La Selva Negra en Alemania

La Selva Negra en Alemania

Seguro que cuando te dicen “Selva Negra” piensas en un delicioso pastel de chocolate. A todos nos ocurre lo mismo hasta que conocemos este hermoso lugar en Alemania. ¿Te gustaría dar un paseo por “Schwarzwald”? ¡Acompáñanos!

La Selva negra, en el corazón del continente

Esta región alemana está localizada junto al Valle del Rhin y se caracteriza por sus extensos bosques de abetos y pinos. Toda la naturaleza parece haberse reunido en este lugar repleto de valles, lagos y cascadas. También ofrece pueblos que bien podríamos decir los han sacado de un cuento.

La Selva negra alemana está dividida en tres grandes partes:

  • Norte: Allí se ubican ciudades como Baden Baden o Calw.
  • Media: Con localidades como Offenburg y el Valle del Kinzig.
  • Sur: La más popular por su límite con Suiza y la ciudad universitaria de Friburgo.

¿Qué visitar en la Selva Negra de Alemania?

Paisaje de la Selva negra

Selva Negra- Baciu

Se dice que ese nombre tan particular no se debe al color de la tierra ni de la vegetación sino por la densidad de los bosques y lo oscuro que podía volverse para los caminantes de la época de los romanos. Shcwarzwald tiene más de 6.000 km² de extensión y se localiza en el estado de Baden Wurtemberg.

“Hay placer en los bosques sin senderos, hay éxtasis en una costa solitaria. Está la soledad donde nadie se inmiscuye, por el océano profundo y la música con su rugido: No amo menos al hombre pero si más a la naturaleza.”

-Lord Byron-

Para llegar a la zona en avión los aeropuertos más cercanos son los de Estrasburgo, Basilea y Zúrich, tomando como referencia el centro de la Selva Negra es decir la ciudad de Triberg.

En un típico recorrido de 3 o 4 días por la región boscosa alemana no te puedes perder estos rincones preciosos por donde se los mire. ¡Toma nota y organiza tu viaje!

Triberg

Es el lugar más visitado de toda la Selva Negra por varias razones. Es un hermoso pueblo en medio de la región y cuenta con unas maravillosas cataratas. Te dirán que son las más altas del país, realmente no es así, pero son bellísimas.

Cascadas deTriberg en la Selva Negra

Cascadas deTriberg – Andrey_Popov

Triberg es también famosa por sus relojes de cuco. Los verás a cada paso que des, incluso podrás contemplar el más grande de mundo, del tamaño de una pequeña casita ¡realmente gigante!

Gengenbach

Entre los turistas que visitan la Selva Negra, la mayoría coincide que este es uno de los pueblos más vistosos que existe en todo el país, algo meritorio teniendo en cuenta la cantidad de bellísimas localidades que hay en Alemania y muy especialmente en esta zona.

Gengenbach en la Selva Negra

Gengenbach – Fox Wu / Flickr.com

Es un pueblo pequeño pero vale la pena hacer una parada en Gengenbach para admirar la arquitectura tradicional compuesta por las típicas casas blancas con entramados de madera y balcones repletos de flores.

Friburgo de Brisgovia

Ten cuidado con esta ciudad… ¡es probable que quieras quedarte a vivir allí para siempre! Te enamorarás a primera vista de sus calles empedradas, su calidad de vida y el compromiso por el medio ambiente. Además tiene un clima benigno y una población amable que no llega a los 200.000 habitantes.

Friburgo en la Selva Negra

Friburgo – KATATONIA82

En el centro de Friburgo se encuentra la catedral, uno de los monumentos destacados, pero también puedes recorrer los alrededores para vislumbrar, por ejemplo, el Monte Feldberg o el Europa Park, el más grande del país.

St. Peter

Se localiza a 20 kilómetros de Friburgo y es muy pequeño. La atracción más importante es el Monasterio Benedictino que data del siglo XI. La carretera que lleva hasta esta bella construcción tiene vistas que te dejarán sin aliento.

Sankt Peter en la SelvaNegra

Sankt Peter – Bildagentur Zoonar GmbH

Si tienes la “suerte” de viajar en un día de niebla entenderás por qué los romanos le dieron el nombre de Selva Negra a la zona. ¡Puede que no distingas demasiado a tu alrededor!

Baden-Baden

Está relacionada con el turismo de lujo por su casino y varios balnearios, sin embargo también hay opciones para bolsillos menos holgados. Sin llegar a ser un destino para mochileros o viajeros de bajos recursos, al menos te recomendamos que des un paseo por el centro de la ciudad o junto al río ¡son gratis!

Vista de Baden-Baden

Baden-Baden

Y en cualquiera de los lugares que te hemos mostrado puedes probar la delicia típica, el pastel Selva Negra. Por supuesto que no te puedes ir de la región sin haberlo probado. ¡Es el postre oficial!

Si estás planificando tus vacaciones en este lugar prepárate para conocer un entorno natural realmente hermoso e inimaginable.

Te puede gustar