.

“Un arquitecto es un dibujante de sueños.”

-Grace McGarvie-

Arquitectura de Hamburgo: la iglesia de San Nicolás

Arquitectura de Hamburgo, iglesia de San Nicolás
Iglesia de San Nicolas

En la arquitectura de Hamburgo también sobresalen edificios históricos, este es el caso de la iglesia de San Nicolás. De 1874 a 1876 fue el edificio más alto del mundo, con sus casi ciento cuarenta y ocho metros de altura.

Lamentablemente, en la actualidad se encuentra prácticamente en ruinas desde que fuera bombardeada durante la Segunda Guerra Mundial y sirve como monumento conmemorativo. A pesar de ello, su interés arquitectónico sigue siendo notable.

Vista la iglesia de San Nicolás, se recomienda visitar la iglesia de San Miguel, en cuya cripta está enterrado el famoso compositor C. P. E. Bach. También se puede visitar la iglesia de San Pedro, construida por orden del papa León X; la iglesia de San Jacobo; y la iglesia de Santa Catalina, que data del siglo XIII.

Ayuntamiento de Hamburgo

Ayuntamiento de Hamburgo
Ayuntamiento de Hamburgo

Se trata de una construcción de estilo neorrenacentista que se levantó a finales del siglo XIX. A día de hoy sigue albergando sus funciones gubernamentales. Está situado en el barrio Altstadt, en pleno centro de la ciudad alemana, por lo que no hay excusas posibles para no visitarlo.

De él destaca especialmente su torre de ciento doce metros de altura. Asimismo, el Ayuntamiento tiene una fachada de ciento once metros de largo que representa a los emperadores del Sacro Imperio Romano.

El edificio alberga la oficina del alcalde de la ciudad, la salas de reuniones del Parlamento y el Senado y un vestíbulo donde se realizan conciertos y exposiciones. Como curiosidad, te diremos que cuenta con seis habitaciones más que el Palacio de Buckingham: seiscientas cuarenta y siete.

Chilehaus

Chilehaus en Hamburgo
Chilehaus

El edificio Chilehaus o Casa de Chile es un ejemplo del movimiento arquitectónico denominado “expresionismo en ladrillo”. Es famoso por su punta, ya que esta recuerda a la proa de un buque, así como por sus fachadas que se unen en un ángulo agudo.

Su importancia es tal que está declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Se construyó entre 1922 y 1924 y hoy sirve como edificio de oficinas. Lo edificó el magnate Henry Sloman, que amasó su fortuna al comerciar salitre de Chile, de ahí el nombre del edificio. De su diseño se encargó el arquitecto Fritz Höger.

Otras construcciones y lugares de Hamburgo

Canales de Hamburgo
Canales de Hamburgo

La arquitectura de Hamburgo es mucho más amplia y engloba infinidad de edificios de diferentes usos y estilos.  Destacan sus teatros (Hamburger Schauspielhaus, Teatro Thalia, Kampnagel…), museos (Galería de Arte y Galería de Arte Contemporáneo), sus construcciones deportivas (estadio Volksparkstadion, el de Millerntor, el Centre Court en Rothenbaum) y un largo etcétera.

Además de los edificios que acabamos de ver para así disfrutar de la variedad arquitectónica que ofrece esta ciudad alemana, merece la pena visitar los numerosos parques con los que cuenta. Entre ellos destaca el inmenso Stadtpark.

Otra posibilidad es navegar por alguno de sus numerosos canales, que están atravesados por nada menos que por dos mil trescientos puentes, como el Freihafen Elbbrücken. Desde ellos tendrás otro punto de vista de la arquitectura de Hamburgo.