6 puentes fabulosos que vale la pena conocer

Edith Sánchez·
20 Enero, 2020
Existen puentes fabulosos que son una atracción turística por sí solos. Algunos de ellos sorprenden por su complejidad y otros por su belleza. Se trata de construcciones evocadoras que vale la pena conocer.
 

Los puentes surgen como una respuesta a la necesidad de superar obstáculos naturales tales como un río, un valle o un cañón. En algunos casos dejan de ser simples construcciones para convertirse en puentes fabulosos que se integran a la historia y cultura de una comunidad.

A lo largo de la historia, este campo ha ido avanzando hasta involucrar materiales de última generación y diseños muy complejos. En muchos casos, los puentes han suscitado el concurso de varias profesiones como ingeniería, arquitectura, topografía, diseño de estructuras y materiales, entre otras.

Muchos puentes van más allá de satisfacer una necesidad y se han convertido en verdaderas obras de arte. Llegan a ser un símbolo de la capacidad tecnológica y la visión estética que define la identidad de una cultura.

Los puentes son estructuras que cuentan historias y que favorecen el desarrollo de comunidades. Por tanto, si te resultan interesantes, te invitamos a recorrer algunos puentes fabulosos que vale la pena conocer.

1. Puentes fabulosos: Khaju, Irán

Puente Khaju

Esta magnífica construcción iraní fue realizada en el año 1650, durante el reinado de shah Abbas II. El original diseño de la época se concibió para desempeñar una doble función: como puente y como represa. Por eso, conecta los sectores de Khaju y Zoroástrico y, al mismo tiempo, regula las aguas del río Zayandeh.

 

El puente es inusual en sí, pues presenta edificaciones emblemáticas de la arquitectura persa. Tiene más de 126 metros, 24 arcos y más de 45 canales. Está considerado como uno de los puentes más bellos del mundo. Hoy sirve como lugar de encuentro de las comunidades aledañas. Es uno de esos puentes fabulosos que te dejan sin aliento.

2. Puente Hélix, Singapur

Puentes fabulosos: Helix Bridge

Presenta estructuralmente una forma helicoidal, semejante a la del ADN, de ahí su nombre. Está en Singapur y comunica los sectores de Marina South y Marina Center. Su construcción finalizó en el año 2010.

Presenta cuatro plataformas de observación con vistas impresionantes de Singapur. Su diseño evidencia un elevado nivel de complejidad en el que se utilizaron materiales como acero, hormigón, vidrio fritado y mayas perforadas.

Todo esto le mereció varios premios internacionales. Es un puente exclusivamente peatonal con protección contra el sol y la lluvia y atractivos culturales. Su iluminación nocturna constituye un verdadero espectáculo que hay que conocer. Su construcción fue un verdadero desafío para ingenieros y arquitectos.

 

3. Puente de las Cadenas, Hungría

Puente de las Cadenas de Budapest

Es el puente más antiguo de Budapest. Su construcción es de tipo colgante, en la que los cables han sido reemplazados por eslabones de cadena, de ahí su nombre. Su longitud total es de 380 metros, fue inaugurado en 1849 y reconstruido en 1949, debido a los daños sufridos durante la Segunda Guerra Mundial.

Constituye el icono más representativo de Budapest y por este motivo es frecuente encontrarlo en estampas, postales y en la misma moneda de Hungría. Al llegar la noche, la iluminación del puente que atraviesa el río Danubio es sobrecogedora. Es uno de los puentes fabulosos por su sobriedad.

4. Puente de Shuanglong, China

Puente de Shuanglong

Es un legado de la antigua arquitectura china. Fue construido durante la dinastía Qing en el siglo XVII. Se encuentra ubicado en la ciudad de Jianshui, lugar donde confluían dos ríos, por lo que también se le conoce como el puente de los Dos Dragones o de los Dragones Gemelos.

 

Su estructura tiene una longitud de 148 metros, emplazados sobre pilares que forman 17 arcos y una pagoda central. Es considerado un exponente de maestría en la ingeniería china. El mejor momento para observarlo en todo su esplendor es al ocaso, especialmente por la forma como se integra con la naturaleza circundante.

5. Puentes fabulosos: Bastei, Alemania

Puente de Bastei

Está considerado como uno de los puentes más hermosos de Europa. Su nombre significa ‘fortaleza’. Su construcción se realizó inicialmente en madera a mediados del siglo XIX, y posteriormente en roca. Esta maravilla se encuentra al sureste de Dresde, en medio de gigantescas formaciones rocosas de 100 millones de años.

Este puente peatonal es también un mirador desde donde se puede observar la majestuosidad del valle del Elba. Visitarlo constituye una experiencia surrealista que sucede a 40 metros de altura, en un recorrido de 76 metros de largo. Las formaciones rocosas alcanzan los 300 metros de altura, lo que atrae a turistas de todas las latitudes.

6. Puente de Forth, Escocia

Puentes fabulosos: puente Forth
 

Este puente conecta el noreste y sureste de Escocia. Esencialmente, es una vía férrea de doble sentido. Cruza el fiordo del río Forth, un lugar estratégico de este país, pero frecuentemente azotado por un clima inclemente. De hecho, su construcción fue compleja y muchos trabajadores resultaron heridos o perdieron la vida.

Esta obra de ingeniería demandó muchos recursos: 18 122 m³ de granito, ocho millones de remaches y 55 000 toneladas de acero. El puente tiene una longitud de 2500 metros, se encuentra a una altura de 46 metros y con cimientos que se profundizan 27 metros en el suelo marino. Por el puente cruzan unos 200 trenes por día, tanto de carga como de pasajeros.

 
  • Bastei (s.f.). En Wikipedia. Recuperado el 20 de enero de 2020 de https://es.wikipedia.org/wiki/Bastei
  • El puente de Cadenas. Web de turismo de Budapest. Recuperado el 2 de enero de 20202 de https://www.budapestinfo.hu/es/el-puente-de-cadenas
  • Puente de Forth (s.f.). En EcuRed. Recuperado el 20 de enero de 2020 de https://www.ecured.cu/Puente_de_Forth