La historia de Atlantic City: la ciudad del juego

Este artículo ha sido escrito y verificado por la especialista en Asia Oriental María Belén Acosta
Piensa en la posibilidad de viajar hasta Nueva Jersey para dar un paseo marítimo o jugar en los casinos de esta impactante ciudad. ¡Conoce la historia de Atlantic City!
 

Hoy os invitamos a viajar hasta Nueva Jersey para conocer un poco más sobre la historia de Atlantic City. Esta, conocida como la ciudad del juego o Las Vegas de la costa oeste, es un lugar turístico que atrae cada año a miles de personas en busca de diversión y entretenimiento.

Famosa tanto por sus grandes casinos como por sus playas, esta pequeña ciudad ha ido adaptándose a la demanda y creciendo cada día para ofrecer una experiencia única, sobre todo para los amantes de los juegos de azar y los grandes espectáculos. Sin embargo, es interesante conocer más sobre su historia y todo lo que tiene para ofrecer a quienes la visitan. ¡Te lo contamos!

La historia de Atlantic City

Los orígenes de Atlantic City se remontan a mediados del siglo XIX, cuando muchas empresas inmobiliarias comenzaron a valorar la buena ubicación de este pequeño pueblo de la costa oeste de América. Sus playas y la creación de los primeros hoteles dieron lugar al conocido paseo marítimo en 1870.

A todo lo mencionado, se suma la popularización del uso del ferrocarril. Este método fue el más utilizado por los ciudadanos americanos para viajar. Concretamente, más de 500 000 viajeros se valieron de este método de transporte para llegar hasta la ciudad.

Boardwalk en Atlantic City.
Paseo Marítimo de Atlantic City.

Sin embargo, años más tarde, tras los cambios sufridos en la Ley Volstead, o ley seca, la ciudad sufrió un grave declive. Serían muchos los que decidieran mudarse por la falta de empleo debido a las pérdidas provocadas por el turismo. Muchos hoteles, apartamentos vacacionales y otros locales comerciales se vieron obligados a cerrar, e incluso fueron derribados.

Ya en la década de los setenta, tras la legalización de los juegos de azar, comenzaron las obras para su reconstrucción. De hecho, muchos antiguos hoteles fueron reconvertidos en casinos, además de crearse otros más modernos y con todo tipo de lujos.

La creación de Las Vegas obligó a la ciudad a combatir sus carencias con nuevas atracciones turísticas. Sería el propio Donald Trump quien propusiera la creación de combates de boxeo para captar la atención de otro tipo de turistas; el mismo Mike Tyson realizaría la mayoría de sus combates en la ciudad.

Vista de la ciudad

Para finales de los ochenta, la historia Atlantic City había cambiado: se había convertido en uno de los destinos más populares de Estados Unidos. La conocida como ‘ciudad del juego’, gracias a la creación de grandes casinos, sigue atrayendo a turistas que disfrutan de su paseo marítimo y visitan sus galerías de arte.

 

Paseando por la ciudad del juego

Como ya hemos comentado, la esencia de la ciudad de Atlantic City es su paseo marítimo, junto con sus dos avenidas paralelas; Atlantic Avenue y Pacific Avenue, respectivamente. Aquí encontraremos tiendas de lujo, restaurantes y los mejores hoteles de la ciudad, entre los que se encuentran el conocido Taj Mahal y el Caesars Palace.

El luminoso del Taj Mahal, en Atlantic City.

Tampoco debemos perder la oportunidad de visitar el centro comercial The Pier Shops que, además de contar con las tiendas más exclusivas de la ciudad, ofrece un water show en la fuente central del recinto cada día. Del mismo modo, podremos pasar el día visitando sus museos, su acuario y el parque de atracciones de Steel Pier.

Si lo que buscamos es descansar del ajetreo de la ciudad, podremos ir a contemplar el atardecer desde el Faro de Absecon o viajar hasta Gardner Basin, un pequeño pueblo costero cercano donde se ofrecen excursiones en barco para ver y nadar con delfines.

El Faro de Absecon integra la historia de Atlantic City.

Atlantic City en la actualidad

La descripción de Atlantic City en la actualidad incluye intentos de renovación, tras la legalización en diciembre de 2012 de los juegos de azar en línea. Aunque muchos se han beneficiado de esto durante los últimos años, otros se han visto claramente perjudicados. A esto se le suman los estragos provocados por el huracán Sandy, también en 2012, que obligó a cerrar y reparar varios de los grandes casinos.

 

Pérdidas como esta se suceden también desde marzo de 2020, cuando la actividad económica se desplomó de forma radical debido al cierre de la mayoría de establecimientos por culpa del coronavirus.

La recaudación fue menor al 44 % con respecto al año anterior, lo que equivale a más de 163 millones de dólares, aproximadamente. También han caído las apuestas deportivas y las ganancias creadas por eventos deportivos cancelados.

Como punto positivo a la crisis actual y a la sufrida tras la caída del imperio de Donald Trump, quedan las recaudaciones de los casinos en línea. Un claro ejemplo de ello es el casino Golden Nugget, que ha ganado un 64 % más de ingresos que en marzo del año pasado.